Ricardo Ávila
Brújula

La etapa que sigue

La capital del Putumayo empieza a superar las emergencias más agudas, mientras comienza la etapa de reconstrucción que durará al menos un par de años.

Ricardo Ávila
Director de Portafolio
Opinión
POR:
Ricardo Ávila
abril 11 de 2017
2017-04-11 07:53 p.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/09/56ba4e7b94041.png

Con el regreso de la electricidad y la instalación del puente que elimina el mayor cuello de botella en materia vial, Mocoa dio ayer otro paso en el camino hacia la normalidad. Diez días después de la tragedia que dejó más de 300 muertos y miles de damnificados, la capital del Putumayo empieza a superar las emergencias más agudas, mientras comienza la etapa de reconstrucción que durará al menos un par de años e incluye acueducto, hospital y viviendas.

No menos importantes son las obras relacionadas con el desarrollo urbano y territorial sostenible. La dolorosa lección que dejó el desbordamiento de los ríos y quebradas que atraviesan el municipio es que hay que emprender acciones orientadas a la mitigación y la prevención, pues no se puede repetir el error de ignorar los riesgos propios de la zona, acentuados por la deforestación y el cambio climático.

Esa es precisamente una de las áreas en las cuales el Banco Interamericano de Desarrollo estaría dispuesto a darles la mano a las autoridades colombianas. La amplia experiencia de la entidad multilateral en la recuperación de territorios afectados por desastres naturales, la convierte en un aliado clave para el capítulo que arranca a escribirse.

La parte que sigue incluye estrategias para el desarrollo de una región, cuya economía sigue dependiendo de la explotación de los recursos naturales, con todos los desequilibrios que ello conlleva. En tal sentido, el BID propone aprovechar el potencial de Mocoa para convertirla en eje central de la integración con Ecuador, lo cual, por ejemplo, llevaría a que el tráfico de camiones se multiplique por 20 frente a lo actual.

Semejante transformación requiere una buena gerencia e impulso a los sectores rural y forestal. La oportunidad es grande. Ahora, hay que aprovecharla.

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado