close
close
Andrés Barreto

¿Cambio climático?

Colombia tan solo representa cerca del 0,6 % de todas las emisiones globales de gases de efecto invernadero, pero es un país muy vulnerable.

Andrés Barreto
POR:
Andrés Barreto
diciembre 07 de 2022
2022-12-07 12:45 a. m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2021/02/10/602404e1ac19d.png

Este año se ha venido hablando de cambio climático y con moderadas expectativas de que este asunto esté en la senda para su mitigación. En Colombia desafortunadamente es un asunto más político y discursivo, utilizado habilidosamente para satanizar sectores e industrias, y así ganar réditos electorales más que ambientales.

El tema ambiental no debe tener contenido político, es un derecho y un deber de todo ciudadano, es un derecho humano, y por ende es un asunto de todos. En la COP27 de Egipto quedó claro que no se alcanzó ningún compromiso tangible por parte de los principales contaminadores, y que los pequeños contaminadores siguen una ruta más política que de consolidación de ejercicios efectivos en uso de energías limpias, renovables y de preservación de recursos, principalmente bosques, selvas y fuentes hídricas.

El fenómeno de La Niña viene con toda suerte de catástrofes, vientos, inundaciones, lluvias e incendios. Lo que pensamos sería una tragedia de dos años ya nos amenaza con un tercero para 2023, esperemos que a las autoridades, como decía un amigo, “no se les junte el invierno con el verano” y actúen más en la práctica que en los micrófonos.

El cambio en las temperaturas afecta la geopolítica, los ecosistemas y la economía, incluso genera migraciones y desplazamientos, hoy en otros ámbitos la mezcla entre cambio climático y fuentes de energía se utiliza como arma.

Finalmente, la COP27 no logró un compromiso en la descarbonización o cesar el uso de combustibles fósiles, y más allá de la idea de cobrar a los países desarrollados por contaminar y así compensar a los pobres no contaminantes, no hay más fórmulas claras sobre los US$260M logrados, o como China hará estos aportes, o cómo y cuándo se repartirán.

Sumados China y los Estados Unidos corresponden al 40% de las emisiones de CO2, así, mientras que no haya una agenda clara y unos compromisos tangibles entre estos dos actores, difícilmente se logrará un cambio en la agenda global ambiental.

Este invierno en Europa vaticina otro frente que es la energía como arma ante la agresión de Rusia a Ucrania y la provisión de calefacción vía gas, esto abre otro frente que podría ser objeto de revisión en la COP28, la prohibición de instrumentalizar la energía como arma o mecanismo de presión, algo que también podría ser aplicable en otras latitudes en donde la ausencia de agenda y política pública clara, y el discurso versus la gestión, puede generar desastrosas consecuencias.

Colombia tan solo representa cerca del 0,6 % de todas las emisiones globales de gases de efecto invernadero, pero es uno de los países más vulnerables a los devastadores efectos del cambio climático.

La agenda nacional ambiental para 2030 ya está trazada, ojalá se haga realidad y no se convierta en una contienda.

ANDRÉS BARRETO GONZÁLEZ
​Exsuperintendente de Industria y Comercio
andresbarretog@gmail.com

Destacados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes