$ 53.245 millones entregará el Ministerio de Protección Social a hospitales y clínicas

El abono corresponde a servicios prestados a la población pobre no afiliada al régimen subsidiado de 17 departamentos y ocho municipios.

POR:
diciembre 25 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-12-25

Esos dineros servirán para aliviar en algo las deudas que las entidades territoriales tienen con la red hospitalaria, que fue uno de los motivos por los cuales el Gobierno nacional decretó el miércoles la emergencia social.

Esos recursos no harán escala en las tesorerías departamentales y municipales y se abonarán a las obligaciones que estas tienen con los centros hospitalarios; la mayor parte (18.744 millones de pesos) se girará a instituciones de salud del Valle.

Desde hace dos años se venía advirtiendo sobre el crecimiento explosivo de los recobros que las EPS de los regímenes contributivo y subsidiado de salud hacen al Fosyga y a los departamentos por servicios prestados a sus afiliados y que no están en sus respectivos Planes Obligatorios de Salud (POS).

Expertos independientes, gremios del sector y hasta el mismo Gobierno alertaron sobre las amenazas que para la sostenibilidad del sistema de salud representaban los billonarios recobros.

De acuerdo con el decreto 4975, que declaró la emergencia social y que es un secreto a voces en el sector, algunos reguladores y agentes del sistema incentivan la demanda o la oferta de servicios no en el POS "sin consideración a criterios de efectividad, sostenibilidad, costo eficiencia, racionalidad en el uso de los servicios y recursos, como tampoco a la propia capacidad socio-económica de los pacientes" con su consecuente aumento acelerado y el incremento ostensible de los costos.

En el régimen contributivo, por ejemplo, los recobros al Fosyga pasaron de 835.000 por 626.000 millones de pesos en el 2007 a dos millones por 1,85 billones de pesos este año, que han sido invertidos en 376.000 personas, mientras que para cerca de 18 millones de afiliados a las EPS se destinan 10 billones de pesos.

En otras palabras, el 18 por ciento de los giros para el régimen contributivo es 'consumido' por el 2 por ciento de los afiliados.

Además, como lo ha informado oportunamente este diario, para algunos medicamentos el valor recobrado al Fosyga está muy por encima del precio de venta de los laboratorios, a lo que se agrega que en algunos casos el número de medicinas recobradas supera las unidades reportadas como vendidas por las casas farmacéuticas, afirmación que se apoya en información entregada por Afidro, gremio de las multinacionales del sector.

Déficit departamental se acerca a $ 900.000 millones

Las finanzas departamentales han sido fuertemente golpeadas por los pagos de servicios no POS para afiliados al régimen subsidiado.

Información de 32 departamentos y cuatro distritos da cuenta de que el déficit por prestación de servicios de salud pasó de 409.187 millones de pesos en el 2008 a 885.237 millones este año y puede aumentar al finalizar el 2009.

La falta de recursos suficientes en las entidades territoriales para atender todos los recobros se refleja de inmediato en el atraso de los pagos a las EPS del régimen subsidiado y de estas a los hospitales, clínicas, laboratorios públicos y privados que atienden a sus afiliados, "poniendo en riesgo el acceso a los servicios de salud (para la población pobre) en el territorio nacional", advierte el decreto 4975, con el que se declaró la emergencia social.

JORGE CORREA C.
REDACCIÓN DE ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Siga bajando para encontrar más contenido