Crece pesimismo por la economía global

En línea con los recortes de previsión del FMI o el BM para el crecimiento, la Ocde también bajó su pronóstico, anticipando la desaceleración.

pensiones

123RF

POR:
Portafolio
noviembre 21 de 2018 - 08:30 p.m.
2018-11-21

La economía internacional sigue sumando malas noticias. Tras los golpes de pesimismo que ha recibido durante los últimos meses por los organismos internacionales y otras entidades, ayer fue la Ocde la que arrojó un nuevo jarro de agua fría al recortar, también, su previsión de crecimiento.

(Lea: La Ocde prevé una subida de la economía colombiana en 2018 y 2019)

De acuerdo con las cifras de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (Ocde), el PIB mundial avanzará un 3,7% este año, mientras que en 2019 y 2020 su alza sería de 3,5%, dos décimas por debajo de su anterior revisión de septiembre.

(Lea: Crecimiento económico de Colombia para el tercer trimestre fue de 2,7%)

Sumado a esto, la tendencia es especialmente llamativa entre las principales economías, pues rebajó sus pronósticos para la zona del euro, Japón y China, mientras que los datos previstos para Estados Unidos quedaron sin cambios.

No hay que olvidar que este creciente pesimismo también se vio reflejado en las últimas revisiones de otros organismos internacionales como el Banco Mundial o el FMI. En este último caso, por ejemplo, mientras que a principio de año la expectativa era un avance del 3,9%, en la revisión de octubre cedió hasta el 3,7%.

Pero no solo estas entidades han pintado ‘nubarrones’ en el panorama económico. Esta semana fue Goldman Sachs la que vaticinó que la economía de Estados Unidos, que estaba llamada a ser uno de los motores de crecimiento global, se desacelerará en 2019, mientras que JP Morgan cree que la probabilidad de recesión en este país en los próximos dos años es del 60%.

Pero la Ocde no solo publicó unos pronósticos negativos, sino que su valoración de estos no es más halagüeña, pues según afirmó el organismo en la presentación de los resultados, “la economía internacional habría ya tocado un pico de crecimiento”.

Esto, como agregó el organismo, es una consecuencia de las tensiones comerciales entre las principales potencias mundiales, unas condiciones financieras más estrictas y la subida de los precios del petróleo.

Pero el pesimismo por la economía internacional no solo tendrá efectos negativos en los próximos años, sino que ya los está teniendo en la actualidad. Prueba de ello son las fuertes caídas que han presentado todos los mercados internacionales en las últimas semanas.

De hecho, el Brent presenta una caída de 27% respecto a su máximo de hace unas semanas, mientras que el Dow Jones de Wall Street ha perdido 7% desde su pico. Ambos borraron las ganancias de 2018.

“El mercado ha estado anticipando una desaceleración fuerte de la economía mundial. Y la razón principal detrás de esa desaceleración son los efectos colaterales negativos de la guerra comercial”, asegura Alberto Bernal, estratega Jefe de XP Securities, en Nueva York.
La Fed de EE. UU. también se sumó recientemente a este pesimismo, con el añadido de que sus políticas impactarán el desempeño del resto del mundo.


EN 2018, PIB DEL PAÍS SERÍA DE 2,8%
En contraste con las proyecciones económicas mundiales, que siguen mostrando un mal comportamiento, el producto interno bruto (PIB) de Colombia tuvo una revisión al alza por parte de la Ocde.

Para este año, el organismo preveía que la economía se expandiría 2,7%, pero en el más reciente informe aumentó dicha cifra a 2,8%, Para el 2019 sucedió igual, ya que revisó al alza la proyección de 3,2% a 3,3%.

Así, el organismo aplaudió que Colombia tiene una política monetaria “adecuada”, pero llamó a impulsar la productividad, facilitando la competencia y una mayor apertura al comercio, e informó que aún preocupan las altas tasas de informalidad y desigualdad.
Asimismo, en su análisis, indicó que el crecimiento se está consolidando de forma gradual gracias a la inversión.

De otro lado, en un informe diferente entregado al Ministerio de Hacienda, Álvaro Santos Pereira , director del Departamento de Economía de la Ocde, le dio un espaldarazo a la ley de financiamiento.

“En este momento tan volátil de la economía mundial, es muy importante que los colombianos entiendan que no hay margen y (la ley) tiene que ser aprobada y obtener el proceso político para garantizar que la regla fiscal se cumpla”, concluyó el directivo.

Siga bajando para encontrar más contenido