Australia: un país que se ve cada vez más cercano

El pasado 28 de febrero, el Congreso de la República expidió la Ley 1019 por medio de la cual aprobó el documento denominado “Memorando de Entendimiento entre el Gobierno de Australia y el Gobierno de Colombia sobre cooperación en el campo de la educación y capacitación”, que había sido suscrito desde el 6 de agosto del 2002.(VER CUADRO - VISAS OTORGADAS POR GRUPOS DE PERSONAS)

POR:
marzo 30 de 2006 - 05:00 a.m.
2006-03-30

Este acuerdo, que tiene una duración de cinco (5) años renovables por un término igual, sienta las bases para la colaboración entre los dos Estados con respecto a la educación y capacitación de sus ciudadanos en aspectos tales como el idioma, la cultura en general, la investigación y la realización de estudios de pregrado, postgrado, maestrías y PhD. En particular, busca fomentar el intercambio estudiantil en todos los niveles de la educación (colegios, universidades, técnicos, etc.) y la creación de espacios para intercambiar información sobre los dos países que permitan un mayor acercamiento en el futuro. Como aspectos positivos concretos para Colombia derivados del memorando de entendimiento es posible señalar (i) la posibilidad de conocer y aprender un idioma tan importante a nivel mundial como lo es el Inglés, (ii) tener un contacto cercano no sólo con la cultura australiana sino con todos sus grandes grupos de inmigrantes (China, India, Italia y Grecia como los más importantes) entendiendo un poco más la importancia de la tolerancia para el desarrollo de cualquier sociedad y (iii) conocer de cerca diversas alternativas de desarrollo en sectores como la agricultura, la pesca, la minería y el turismo, todas de amplísima aplicación en el país y con un potencial inmenso y en las cuales Australia cuenta con un gran desarrollo tecnológico y con cientos de aplicaciones que por momentos parecen exageradas, pero que, en el largo plazo, generan gran movilidad en la economía local. Acuerdos como el referido facilitan el desarrollo de la infraestructura requerida para facilitar los diferentes intercambios, generando fuentes de trabajo para profesores, guías turísticos, traductores, entidades financieras, agencias de viajes, asesores legales y, en general, impulso a muchos sectores de la economía que se ven beneficiados cada vez que llegan extranjeros de cualquier nivel al país. Aún cuando se debe reconocer que la institucionalización de este interés de intercambio aún tiene mucho camino por recorrer, siendo por lo pronto apenas la puerta de entrada o un primer paso de muchos que se necesitan. Se requiere impulsar temas como la legalización de colombianos en Australia, que no se menciona en el documento. Se requiere establecer si estos intercambios estudiantiles facilitan la obtención de visas e incluso la posibilidad de residencia. Queda pendiente también lo relacionado con la capacitación o al aprendizaje práctico, es decir, que todos esos estudiantes que puedan viajar a Australia, una vez terminen sus estudios o durante la ejecución de los mismos, puedan contar con la posibilidad de trabajar, no sólo para consolidar su aprendizaje sino que les brinde la oportunidad de tener una vida digna durante su estadía en el país. En conclusión, el memorando de entendimiento aprobado es un elemento muy positivo para los nacionales de ambos países interesados en aprender acerca de otras culturas y en estudiar otro idioma, alguna profesión o mejorar algún conocimiento específico. Desafortunadamente, se trata de un documento muy general con muchas buenas intenciones. Si tardó casi cuatro años para ser aprobado por el Congreso de la República, hay que ser realistas y concluir que se necesita para su desarrollo e implementación prontos, el decidido apoyo de algún agente del sector público o privado que vea el potencial social y de negocios que hay implícito en este memorando de entendimiento.

Siga bajando para encontrar más contenido