Medellín se lanza a la carrera espacial

La ciudad 'paisa' se posiciona como foco de la industria espacial latinoamericana de la mano de Ruta N, una corporación público-privada que promueve la innovación y que comenzará esta aventura en noviembre con el lanzamiento de sus primeros globos aeroespaciales.

La inciativa se denomina Medellín Espacial.

Archivo particular

La inciativa se denomina Medellín Espacial.

Tendencias
POR:
octubre 16 de 2014 - 05:49 p.m.
2014-10-16

Por esta iniciativa, denominada Medellín Espacial, se han comenzado a crear nuevos negocios tecnológicos que aprovechen las oportunidades que brinda el espacio con el desarrollo y puesta en órbita de satélites a bajo costo, dijo el gerente del Plan de Ciencia, Tecnología +innovación (CT+i), Elkin Echeverri.

"Buscamos apropiarnos de un nuevo segmento empresarial y científico. Hemos identificado una ventana para desarrollar, implementar y articular aplicaciones o iniciativas que traspasen las fronteras", remarcó.

Según Echeverri, con la ubicación de pequeños satélites en la estratosfera mediante globos aerostáticos se abre la oportunidad de llevar a cabo tareas que hasta ahora han sido muy costosas para las empresas y los Estados, relacionadas, por ejemplo, con la organización del catastro o el control de fronteras o cultivos.

Esta nueva industria aeroespacial permitirá también organizar viajes turísticos al espacio, agregó, al detallar que el empresario que entre en ese negocio desde Medellín será pionero en América Latina.

"Hoy en día lanzar satélites al espacio es mucho más barato. No estamos hablando de satélites militares que cuestan 500 millones de dólares, sino de dispositivos que pueden costar hasta 30.000 dólares y que pesan entre 10 gramos y 500 kilos", añadió.

Dijo que en Latinoamérica no se han desarrollado estas iniciativas por una "veda cultural" guiada por el imaginario de que los satélites solo están al alcance de las grandes potencias, cuando se está abriendo una gran industria que puede mover millones de dólares con soluciones al alcance de las empresas.

"Esto es como cuando se crearon los computadores y muchos no creyeron que algún día iban a ser portátiles", explicó. Ruta N, que ya ha agrupado a conjunto de compañías en Medellín en forma de "cluster" para alcanzar los objetivos aeroespaciales, dispone de un fondo de capital riesgo de aproximadamente 2.400 millones de dólares para compañías o grupos de investigación que generen propuestas tecnológicas e innovadoras en este campo.

La primera iniciativa tendrá lugar a inicios de noviembre, cuando Ruta N colocará en la estratosfera sus dos primeros globos aeroespaciales en coordinación con la Comisión Colombiana del Espacio, dependiente de la Fuerza Aérea Colombiana.

Una vez ubicados en el espacio se llevarán a cabo varios experimentos en esos globos que serán dirigidos por el científico y astrónomo Jorge Iván Zuluaga, la biotecnóloga Lucía Atehortúa y el biólogo Mario Londoño.

En el primer globo tendrán cabida cuatro experimentos: un detector de rayos cósmicos que a futuro pueda convertirse en una propuesta empresarial para la predicción del clima y un cultivo de microalgas, organismo que será estudiado para detallar la viabilidad de convertirlo en una fuente de alimentos para viajes espaciales.

También un estudio de tardígrados, conocidos como "osos de agua", que no son otra cosa que organismos multicelulares cuya resistencia a los rayos ultravioleta se analizará para, por ejemplo, desarrollar protectores solares.

Por último se colocará en la estratosfera el experimento diseñado por un estudiante de secundaria de Medellín, que será escogido a partir de una convocatoria abierta por Ruta N, indicó Echeverri.

En el segundo globo se probarán aparatos electrónicos y su funcionamiento, agregó Echeverri, quien explicó que en este proyecto se han invertido 150.000 dólares.

Durante el primer semestre ya se realizaron pruebas exitosas en Estados Unidos en alianza con Ideatech, una compañía colombiana que desarrolla nanosatélites, con el apoyo de la NASA.

EFE