Brújula/ ¿Todo fue flor de un día?

Redacción Portafolio
POR:
Redacción Portafolio
marzo 26 de 2014
2014-03-26 12:54 a.m.

El descenso que ha registrado el precio interno del café, tras haber alcanzado un máximo de 849.250 pesos el pasado 13 de marzo, ha generado cierto desánimo en las regiones productoras. Para mañana, dicho valor estará cerca de los 694.000 pesos y existen posibilidades de que siga bajando.

Como consecuencia, se ha activado el subsidio del PIC que les garantiza a los cultivadores del grano un ingreso de 700.000 pesos, en las circunstancias actuales. Pero más allá del aporte del presupuesto nacional, la pregunta que muchos se hacen es si los vientos que soplaron en favor de la actividad dejarán de hacerlo.

Al respecto, vale la pena analizar las razones de lo ocurrido. Para comenzar, el regreso de las lluvias al sur del Brasil, afectado por una fuerte sequía, ocasionó que la cotización del café en los mercados internacionales descendiera a 1,75 dólares por libra, después de que hubieran superado los dos dólares.

Por otro lado, el mayor apetito global por los papeles de deuda colombiana ha golpeado a la divisa estadounidense. Para hoy la tasa representativa del mercado abre la sesión en 1.979 pesos, lejos del punto simbólico de 2.050 alrededor del cual se ha mantenido durante buena parte del año.

La combinación de ambas circunstancias ha sido sentida por los caficultores de forma inmediata, que ahora añoran un golpe de suerte. En respuesta, los expertos dicen que si se quiere que las cosas mejoren, será necesario que se confirme que los daños que sufrió la cosecha brasileña serán cuantiosos, algo que se sabrá en unas semanas. Adicionalmente, los esfuerzos para contener la apreciación de la moneda nacional tienen que ser exitosos. De lo contrario, la que parecía ser una bonanza terminará siendo flor de un día.

ricavi@portafolio.co

Twitter: @ravilapinto

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado