Ricardo Ávila
brújula

Un pico no es una bonanza

El de ayer fue un día de corrientes encontradas en el mercado cambiario. Así se podría describir el rumbo de la moneda nacional, cuya tasa promedio reflejará hoy una baja de 29 pesos frente al dólar, la cual podría sorprender a algunos observadores tras las presiones recientes en favor de la devaluación.

Ricardo Ávila
Director de Portafolio
POR:
Ricardo Ávila
noviembre 07 de 2017
2017-11-07 09:18 p.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/09/56ba4e7b94041.png

El de ayer fue un día de corrientes encontradas en el mercado cambiario. Así se podría describir el rumbo de la moneda nacional, cuya tasa promedio reflejará hoy una baja de 29 pesos frente al dólar, la cual podría sorprender a algunos observadores tras las presiones recientes en favor de la devaluación.

Y es que de un lado, soplaron los vientos en favor del dólar, cuya fortaleza en los escenarios internacionales está confirmada gracias al buen momento por el que atraviesa la economía estadounidense. Junto a lo anterior, la expectativa de mejores resultados por parte de las empresas que cotizan sus acciones en Wall Street y la esperanza de que la reforma tributaria impulsada por los republicanos en Washington, anima a los inversionistas.

Sin embargo, de otro lado, se sienten las ráfagas generadas por la geopolítica. Esta vez, las tensiones en el Medio Oriente resultaron determinantes para que las cotizaciones del petróleo llegaran a máximos que no se veían hace 29 meses.

Como consecuencia, el barril de la variedad Brent superó el nivel simbólico de los 65 dólares, algo que, sin duda, impacta favorablemente a Colombia. No hay que olvidar que el crudo es el renglón número uno de las exportaciones del país y el hecho de que el valor de los hidrocarburos esté 37 por ciento por encima de los niveles de hace un año, debería sentirse en la oferta de divisas.

Lo anterior no quiere decir que haya que hacer cuentas alegres. Si bien situaciones como la que compromete por estos días a Arabia Saudita forman parte de la realidad global, vale la pena recordar que hay factores coyunturales y estructurales. De tal manera, a la larga importa más la tendencia de la oferta y la demanda de petróleo, que lo que suceda en vecindades del golfo Pérsico. Dicho de otra manera, no hay que anhelar bonanzas que todavía no tienen fundamento.

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado