Economía

A un mes, la Unión Europea y Reino Unido aún no acuerdan el Brexit

Sin importar el resultado, las empresas tendrán un alza de trámites que harán más lento el comercio.

Puerto

Prevén largas filas de camiones con hasta dos días de espera en las fronteras.

Bloomberg

POR:
AFP
diciembre 01 de 2020 - 08:55 p. m.
2020-12-01

El gobierno británico, aún enzarzado en unas inciertas negociaciones posbrexit con la Unión Europea en busca de un acuerdo comercial, instó ayer a las empresas a prepararse para los cambios que llegarán en este final de año.

(Lea: Pandemia entorpece la negociación del Brexit)

Falta un mes para que el Reino Unido deje de aplicar las regulaciones europeas y el ejecutivo advirtió a las empresas que necesitan ultimar sus preparativos para evitar trastornos cuando empiecen a aplicarse nuevas normas el 1 de enero.

(Lea: Tensión entre Londres y la UE por sus planes para modificar el Brexit)

“No hay tiempo que perder”, afirmó Michael Gove, ministro responsable de coordinar la acción gubernamental. “Sea cual sea el resultado de nuestras negociaciones, hay cambios definitivos para los que las empresas deben prepararse”.

Casi cuatro años después del referéndum de 2016 que dividió al país y provocó parálisis política, el Reino Unido no hay certeza de cómo será el comercio.

Pero desde entonces, en la transición aplican regulaciones europeas mientras negocian con Bruselas, lo que debería ser un acuerdo de libre comercio sin barreras aduaneras. Esta finaliza el 31 de diciembre y si no se ha alcanzado un acuerdo se produciría una ruptura, imponiendo trámites administrativos que amenazan bloquear puertos británicos.

Especialmente si las empresas no están listas. Hasta 7.000 camiones podrían quedar varados cerca del puerto de Dover el 1 de enero, con hasta dos días de espera para cruzar el canal de la Mancha, según una estimación del ejecutivo británico en septiembre.

Las negociaciones comerciales están estancadas desde hace meses por la demanda europea de seguir pescando en los ricos caladeros británicos y las garantías de competencia leal requeridas a Londres a cambio de un acceso abierto al mercado común europeo.

La semana pasada se reanudaron las negociaciones que siguen en Londres sin acuerdo.

La presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen, ‘quiere un acuerdo’ y ha enviado a una de sus colaboradoras, Stéphanie Riso, para “acelerar las negociaciones, con concesiones que corren el riesgo de ir más allá de lo aceptado por los Estados miembros”, según una fuente europea.

Pero incluso si Londres y Bruselas llegan a un acuerdo, los trámites para las empresas aumentarán y muchas reconocen no estar listas.

Destacados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido