Camilo Herrera Mora
columnista

¿Paxit?

Camilo Herrera Mora
Opinión
POR:
Camilo Herrera Mora
junio 27 de 2016
2016-06-27 09:14 p.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/22/56cb67313466d.png

Inglaterra se la jugó a definir políticas públicas en las urnas y el error le saldrá muy caro. El editorial de este lunes de Ricardo Ávila en Portafolio es muy diciente sobre esto, y de lo que debe hacer el Gobierno colombiano con el tema del plebiscito, donde la clave será hacer las cosas a tiempo.

Ávila tiene razón en que el Gobierno debe aprender del Brexit, para anticiparse a lo que puede pasar, sobre todo intentando contestar una pregunta: ¿si los viejos condenaron a los jóvenes con el Brexit, puede pasar lo mismo con la paz en Colombia?

La BBC y otros medios de comunicación muestran que la mayoría de las personas de 50 años votaron por la salida, y los menores de 30, por la permanencia; situación que ha abierto el debate sobre las razones de la votación, porque si los mayores votaron considerando que tienen una mayor experiencia y que los jóvenes aún no saben qué puede pasar, la votación puede ser correcta y haber salvado al país de una opinión joven en masa, que podría poner en riesgo el futuro de la nación; pero, si los mayores votaron en contra porque creen que las cosas eran mejores como estaban antes de entrar a la Unión, el análisis se vuelve más complejo, porque se está haciendo a partir de los parámetros aprendidos y el temor al cambio, y no de necesidades de Inglaterra en el futuro.

Acá va a pasar los mismo, ya que los mayores de 50 años consideran que este acuerdo no se debe dar porque es “entregarle el país a la guerrilla”, pues toda su vida ellos fueron el enemigo que se debía combatir, y no van a aceptar un ‘empate’; los jóvenes no saben lo que es una Colombia en paz y seguramente votarán a favor del acuerdo, porque el problema con las guerrillas es una mala herencia que los mayores les quieren dejar, por la terquedad de no firmar el ‘empate’.

El Gobierno debe ser muy hábil para hablar de los beneficios del acuerdo y no de sus atributos. Cualquier persona que esté vinculada al mercadeo, en cualquier parte del mundo, sabe que hoy se debe hablar de beneficios y no de atributos, o de lo contrario el debate se centra en la ‘comoditización’ de los conceptos y la eliminación de la propuesta de valor en la comunicación. Coca-Cola nunca ha dicho que es dulce o con cafeína, lo que dice es que da felicidad. No se debe hablar de la justicia, o se cae en el debate de la impunidad, sino mostrar lo que el acuerdo logrará.

Los mayores deben comprender los beneficios del acuerdo para ellos, sus hijos y nietos, y no quedarse solamente pensando en los ‘sapos’ que se van a tragar y atragantar, para que voten por la paz y no por lo que pasó; es casi lo mismo que se le dice a un niño cuando se le va a poner una vacuna: “Sí, te va a doler y quizá te enfermes un tiempo, pero así no te dará una fuerte enfermedad en el futuro”.

El país debe entender que la firma del acuerdo y votar a favor de él no es un tema de pensamientos políticos, ni de protagonismos, ni uribismo contra santismo, ni de un Nobel de Paz, sino una decisión de Estado para el futuro, que la tomarán los colombianos en las urnas, y donde debe primar la reflexión por el futuro y no por el pasado.

Camilo Herrera Mora
Presidente de Raddar
camiloherreraraddar@gmail.com

Nuestros columnistas

día a día
lunes
martes
miércoles
jueves
viernes
sábado