Ricardo Ávila
Prospectiva

Washington manda plata

Ricardo Ávila
Director de Portafolio
Opinión
POR:
Ricardo Ávila
febrero 05 de 2016
2016-02-05 06:49 p.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/09/56ba4e7b94041.png

La suma recibida asciende a los 10.000 millones de dólares a lo largo de la pasada década y media, pero todo indica que aún falta. Así se desprende del anuncio hecho por el gobierno de Estados Unidos, en el sentido de que el Plan Colombia será reemplazado por el plan ‘Paz Colombia’, un paquete de ayuda que incluiría un incremento del 45 por ciento frente a la suma actual en el 2017.
Por lo menos esa es la intención del gobierno de Barack Obama, que por estos días está obligado a remitir al Congreso su propuesta sobre los gastos de la administración en el próximo año fiscal. Tal como lo señaló el mandatario norteamericano, la solicitud ascenderá a 450 millones de dólares, que superan con creces los 310 millones actuales.
El propósito es “ayudar a reforzar las ganancias de la seguridad, a reintegrar los antiguos combatientes en la sociedad y ampliar oportunidades en la aplicación de la ley”, según lo señaló el actual inquilino de la Casa Blanca. En concreto, aparte de la paz, el esfuerzo se concentrará en la lucha contra el crimen organizado, el desarrollo rural y la erradicación de minas antipersonas.
Falta, por supuesto, la bendición del Capitolio, controlado por la oposición republicana. Si bien algunos integrantes de dicho partido han señalado sus diferencias frente a las negociaciones con las Farc, la esperanza es que la credibilidad que tiene una alianza que lleva años sea suficiente para despejar los obstáculos que se presenten.
En el interregno, no hay duda de que Juan Manuel Santos recibió un importante respaldo político que le sirve para silenciar un poco las críticas de la derecha colombiana. Que Washington reitere su compromiso con el proceso que se adelanta con las Farc, les quita puntos a los opositores, que, entre otras, hablaban del escepticismo de la comunidad internacional. Ahora que el respaldo incluye dinero, más de un escéptico podría comenzar a pensar que la paz no es tan mal negocio como dicen.

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado