Prospectiva / Un Canal en veremos

Aquel refrán según el cual “lo barato sale caro” ha vuelto a ser reeditado por cuenta de los líos que enfrentan las obras de ampliación del Canal de Panamá.

Redacción Portafolio
POR:
Redacción Portafolio
enero 04 de 2014
2014-01-04 12:03 a.m.

Como es conocido, en la semana que termina, los representantes del Grupo Unidos por el Canal (GUPC), que lidera la española Sacyr e integran la italiana Impregilo, la belga Jan de Nul y la panameña CUSA, anunciaron que se suspenderán el 20 de enero próximo los trabajos de expansión de la vía interoceánica, si la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) no reconoce sobrecostos que ascenderían a 1.625 millones de dólares.

La disputa le pone un signo de interrogación a la conclusión del proyecto que, bajo el cronograma más reciente, debería entrar a operar en la primera mitad del 2015, un semestre después de lo presupuestado en un comienzo.

El hecho sin duda les traerá trastornos a las navieras que esperan poder usar buques con mayor capacidad de carga, ahorrándose así miles de kilómetros de trayecto entre el Atlántico y el Pacífico.

A quién le cabe la culpa de las demoras es algo que forma parte de la disputa.

Mientras el consorcio encabezado por los ibéricos le atribuye lo sucedido a imprevistos, el Gobierno de Ricardo Martinelli calificó los planteamientos como inaceptables y sostuvo que la única salida es cumplir con el contrato.

Otros, a su vez, tienen una visión más ácida. Un editorial del diario madrileño El País recordó que “desde el momento en que se adjudicó la construcción del tercer juego de esclusas, en 2009, con una oferta que era inferior en más de 1.000 millones de dólares a la siguiente propuesta, hubo dudas sobre la posibilidad de llevar a buen término la obra en los plazos previstos”.

Y aunque es cierto que en múltiples ocasiones han sido usuales las reclamaciones, llama la atención que estas superen el 50 por ciento de lo convenido.

Por cuenta de esa situación, el futuro de un proyecto de infraestructura clave para Panamá, la región y el mundo se encuentra en entredicho.

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado