La Santo Tomás celebra sus 435 años con nuevo rector

Se trata de la universidad más antigua de Colombia y, con, otros centros superiores de carácter confesional y el Ministerio de Educación, está formulando una estrategia para formar a las nuevas generaciones del posconflicto, la cual estará basada en la inclusión de todos los sectores sociales.

Redacción Portafolio
Opinión
POR:
Redacción Portafolio
octubre 01 de 2015
2015-10-01 03:37 a.m.

Durante todo el 2015 la Universidad Santo Tomás está de celebración.

En primer lugar, conmemora 435 años de su fundación, tiempo en el que se ha consolidado como uno de los mayores pilares educativos del país, fuente de pensamiento y cultura que ha formado a numerosas generaciones de profesionales. Personajes ilustres con gran repercusión en la historia nacional, como Andrés Rosillo, Atanasio Girardot, Francisco de Paula Santander, Francisco José de Caldas y Camilo Torres fueron instruidos en sus aulas.

En segundo lugar, son 50 años desde la reapertura de sus aulas, durante el Gobierno de Guillermo León Valencia, en 1965, con dos de sus facultades insignia –Derecho y Filosofía– luego de ser clausurada en el siglo XIX por el gobierno de Tomás Cipriano de Mosquera.

Además, consciente de las necesidades educativas de esa época amplió su oferta de formación dando apertura a nuevas facultades como Economía, Ingeniería Civil y Sociología, junto al Departamento de Humanidades y el Instituto de Lenguas.

En tercer lugar, luego de conseguir la acreditación institucional de Alta Calidad en el 2011 para la Sede Bogotá y la modalidad de formación a distancia, se presentó ante el Consejo Nacional de Acreditación (CNA) para convertirse en una de las primeras universidades colombianas en obtener la acreditación institucional multicampus, como reconocimiento al impacto y la alta calidad de sus programas y del ejercicio de sus funciones universitarias en sedes, centros de atención universitaria y seccionales, a lo largo y ancho del país.

Desde su reapertura, en 1965, con 262 estudiantes y cuatro facultades, la universidad se ha consolidado en 26 ciudades, con una oferta que incluye 87 programas de pregrado, 104 de posgrado, 80 diplomados en las modalidades de formación presencial y a distancia.

Su comunidad académica está constituida por una planta de 2.625 docentes, 32.384 estudiantes (28.203 de pregrado y 4181 de posgrado), 1456 administrativos y 122.448 egresados.

“Hoy más que nunca la Universidad cumple un papel estratégico en el proyecto de desarrollo económico, social y político de Colombia”, anotan sus directivas.

En este escenario, continúa fortaleciendo su compromiso con la historia, y a la luz de su experiencia, revisa el pasado, evalúa el presente y se proyecta al futuro.

UNA PROPUESTA PARA EL POSCONFLICTO

Si bien la celebración central fue la semana pasada, el ambiente festivo continuará en lo que falta del 2015, en cabeza de su nuevo rector, fray Juan Ubaldo López Salamanca, quien culminará este periodo en el año 2019 (ver recuadro).

Otra de las misiones principales del nuevo jerarca de la ‘Santoto’ es –manteniendo la filosofía institucional– adaptar el proyecto educativo para las nuevas realidades del país.

Por eso Fray Juan Ubaldo liderará una estrategia en la que están involucrados otros centros de formación superior del país de carácter confesional (el Rosario, La Salle y la Católica), que busca fortalecer la educación en tiempo de posconflicto.

Esta iniciativa tendrá como eje generar modelos educativos incluyentes a todos los actores sociales, que permitan formar a una nueva generación en paz.

“Los cambios acelerados, el anhelo de la paz y la realidad del posconflicto, entre otros, obligan a la academia a afrontar con ética, calidad e innovación la formación de las nuevas generaciones, para que puedan asumir de manera competente y responsable los compromisos que demanda la construcción de la nueva sociedad que se encuentra en proceso de reconfiguración”, puntualiza la universidad.

UN FRAILE JOVEN DE GRAN EXPERIENCIA

Fray Juan Ubaldo López Salamanca ingresó a la Orden de Predicadores en el año 2000, tomó el hábito al año siguiente e hizo su primera profesión religiosa el 2 de febrero del 2002, para confirmarla solemnemente en el 2006. Su ordenación sacerdotal la recibió en el 2007.

Es contador público de la Universidad Jorge Tadeo Lozano, es bachiller en Sagrada Teología de la UPB de Medellín, licenciado en Filosofía con énfasis en pensamiento Político y económico de la Universidad Santo Tomás y magíster en Pedagogía de la Seccional de la USTA, en Tunja.

Ha estado vinculado a la Universidad Santo Tomás sede principal de Bogotá como docente del Departamento de Humanidades e integrante del grupo de investigación en Desarrollo Humano, Humanismo y Educación del Centro de Investigaciones Louis Joseph Lebret. En la Sede de Villavicencio fue Director Administrativo y Financiero (2007-2008).

Publicó el libro ‘Economía y Humanismo, actualidad de una propuesta dominicana’ (2010), entre otros. Al momento de ser nombrado Rector General era síndico de la Provincia de San Luis Bertrán de Colombia.

Nuestros columnistas

día a día
lunes
martes
miércoles
jueves
viernes
sábado