Los BRIC y su particular capacidad de recuperación

El hombre que acuñó el término para señalar a Brasil, Rusia, India y China habla del futuro de los mercados emergentes

POR:
julio 31 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-07-31

Las siglas pueden a menudo recargar el lenguaje empresarial con una jerga pesada. Pero algunas pueden convertir algo poco flexible en el sueño de un experto en marketing.

Eso es justamente lo que ha pasado con la sigla BRIC, creada en 2001 por un equipo encabezado por Jim O'Neill, el economista jefe de Goldman Sachs Group, para señalar a Brasil, Rusia, India y China. El banco usó la sigla cuando hizo una proyección de la velocidad de crecimiento de los cuatro mercados emergentes más grandes.

Goldman Sachs estimó que el Producto Interno Bruto combinado del cuarteto equivaldría al 10% de la producción mundial a fines de la actual década. Los países ya superaron esa proyección y el año pasado equivalieron al 15% de la producción mundial.

O'Neill habló recientemente sobre el repunte de los Bric tras la crisis financiera, de si ya les queda pequeño el nombre y sobre qué países podrían tomar su lugar. Estos son algunos apartes.

WSJ: George Soros dijo en marzo que los mercados emergentes corrían el riesgo de ser los más golpeados por la crisis, pero los llamados países periféricos se han recuperado de forma más sólida este año. ¿A qué se debe esto?

Jim O'Neill: El repunte es resultado de la fortaleza de los fundamentos económicos. Cuando China lanzó el año pasado su programa de estímulo, Goldman Sachs recomendó "comprar activos chinos". Mucha gente pensó que estábamos locos, debido a que se habían desplomado frente al mes anterior. Ahora han repuntado 80%.

En parte, esto se debe al mercado doméstico. El declive en las ventas minoristas estadounidenses ha sido compensado con un alza en China. Las ventas minoristas en el país asiático han subido 18% sobre una tasa interanual, de acuerdo con las últimas cifras. El alza en 48% de los volúmenes de carros en junio comparado con el mismo mes el año pasado es significativa y no se debe completamente al estímulo.

WSJ: ¿Cómo cree que la crisis ha cambiado la economía mundial?

O'Neill: Cada vez me convenzo más de que la crisis ha sido en realidad buena para algunos países. Ese es sin duda el caso de China, donde la demanda doméstica ha mejorado y ha habido un crecimiento más general que depende menos de las exportaciones. El estímulo de noviembre pasado ha provocado reformas sociales y de seguridad.

WSJ: A los países BRIC parece haberles ido particularmente bien. ¿Una de las razones por las que se recuperaron con fuerza fue el fuerte control que tenían sobres sus sistemas bancarios?

O'Neill: Bueno, primero de todo, debería decir que realmente no considero a los BRIC como mercados emergentes. Son demasiado grandes para eso. Pero el control gubernamental de los bancos fue definitivamente un factor y eso es algo hacia lo que muchos países occidentales se están encaminando ahora. Tal vez hay un reconocimiento de que debería haber una mayor responsabilidad social por parte del sector financiero y que el control estatal del sistema bancario es algo favorable.

WSJ: ¿Hay algunos países emergentes que todavía son una gran preocupación?

O'Neill: Los estados Bálticos y otras partes de Europa Central y del Este siguen en problemas, pero incluso allí existe diversidad. Cuando estuve en Tokio hace poco, todo el mundo preguntaba por Letonia. Pero la economía de Letonia es una décima parte de la de Tokio. En contraste, Polonia es la menos expuesta y tiene la mayor economía y la menos dependiente de las exportaciones.

WSJ: La investigación de su equipo en Goldman Sachs ha identificado los próximos 11 países que podrían tomar la batuta de los BRIC. Recientemente dijo que Turquía, México, Nigeria, Irán e Indonesia eran los líderes entre ellos. ¿Son estos los cinco que elegiría como países que destacarán en la segunda mitad del año?

O'Neill: Estos cinco son sólo similares en la medida en que tienen grandes poblaciones. Indonesia parece estar en un camino tranquilo hacia el desarrollo, de la mano de la demanda doméstica, a pesar de la amenaza del terrorismo.

Las señales preliminares indican que el PIB de Turquía del segundo trimestre mostrará que el país ha crecido, algo que es todo un logro y algo significativo en el contexto de su acceso a la Unión Europea, dado lo poco que ha crecido Europa.

Irán es una sociedad muy tecnológica con una población numerosa. Nigeria es el mayor país del continente africano en términos de población y sus líderes quieren interactuar en la esfera internacional.

Así que esos cuatro, Nigeria, Irán, Turquía e Indonesia, están mucho en nuestro radar. Vietnam y México también son interesantes.

WSJ: ¿Cree que estos países o los BRIC podrán desacoplarse del mundo desarrollado?

O'Neill: No estoy seguro. Los pronósticos para la relación precio/ganancia en China e India son más altos que para EE.UU., pero a los niveles actuales no quisiera animar a la gente a invertir en China e India si no lo han hecho antes; es mejor esperar una corrección. En la actualidad, es más barato inclinarse por una multinacional occidental.

¿Dominic Elliot es columnista de

Financial News, una publicación de Dow Jones & Co., casa editorial de The Wall Street Journal

Siga bajando para encontrar más contenido