Capacidad de pago, línea roja de bancos para negar créditos

Pese a que se han dado prórrogas y plazos de gracia por $193 billones, persisten quejas de quienes no les han dado recursos.

Pero recuerde, antes de pedir un nuevo préstamo, haga cuentas si aún con esta reestructura financiera podrá cubrir el pago.
POR:
Portafolio
mayo 25 de 2020 - 07:59 p.m.
2020-05-25

La crisis económica que está generando la covid-19 se está manifestando en los indicadores de producción, crecimiento y financieros, dentro de los cuales uno de los más importantes es la cartera de créditos.

(Lea: Ganancias de los bancos bajan 17% durante primer trimestre)

Voces autorizadas coinciden en que el desempleo y la caída de los ingresos ya comenzó a deteriorar la calidad de esa medición y advierten sobre un panorama de incertidumbre cuando la actividad vuelva a la normalidad, las prórrogas terminen y los créditos que se están desembolsando comiencen a cobrarse.

(Lea: Los cambios que la covid-19 traerá para los bancos)

Al viernes pasado 9,35 millones de deudores, entre personas naturales y jurídicas habían recibido prórrogas o plazos de gracia de 12,24 millones de obligaciones por $193 billones, y se habían desembolsado $55 billones en nuevos créditos dentro del marco de las dos declaratorias de emergencia económica.

A pesar de las cifras que muestran beneficios para evitar una mayor afectación de los deudores y el deterioro de los créditos, que también puede dañar el ahorro de los clientes con el que se otorgan esas obligaciones, todavía hay quienes expresan inconformidad por la negativa de las entidades a aprobar solicitudes.

Voceros del sector financiero, la academia y el Gobierno consultados dicen que ante el mayor riesgo por la recesión con la que finalizará el 2020, las entidades deben hacer un análisis muy cuidadoso del perfil de riesgo de los solicitantes.

José Ignacio López, jefe de investigaciones económicas de Corficolombiana dice que un paso obligatorio de toda entidad es “hacer la diligencia de riesgo de crédito de acuerdo con sus modelos, la relación de ese cliente con otras entidades, no solo del sistema financiero, sobre el historial de pago”.

El superintendente financiero, Jorge Castaño asegura que las cifras de alivios y nuevos créditos de la banca pública y privada son prueba de que se ha avanzado y reconoce las quejas de quienes no acceden a recursos.

Señaló que se hizo una evaluación de los factores por los que se niegan créditos de las líneas que otorga el Fondo Nacional de Garantías y dijo que estos son el “exceso de cupo del solicitante, o que no cumple con las líneas, el perfil de riesgo, también está el flujo de caja del deudor y el reporte a centrales de riesgo, que aparece en el quinto lugar”.

Advirtió que al comienzo hubo “deudores que creyeron que les iban a perdonar parte de la deuda o intereses, pero los créditos hay que pagarlos” y recordó el mensaje que se les da permanentemente a las entidades financieras en el sentido de “evaluar a quien le presten. La línea roja es capacidad de pago”.

Dijo que las acciones que tomó el Gobierno evitó “gran cantidad de personas reportadas negativamente a las centrales de riesgo, cobros jurídicos, y que aumentaran mecanismos de financiación no legales”. Pese a ese parte del gobierno, el funcionario acepta que la cartera y la solvencia de las entidades se va a afectar.

En igual sentido se manifiesta el Banco de la República, que recientemente publicó el primer Reporte de Estabilidad Financiera del 2020 y en el que advierte que “los múltiples choques que enfrenta la economía por la caída en el precio del petróleo y de la pandemia, encuentran al sistema financiero colombiano, en términos agregados, en una situación de solidez patrimonial y adecuada liquidez”.

Daniel Osorio, director del departamento de Estabilidad Financiera del Banco de la República, recordó que en la más reciente encuesta del emisor a las empresas lo primero que se vio fue los cambios en la demanda de crédito y las exigencias para otorgar crédito. Además, dijo, que cuando hay un choque negativo en la economía “el crédito se deteriora y más deudores entran en impago”.

Por su parte, el presidente de Asobancaria, Santiago Castro dice que “no se están aumentando las exigencias ni requisitos para el otorgamiento de créditos aunque señala que con la crisis ha aumentado el riesgo y la capacidad de pago se afecta”.

Recuerda que las cifras son contundentes pues las refinanciaciones y alivios “son el 35% de la cartera y el 18% del PIB, cifras que no se ven en ningún otro país de la región”. En Chile los alivios y refinanciaciones representan el 25% de la cartera y el 16% del PIB y en Perú el 11% de la cartera y el 26% del PIB.

Dijo que con la reducción del encaje en tres puntos se les obligó a hacer compras de títulos de deuda pública en un porcentaje similar, hecho que le permitió un alivio al gobierno.

ALGUNAS TASAS SUBEN

Además, aseguró que algunas tasas de interés han bajado y otras subieron, aunque las variaciones no han sido sustantivas. “Las que han subido son las de tarjeta de crédito persona natural, cartera comercial y tesorería, sobregiros, crédito hipotecario VIS (Vivienda de Interés Social) en UVR y no VIS en pesos y microcrédito, aunque se han presentado alzas leves en crédito ordinario, preferencial y consumo sin tarjeta de crédito”.

Este hecho, dijo, se produce “por lo que dice el mercado de captación y contrario a la creencia, nosotros no nos fondeamos siempre con recursos del emisor sino también con lo que le pagamos a los inversionistas institucionales para que depositen su dinero en los bancos”.

Sobre el comentario del expresidente Andrés Pastrana, quien dijo que “sería una vergüenza que la banca tenga utilidades este año” Castro dijo que “no debería ser vergüenza que cualquier sector tenga utilidades pues estas les dan solidez a las empresas y permite ingresos al Gobierno” y consideró que “este año la banca no cree que haya utilidades pues estamos preocupados del nivel de solvencia para tener solidez y de mantener la confianza del ahorro del público”.

Recomendados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido