Juan Lucas Restrepo Ibiza
columnista

¿Y usted de dónde es?

Colombia es uno de los países del mundo más cerrados y renuentes a la hora de facilitar la llegada de inmigrantes, y paga un costo alto por ello.

Juan Lucas Restrepo Ibiza
Opinión
POR:
Juan Lucas Restrepo Ibiza
noviembre 30 de 2016
2016-11-30 08:08 p.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/24/56cdc21375ef2.png

En su pasada columna dominical en El Tiempo, Rudolf Hommes planteó que una de las variables que se relacionan con la baja productividad está asociada a la poca participación de inmigrantes en el entorno profesional, académico y artístico. Colombia es uno de los países del mundo más cerrados y renuentes a la hora de facilitar la llegada de inmigrantes, y paga un costo alto por ello. Cuando Estados Unidos cuenta en su población con 13 por ciento de inmigrantes, en Colombia esta cifra apenas alcanza en 0,2 por ciento.

Y es que no solo los inmigrantes traen consigo habilidades y competencias que complementan las de nuestra gente, sino que el solo hecho de promover comunidades que tengan que esforzarse para romper barreras idiomáticas, culturales o religiosas, es una fórmula poderosa para incrementar la eficacia de los recursos humanos. Eso lo saben las multinacionales y los equipos de fútbol: un ambiente pluricultural con ‘fichajes’ extranjeros es idóneo para la creación.

En Corpoica hay noticias positivas en esta materia. Hace tres años montamos una iniciativa que buscó atraer investigadores con nivel de doctorado para fortalecer nuestra organización. En una primera etapa, en el marco de una política de Colciencias llamada ‘Es tiempo de volver’, nos enfocamos en atraer la diáspora de colombianos con altas calificaciones académicas y científicas.

Hasta ahora han regresado 41 colombianos con formación doctoral desde rincones como Australia y República Checa, motivados por aportarle al desarrollo rural colombiano en un escenario de posconflicto. Este aspecto fue determinante para que muchos de ellos decidieran regresar.

Rápidamente, sin embargo, comprendimos que las convocatorias no deberían circunscribirse a colombianos porque comenzaríamos a raspar la olla, obsesionados con la nacionalidad y sacrificaríamos calidad, y porque podríamos incurrir en un alto costo de oportunidad si no accedíamos a una masa crítica internacional dispuesta a trabajar acá; decidimos, entonces, abrirle al mundo nuestras convocatorias y los resultados son increíbles.

Han llegado a jugársela por Corpoica y por Colombia investigadores de 11 países que, seguro nos van a entregar mucho valor. Sadao es un virólogo japonés, que vino a una práctica y se quedó con nosotros. Bernhard es un entomólogo alemán, experto en diezmar poblaciones de insectos plaga. Margaret es una geógrafa italiana que hoy dirige el centro de investigación de Corpoica en Pasto (a pesar de algunas voces locales que reclaman que los cargos deben ser para personas oriundas de la región). Sofiane es un tunecino, experto en gestión de aguas, y en riego, donde las falencias son enormes. Leyla es una parasitóloga, con experiencia en ovinos, que vio una oportunidad en Colombia cuando se le cerraron las puertas en su natal Venezuela, a causa de la crisis. Layanis es una química cubana con experiencia en formulación y escalamiento de bioproductos.
Mario es un entomólogo español, experto en frutales atraído por Colombia y por su amor, que es colombiana. Stephen es un bioquímico estadounidense que trabaja con proteínas y sistemas biológicos. Lorena es una chilena experta en producción animal de pequeños rumiantes y en calidad de carne.

Y en estos días, apenas convalide sus títulos, llegará Bindu, una inmunóloga veterinaria india. La décimo primera nacionalidad es la francesa. A Xavier que es un farmacéutico, se suman dos expatriados prestados por el Cirad, Fabrice y Stephane, expertos en poscosecha y agricultura de conservación.

¡Maravilloso, wonderful, magnifique!

Juan Lucas Restrepo I.
Director Ejecutivo Corpoica
@jlucasrestrepo

Nuestros columnistas

día a día
lunes
martes
miércoles
jueves
viernes
sábado