FMI y presupuesto, ganadores en la crisis

En el plano internacional el gran ganador que se vislumbra es el Fondo Monetario Internacional.

Redacción Portafolio
POR:
Redacción Portafolio
noviembre 04 de 2008
2008-11-04 07:24 p.m.

"De las crisis surgen oportunidades"afirman los sociólogos. Para los habitantes del agro -sabios por naturaleza- 'no hay mal que por bien no venga'. Estas reflexiones vienen como anillo al dedo a propósito de las secuelas de la crisis financiera que está dejando heridos y dolientes por doquier, pero también algunos ganadores o favorecidos.

En el plano internacional, el gran ganador que se vislumbra es el Fondo Monetario Internacional. Recordemos que hasta hace muy poco se llegó a vaticinar su desaparición y extinción por sustracción de materia ante la no ocurrencia de crisis de balanza de pagos en los países que tradicionalmente habían recurrido a sus planes de salvamento. Hasta cierto punto su labor de prestamista internacional de última instancia había sido asumida por el presidente Chávez, en buen uso de su exceso de liquidez en dólares como resultado de la ya esfumada bonanza petrolera.

En ese entorno exento de crisis, el FMI había perdido a lo más granado y selecto de su clientela, y tanto su estabilidad como su razón de ser estaban en tela de juicio. Con los acontecimientos de septiembre y octubre (falta ver lo que ocurra en lo que queda de este fatídico año), la mayoría de los países emergentes -especialmente los latinoamericanos- ya están tocando las puertas del Fondo, precisamente para anticiparse a los estragos de una crisis generalizada. "El que primero se arrodille, primero se confiesa" parece ser la consigna de los responsables de las finanzas públicas de la región. Hasta Colombia, que por varias décadas evitó acudir directamente al FMI y solo firmó un acuerdo stand by, ya ha anunciado que va a tener que reemplazar las emisiones de bonos entre particulares por el crédito otorgado por las agencias multilaterales tradicionales, incluido el Fondo, con todo lo que ello significa en materia de condicionamientos e imposiciones de política económica. Si con el solo acuerdo stand by tuvimos que digerir cuatro o cinco reformas tributarias, y adicionalmente aceptar el reajuste mensual en los precios de los combustibles, ¿qué nos puede deparar el destino si llegásemos a una operación de crédito directo con el FMI?

La receta correspondiente podría llegar a incluir temas tan espinosos como la venta total de Ecopetrol para romperle el espinazo a la deuda pública en pesos (léase TES), o trasladarle el manejo de la política fiscal y del presupuesto al Banco de la República con el fin de preservar la autonomía de este último, pero al mismo tiempo garantizar una deseable coherencia entre lo fiscal y lo monetario; lo mismo que en Venezuela, pero no en cabeza del Ejecutivo, sino del Banco Central.

Y hablando de presupuesto, en el plano nacional éste resulta ser el gran ganador de la crisis mundial. Cuando el Gobierno Nacional elaboró el proyecto de ley correspondiente, le llovieron críticas a granel por el aumento desmedido en el gasto previsto (140 billones de pesos. Esta crítica era válida en un entorno económico de prosperidad y bonanza. De prosperidad y bonanza ya no queda prácticamente nada, y hasta el representante más autorizado del empresariado colombiano, enciende las alarmas sobre el riesgo de una inminente recesión.

En este nuevo entorno, la teoría económica recomienda aplicar una política fiscal expansiva y no contraccionista. Bienvenido entonces el aumento en el gasto del Gobierno, y en consecuencia se debería recoger un número de firmas suficientes para que el Congreso tramite una adición presupuestal para el 2009 de por lo menos 10 billones de pesos más, con el compromiso de que tengan destinación específica hacia obras de infraestructura. Con esta estrategia se estimularía el aparato productivo y se corregiría el tremendo atraso que en materia de infraestructura padece y sufre el país. Si estamos en recesión no puede haber riesgo de inflación. ¿O es que después de seis años de Seguridad Democrática vamos a caer en el peor de los mundos que es la estanflación?

gpalau@urosario.edu.co

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado