Libertad que perfuma las montañas de Antioquia

Llanos, montañas, ríos y altas sierras son algunos de los parajes que puede hallar el viajero en la tierra de arrieros y colonizadores.

Plaza Botero en Medellín.

Daniel Bustamante

Plaza Botero en Medellín.

POR:
diciembre 19 de 2013 - 01:17 a.m.
2013-12-19

Antioquia siempre será una gran opción para escaparse. La variedad del departamento, desde lo natural y lo arquitectónico no dejará a nadie indiferente y sin disfrutar de esta hermosa tierra.

A 138 kilómetros de Medellín se encuentra Jardín, considerado uno de los pueblos más lindos del departamento y, quizás, la muestra más representativa de la tradicional construcción antioqueña.

No hay que dejar de visitar la iglesia de la Inmaculada Concepción, el Parque El Libertador, la Cueva del Esplendor (horadada por una caída de agua de 40 metros de altura y en la que los rayos del sol crean un gran espectáculo lumínico) y el cable aéreo, de 400 metros de extensión.

MÁS PARA CONOCER

El recorrido sigue en Jericó, a 104 kilómetros de la capital del departamento.

Con una arquitectura que conjuga elementos tradicionales paisas y estilos colonial y republicano, cuenta, entre otros atractivos, con la Plaza de Bolívar, el Parque Reyes, el cable aéreo (de 750 metros de extensión y que lleva al Parque ‘Las Nubes’, centro de protección natural), el condominio campestre Cauca Viejo (que recrea la Antioquia de antaño), el Jardín Botánico ‘Los Balsos’, el Museo de Arte Religioso y la casa de la Madre Laura, que rinde homenaje a a esta santa colombiana.

Luego, el camino lleva hasta Santa Fe de Antioquia (considerada la cuna de la antioqueñidad), ubicada a 75 kilómetros de Medellín y que durante dos siglos fue capital departamental. Es considerada monumento nacional por su hermosa arquitectura colonial.

AL NATURAL

En los municipios de El Peñol y Guatapé se encuentran represas y diversos escenarios naturales con una importante infraestructura turística que les permite a los visitantes disfrutar de recorridos en bote o practicar canotaje, canopi y esquí náutico.

Si de playas vírgenes se trata, una gran opción es Necoclí, ubicado a 424 kilómetros de Medellín, en pleno Golfo de Urabá. Para los amantes de la naturaleza, los recomendados son los parques de ‘Las orquídeas’.

 

 

 

Siga bajando para encontrar más contenido