Logística y tecnología: una revolución en camino

El 98 % de los profesionales del transporte considera que el internet de las cosas es la iniciativa más estratégica de sus negocios. Por eso, los observadores la llaman “la tercera revolución industrial”.

Redacción Portafolio
Opinión
POR:
Redacción Portafolio
agosto 14 de 2015
2015-08-14 01:56 a.m.

Durante mucho tiempo, el objetivo principal de las empresas de logística y transporte ha sido el seguimiento de todos y cada uno los artículos durante el trayecto.

A pesar de que el sector ha sido pionero en el uso tanto de tecnologías móviles como de seguimiento y localización, las empresas todavía deben conseguir una visibilidad absoluta durante el proceso de entrega.

Sin embargo, el Internet de las Cosas (IoT) supone que este sector está a punto, por fin, de poder realizar un seguimiento de todos los artículos y en cualquier momento. En primera medida el 98 % de los profesionales del transporte consideran que el IoT es la iniciativa tecnológica de mayor importancia estratégica que su negocio llevará a cabo en décadas. Por lo anterior, detallo cinco pasos para utilizar el IoT de manera que transforme las operaciones y rentabilice lo que muchos observadores llaman “la tercera revolución industrial”.

EL INTERNET DE LAS COSAS

El Internet de las Cosas es posible gracias a la combinación de diversas tecnologías. De entre todas ellas, son tres las que destacan:

Conectividad inalámbrica: las redes móviles, Wi-Fi y Bluetooth se combinan a la perfección para proporcionar conectividad frecuente entre los sistemas empresariales y los dispositivos inteligentes en el terreno, como lectores RFID automatizados, ordenadores de mano y escáneres.

En la actualidad, en los casos en los que la cobertura móvil es constante, es posible realizar el seguimiento de los artículos durante todo su trayecto. Las líneas aéreas de carga también tienen previsto instalar conexión Wi-Fi para que se pueda llevar a cabo un seguimiento de la mercancía que se transporta por vía aérea durante su recorrido.

Sensores: hoy en día existen sensores inteligentes económicos que permiten transmitir el estado y la ubicación de la mercancía mediante el escaneado manual o la captura automatizada de datos. Estos sensores incluyen máquinas que se comunican entre sí, microchips, códigos de barras y etiquetas RFID fijadas o incrustadas en los artículos.

La nube: la informática en la nube brinda la posibilidad de procesar, almacenar y analizar de forma rentable los flujos de datos masivos originados in situ por los sensores, equipos portátiles y lectores RFID fijos y portátiles. El interés en el IoT es enorme. Las predicciones de IDC indican que la tecnología que hay detrás aumentará su valor de 1,3 miles de millones de dólares desde 2013 a 3,04 miles de millones para el 2020. Nos hemos puesto en contacto con empresas de logística y transporte de todo el mundo y el 80 % afirma estar preparada para llevar a cabo los cambios necesarios para la implementación del IoT.

PASOS PARA APLICA EL IOT

1. Revisar los procesos: a pesar de que se trata más de una excepción que de la norma, aún nos encontramos algunos negocios de transporte y logística que utilizan documentos de papel para coordinar sus entregas. Estos flujos de trabajo deben digitalizarse o prescindir de los documentos de papel. La integración de estas tecnologías en su negocio es la piedra angular de una estrategia de IoT.

2. Hacer de su almacén un almacén inteligente: gracias a las nuevas tecnologías, su almacén puede resultar más inteligente, eficiente y productivo. Por ejemplo, la tecnología de marca por Bluetooth puede ayudar a su personal a localizar de forma rápida y precisa los artículos que se deben recoger.

3. Revisar la conectividad: la cantidad de datos que procesará a través de las redes Wi-Fi de sus almacenes aumentará notablemente. Por tanto, es recomendable que se realice un estudio de red y se aumente su capacidad si es necesario.

4. Conectar sus vehículos a la red: si añade sensores a sus vehículos, podrá obtener datos valiosísimos sobre el comportamiento del conductor y el mantenimiento del vehículo. Además, los sensores le pueden brindar una actualización en tiempo real del nivel de utilización de sus vehículos y la "salud" de la mercancía para mejorar la seguridad (por ejemplo en el caso de alimentos perecederos).

5. Digerir gran cantidad de datos: el IoT promete ofrecer una visión detallada y en tiempo real de todo su negocio. Es probable que para almacenar, procesar y extraer valor de dichos datos se requieran nuevos o mejorados sistemas de análisis de datos. Los sistemas basados en la nube pueden moderar los gastos y actuar como el músculo necesario para analizar las grandes cantidades de datos, algo necesario para crear un flujo de información que permita tomar mejores decisiones y mejorar el rendimiento.

EVOLUCIÓN EN LUGAR DE REVOLUCIÓN

Algunos observadores hablan de una revolución en las capacidades de las empresas de transporte y logística, lo que sugiere la necesidad de una importante reestructuración de los procesos. Pero esto no tiene que ser necesariamente así. En muchos casos, las tecnologías existentes, desde redes inalámbricas hasta ordenadores de mano y software de gestión, se pueden reutilizar como parte de una estrategia de IoT. Y puesto que las redes inalámbricas de banda ancha son cada vez más ubicuas, se puede conseguir el IoT con mayor rapidez y con un costo más razonable de lo previsto inicialmente.

Pablo Rosas

Gerente de Canales para Zebra Technologies

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado