Así se mueve el negocio de las librerías independientes durante la Filbo

Algunas de ellas han sido vinculadas al evento cultural mediante stands o actividades relacionadas.

Libros

Archivo Portafolio.co

Archivo Portafolio.co

POR:
Portafolio
abril 27 de 2017 - 04:28 p.m.
2017-04-27

Sin duda alguna, la Feria Internacional del Libro de Bogotá (FilBo), es uno de los grandes eventos culturales que se da en nuestro país. En esta, grupos editoriales y librerías enseñan a visitantes toda su oferta literaria, por lo que resulta siendo una gran plataforma de negocios para este mercado.

Sin embargo, los 15 días de la FilBo, que reúne más de 500 expositores y tiene cerca de 150.000 títulos disponibles, trae algunas consecuencias para las librerías independientes, que, durante la celebración de esta fiesta literaria, pierden las visitas de sus clientes.

(Vea: ¿Cuánto dinero genera la Feria de Libro de Bogotá?

En este tiempo las librerías pueden llegar a perder hasta un 30% de las ventas que realizarían en un mes normal.

"Las ventas en general sí se ven afectadas durante los días de la Feria del Libro, ha sido algo tradicional. En nuestro caso, perdemos cerca del 20%", aseguró Camilo de Mendoza, uno de los dueños de la librería Tornamesa. 

(Lea: Mercado interno de libros salva al sector editorial en Colombia

La misma opinión tiene el librero encargado de la librería La Madriguera del Conejo, Edgar Blanco, quien asegura que antes de que la Cámara del Libro vinculara a las librerías con los eventos de la Feria, las perdidas en ventas llegaban a un 30%.

“La Feria en nosotros tiene un impacto fuerte en tanto que la gente la identifica como una oportunidad de encontrar descuentos, comprar más económico y tener mayor oferta”, mencionó Blanco.

(Lea: ¿Cómo se organizó la primera feria del libro de Bogotá hace 30 años?

Ante este panorama, las librerías se ven obligadas a crear estrategias- que van desde hacer grandes descuentos, pensar en una nueva experiencia de usuario y hasta vincularse como tal a la feria- que permitan mitigar el impacto de la fiesta literaria.

“En algún momento teníamos claro que debíamos participar en este espacio, y lo hicimos. Sin embargo esto no nos fue rentable porque este espacio está diseñado para las editoriales, para las ventas de distribuidores que pueden bajar los precios de los libros, y así la competencia se vuelve difícil porque tienen los mismos productos a más bajo costo”, aseguró el vocero de La Madriguera del Conejo.

A pesar de este panorama, tanto Camilo de Mendoza como Edgar Blanco han visto en la vinculación a la Feria, dada hace tres años por la Cámara del Libro, una oportunidad para recuperar parte de lo perdido y tener más visibilidad durante la celebración de este evento.

“Este año tendremos charlas de autores de talla internacional, firmas de autógrafos, como la del ilustrador francés Benjamin Lecombe, entre otros. Esto es fundamental porque nos genera una mayor visibilidad e interés de los lectores por visitar nuestras tiendas”, afirmó Camilo de Mendoza.

Otra de las oportunidades que tienen desde hace tres años, es que las editoriales han permitido a estas librerías estar actualizadas con las novedades que presentan y con los contenidos presentes en esta gran fiesta literaria.

“NO SE VENDE MÁS O MENOS PORQUE HAYA FIESTA" 

Si bien la Feria trae algunas pérdidas para las librerías menores, este espacio se vuelve beneficioso en tanto que impulsa el sector, siembra nuevos clientes y lectores que, luego, volverán a las librerías.   

Para Fernando Rojas, gerente editorial de Panamericana, estar en este evento cultural abre otros beneficios en ventas para las librerías. Por ejemplo, esta, una de las más grandes del país, durante la feria alcanza cerca del 4% de las ventas de todo el año.

Ante esto, Rojas menciona que el mayor beneficio que deja la Feria del Libro es la oportunidad de presentar toda la oferta, tanto en novedades como en catálogo de la librería, durante los quince días.

“La feria permite una mayor cercanía con el público lector y al ciudadano común que usualmente no visita nuestras tiendas, y hacer una presencia de marca importante en estos espacios culturales”, mencionó Rojas. A esto agregó que  “no hay antagonismo entre Feria y otros espacios. No se trata de vender más o menos porque haya feria”.

Siga bajando para encontrar más contenido