El Pony Fútbol, la cantera de la Selección

De los 23 escogidos por José Pékerman, nueve salieron de este torneo infantil.

Juan Fernando Quintero debutó en el Pony Fútbol en el año 2006.

Archivo Particular.

Juan Fernando Quintero debutó en el Pony Fútbol en el año 2006.

Tendencias
POR:
julio 06 de 2014 - 08:45 p.m.
2014-07-06

La imagen que hoy se ve en los entrenamientos de la Selección Colombia, donde Jackson Martínez y Carlos Bacca –goleadores en sus equipos de Portugal y España– intentan vulnerar el arco de David Ospina, es solo la repetición de 1999, cuando Martínez, con la Selección de Chocó, y Bacca, con la Escuela Toto Rubio de Barranquilla, se enfrentaron a Ospina en la primera ronda de la fase final del Pony Fútbol.

Algo parecido se podría decir de la final de 2006, donde el enfrentamiento fue entre Juan Fernando Quintero, quien lideraba el ataque de Envigado FC, y Eder Álvarez Balanta, defensa de Compensar de Bogotá. La emoción que entonces llevaron hasta la ronda de penales, hoy se repite en la sede de entrenamiento de la Selección Colombia.

Pero aparte de estos cinco astros, cuatro más de los héroes que defendieron el tricolor nacional en el Mundial de Brasil tuvieron sus orígenes futbolísticos en este torneo infantil que está cumpliendo 30 años: Camilo Zúñiga, Carlos Sánchez, Santiago Arias y Carlos Bacca. También, allí dio sus primeros balonazos frente a las cámaras de televisión la estrella del Mónaco Radamel Falcao García, que aún siendo seguro miembro de la plantilla escogida por el técnico Néstor Pékerman, tuvo que marginarse por una lesión.
Además, muchas más figuras que han rutilado en el fútbol nacional y extranjero pasaron por el Pony Fútbol, como Dairo Moreno, Mauricio Molina, Luis Amaranto Perea, Giovanni Moreno, Rubén Darío Bustos, Fredy Montero y Carlos Rentería, entre otros.

MUNDIALITO INFANTIL

El Pony Fútbol se creó en Medellín, en 1984, por iniciativa de varios exjugadores profesionales, como un ‘mundialito’ para niños procedentes de barrios pobres. En un principio fue organizado por la Corporación Deportiva Los Paisitas y cuatro años después obtuvo el patrocinio de Pony Malta, y desde entonces asumió el nombre que aún mantiene. Si bien al comienzo solo era para varones, luego se abrió también para niñas.

Al torneo pueden inscribirse menores de 13 años de ambos sexos de distintas ciudades del país. Entre abril y diciembre, se juega en las distintas zonas y la final es siempre en enero, en la cancha Marte No. 1, de la capital antioqueña. Más de 28.000 personas se convocan, fuera de los espectadores que presencian los encuentros deportivos por los canales regionales de televisión.

“Más allá de gran trabajo social que hay detrás de este torneo, consolidando al fútbol como un elemento de cohesión social en las regiones, el Ponyfútbol es hoy la gran vitrina del fútbol infantil, donde se puede observar el mejor talento y grandes historias que alimentan la creciente tradición futbolística del país”, asegura el vicepresidente de Asuntos Corporativos de Bavaria, Fernando Jaramillo
DINERO PARA LA FUNDACIÓN
Voceros de Bavaria SAB-Miller informaron que, como parte de la celebración de los 125 años de la cervecera, la empresa le donará a la Fundación Selección Colombia de Fútbol 125 millones de pesos por cada gol marcado durante el Mundial de Fútbol Brasil 2014, con los cuales se patrocinará a niños de escasos recursos para que obtengan un mejor futuro a través del balompié.

Con 12 anotaciones del combinado nacional durante el Mundial, existe un acumulado de 1.500 millones, adicionales al millón de dólares que donó la empresa durante el lanzamiento de la Fundación.