Colfecar propone privatizar el programa de chatarrización

El gremio le envió un documento al MinTransporte en el que plantea la creación de una entidad que administre el proyecto.

Chatarrización

En los más de 10 años que lleva el programa de chatarrización solo se han logrado reponer 32.000 camiones. 

Archivo CEET

POR:
Portafolio
diciembre 18 de 2018 - 09:31 p.m.
2018-12-18

La Federación Colombiana de Transportadores de Carga y su Logística (Colfecar) le propuso al Gobierno que el plan de renovación de camiones, que actualmente se está rediseñando, sea manejado por una entidad privada y que, además, se incluyan unas líneas de financiación para los empresarios del sector.

De acuerdo con Colfecar, una de las mejores alternativas para que se cumpla la meta de chatarrizar 10.000 camiones al año, superiores a los 4.000 que se habían propuesto previamente, es que se privatice el programa conocido como ‘el 1 a 1’, indicó el gremio a Portafolio. De acuerdo con el presidente ejecutivo de esa organización, Juan Carlos Rodríguez, esto se lograría a través de la creación de una entidad que sea independiente del Ministerio de Transporte y de una bolsa de transporte que permita estimular el programa con recursos manejados a través de un banco de segundo piso, como Bancóldex.

(Lea: ‘EE. UU. le negó al país ampliar un año más la chatarrización’) 

El dirigente gremial agregó que, tal como está actualmente el manejo del programa de reposición, solo se puede hablar de un esquema de trámite, en el cual el transportador postula su vehículo y el Ministerio le da curso a dichos documentos. Sin embargo, cuenta Rodríguez, que la entidad tiene un número muy limitado de funcionarios, los cuales no darían abasto para atender la demanda propuesta.

“Si no se han cumplido las metas fijadas desde la puesta en marcha de este programa, que eran de 4.000 vehículos por año, será más difícil que se consiga el objetivo de 10.000 automotores con las limitantes que ha demostrado el Ministerio para lograr tal propósito”, sostuvo Rodríguez.

De igual manera, el presidente de Colfecar manifestó que en el documento del Consejo Nacional de Política Económica y Social (Conpes), el cual definirá el futuro del programa ‘1 a 1’ y que se expediría en enero próximo, es clave que se les dé algunos beneficios a los propietarios. “Se deberá contar con estímulos como el IVA, dándoles la posibilidad a los dueños de que puedan ingresar al mercado tres vehículos al año, y que en algunos casos, por razones financieras, podrían comprárselos a las empresas que les venderían los automotores con siete años de antigüedad”.

(Lea: Gobierno tiene seis meses más para el nuevo programa de chatarrización

En ese sentido, Rodríguez agregó que si se tiene en cuenta que la vida útil de los camiones es de unos 20 años, los compradores de esos automotores tendrían la posibilidad de tener la habilitación de 13 años más.

FORMALIZACIÓN DEL SECTOR TRANSPORTE

Teniendo en cuenta que la ministra de Transporte, Ángela María Orozco, hace unos meses anunció que se haría un rediseño del programa de reposición, en línea con el acuerdo al que llegó con autoridades de Estados Unidos, gremios como Colfecar, Defencarga y Fedetranscol, le enviaron un documento a la titular de la cartera de Transporte, en el que le plantean la necesidad de impulsar la formalidad del sector.

(Lea: ‘Chatarrización debería durar, al menos, un año más’

Según la misiva, para lograr eso se debería estudiar la adopción de condiciones para el ingreso de vehículos al servicio público de carga, contemplando tanto a los empresarios como a los pequeños propietarios.

De acuerdo con Rodríguez, este esquema deberá tener dos dimensiones: una orientada a los equipos viejos que deben ser reemplazados por vehículos nuevos de manera transicional, y la segunda tiene que ver con los equipos que ingresarán al mercado como nuevos.

De esa manera, lo que proponen los gremios del sector es que en el proceso de modernización de la flota se debería contar con una serie de requisitos como el certificado de inscripción en el registro mercantil, tradición en el sector, antecedentes de formalidad laboral, vinculación a la seguridad social y pensiones, antecedentes de formalidad tributaria y fiscal, entre otros, lo que permitiría formalizar al sector.

En cuanto a los motivos del ingreso de los vehículos al país, los transportadores proponen que se puedan categorizar como por reposición, incremento o importación temporal.

De ese mismo modo, la permanencia de los equipos en el servicio público podría determinarse con la introducción del criterio de la vida útil y el examen del estado técnico-mecánico de cada vehículo.

De hecho, Colfecar ha manifestado en varios escenarios la importancia de que el Ministerio de Transporte realice un estudio técnico que permita determinar la vida útil de los vehículos basada en criterios técnicos como los kilómetros a recorrer, la obsolescencia tecnológica y la depreciación del equipo.

“Es importante tener en cuenta que esta salida paulatina de vehículos debe seguir estando acompañada de los incentivos económicos propuestos en el programa de desintegración física vehicular”, señaló Rodríguez.

Así mismo, planteó que los vehículos nuevos, independientemente del modelo que ingrese al mercado, ya deben tener una vida útil definida.

“Para cumplir dicho propósito, corresponde al Ministerio de Transporte, como ente competente, regular la forma en que pueden incorporarse y el periodo de permanencia ya sea en las modalidades de ingreso por incremento o reposición”, aseveró el presidente de Colfecar.

Con esta propuesta, la expectativa del gremio es que el Gobierno tome en cuenta sus apreciaciones, con el fin de acelerar el programa de reposición, que solo ha logrado reponer 32.000 vehículos y se calcula que faltan más de 60.000.

RADIOGRAFÍA DE LOS VEHÍCULOS DE CARGA EN EL PAÍS

Actualmente, según cifras de Colfecar, el parque automotor de carga tiene 372.714 de vehículos.

Esta cifra está constituida principalmente por camiones, con una participación del 72%, que son 268.414 automotores, seguido de tractocamiones. Adicionalmente, el grupo de volquetas tiene una participación de 12,9% y reúne a 48.406 vehículos.

Cabe precisar que los automotores de servicio público corresponden al 73,1% del total del parque de transporte en el país, es decir 272.582 equipos.

Seguido de esos se encuentran los vehículos de servicio particular, cuya participación es del 23,4%.

Teniendo en cuenta ese panorama, Colfecar aseveró que la renovación de la flota de servicio público va a un ritmo lento, pues 61.536 camiones y tractocamiones tienen más de 20 años, el 25,6%. Por su parte, los que tienen una edad de 5 a 20 años representan el 58,97% y los de menos de 5 años son el 15,43%.

Siga bajando para encontrar más contenido