Publirreportaje

Tecnología, el nuevo ‘core’ de negocio de las empresas

En mayor o menor medida, todas las compañías la usan para su crecimiento estratégico.

1

Heinsohn

Heinsohn

POR:
CONTENIDO PATROCINADO
agosto 04 de 2020 - 12:11 p.m.
2020-08-04

Hoy en día, no hay ninguna empresa que no tenga, por lo menos, cierto grado de tecnología en su operación diaria: desde un celular para recibir pedidos de sus clientes vía mensajería, hasta completas soluciones corporativas que automatizan la mayoría de la gestión y la experiencia del cliente.

Por tanto, todas las empresas deberían considerarse actualmente compañías de tecnología y pensar como tal. Esto implica que, además de la evolución de su modelo de negocio y del mantenimiento de sus activos, deben incluir en sus planes estratégicos y tácticos el desarrollo constante de su ecosistema tecnológico.

Incluso, el empresario debe pensar más allá: la tecnología dejó de ser un simple soporte de las operaciones del día a día para volverse un potenciador estratégico. Esto implica que nuevas líneas y modelos de negocio pueden emerger a partir inversiones en hardware y software. Por ejemplo, un sistema propio desarrollado para hacer ‘tracking’ de pedidos puede convertirse en un servicio para otras empresas y generar así una nueva fuente de ingresos.

En este aspecto, empresas que son nativas digitales tienen una ventaja importante: sin haber hecho inversiones en activos físicos, tiendas, plantas de operación y otros, pueden llegar a competir con una empresa tradicional e incluso ser mejor valoradas en el mercado. Un ejemplo es la industria hotelera, donde se oían rumores estimando una capitalización de mercado de Airbnb más alta que la de los hoteles Marriott, aun después de la pandemia.

Por esto, constantemente se escucha el término ‘transformación digital’, un viaje que muchas empresas en Colombia están emprendiendo. Sin embargo, el camino no está libre de dificultades y no todos saben cómo sortearlas.

Para empezar, adquirir software no es sencillo; es un intangible y, por tanto, no es fácil entender su verdadero valor. Una empresa que inicie un proyecto de desarrollo de seis meses también debe pensar en su mantenimiento, la inversión de tiempo que su equipo va a hacer durante la implementación, los costos mensuales de operación del software y los costos de entrenamiento de personal para manejar el sistema y dar soporte a los elementos básicos. Es algo que se puede comparar con la adquisición de un vehículo. No solo es el precio de la compra, sino también el mantenimiento, el costo mensual, el saber cómo se maneja y cómo se solucionan detalles mecánicos menores.

1

Heinsohn

Heinsohn

Los datos son el nuevo petróleo

Una vez la compañía ha hecho las inversiones y ha fortalecido su operación por medio de tecnología, un nuevo reto se presenta: una inundación de datos disponibles que, en vez de facilitar la toma de decisiones, puede ralentizarla.

Por ello, es fundamental que la empresa se apoye en su aliado tecnológico para asegurarse de contar con un adecuado gobierno de datos y maximizar el retorno de su inversión, utilizando esta información para hacer más eficiente la operación, mejorar el nivel de servicio a sus clientes o identificar focos de gestión.

La clave para enfrentar este reto está en el ‘lean management’ o gestión eficiente, un principio que proviene de las empresas de manufactura y que se ha extendido a todos los contextos. Dagoberto Borda, director de Ingeniería en Heinsohn Business Technology, una empresa que promueve la tecnología como herramienta de desarrollo y competitividad, explica cómo esto es fundamental para iniciar en pequeño, haciendo experimentos de corta duración que permitan identificar el potencial de los datos, encontrar hallazgos interesantes que puedan considerarse victorias tempranas y, con esto, consolidar un caso de negocio para presentar a la junta directiva o presidencia: “Una vez se ve el potencial de los datos de la compañía en un gráfico, es mucho más sencillo justificar una inversión en una bodega de datos”, afirma Borda.

La importancia de la seguridad y la calidad

Todos hemos vivido errores en la prestación de servicios por parte de alguna empresa de la cual somos clientes. Sin embargo, cuando hablamos de tecnología, estos errores son mucho más difíciles de entender y controlar. Un error en una actualización de precios puede implicar pérdidas millonarias, mientras que un problema de seguridad puede dejar vulnerables millones de datos de los clientes y acarrear responsabilidades legales que podrían llevar a la quiebra a cualquier compañía.

Tener la capacidad para entender, conocer y mantenerse actualizado en estos temas es un reto que supera a cualquier empresa. La clave es estar rodeado de buenos aliados tecnológicos que permitan asegurar cada uno de estos puntos. En principio, contratar un ingeniero de sistemas o un desarrollador puede parecer tentador, pero es preferible contar con el respaldo de una empresa de experiencia, como Heinsohn Business Technology, si se proyecta que el activo tecnológico apoye, en el largo plazo, el día a día de la compañía.

Para comenzar la transformación tecnológica de su empresa, visite www.heinsohn.com.co.

1

Heinsohn

Heinsohn

URL: https://www.grupoheinsohn.com/heinsohn-software-a-la-medida/

Recomendados

  • CONTENIDO PATROCINADO
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN