close
close
Francisco Miranda Hamburger
Retrospectiva

Aroma de buenos precios

Son innegables los altos costos de insumos y materias primas, pero estos instrumentos ayudan a mitigar la inestabilidad.

Francisco Miranda Hamburger
Director de Portafolio
POR:
Francisco Miranda Hamburger
diciembre 03 de 2021
2021-12-03 09:32 p. m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2019/09/16/5d7ff0bcd1bd5.png

Esta semana se llevó a cabo de manera virtual el 89 Congreso Nacional de Cafeteros en medio de un entorno positivo para el sector, pues el precio interno de la carga de 125 kilogramos superó los dos millones de pesos y llegó a los 2.183.000 pesos este viernes. En la Bolsa de Nueva York, el valor de la libra de café alcanzó los 2,44 dólares, también en una dinámica al alza.

La economía sigue contando con el café como un producto no solo simbólico, sino también crucial para el desarrollo regional en las ‘zonas cafeteras’ de reciente consolidación como Huila y Nariño. Además, alrededor de 546 mil familias integran el sector tanto en el tradicional ‘eje cafetero’ como nuevos ‘ejes’. La producción nacional está hoy alrededor de unos 14 millones de sacos que provienen de 844 mil hectáreas sembradas en 600 municipios de 23 departamentos, y la cosecha podría cerrar el 2021 en más de 9 billones de pesos.

La economía cafetera ha seguido una ruta no solo de expansión a otras regiones, sino también de adaptación a nuevos mercados, desarrollo de cafés con más calidad y más sostenibles y especiales, así como iniciativas de género, entre otros aspectos. Todo en medio de desafíos no menores como la baja productividad y la volatilidad de precios, con sus impactos en los ingresos a las familias.

Los precios del grano ofrecen una oportunidad para que los cultivadores tomen decisiones financieras. El gremio de cafeteros se ha cuidado de hablar de esta coyuntura como una ‘bonanza’, en todo el sentido económico de la palabra. No obstante, los ingresos derivados de estos precios podrían destinarse a aliviar la carga crediticia de los productores, a implementar mejoras en las fincas y renovación, e incluso generar un ahorro para las ‘vacas flacas’. También está el llamado a cumplir con los contratos de futuro. Son innegables los altos costos de insumos y materias primas, pero estos instrumentos ayudan a mitigar la inestabilidad.

FRANCISCO MIRANDA HAMBURGER
framir@portafolio.co
Twitter: @pachomiranda

Destacados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes