Buzón

Buzón

POR:
marzo 31 de 2006 - 05:00 a.m.
2006-03-31

* CONTINUIDAD En relación con el artículo “El rompecabezas boliviano” de Mauricio Cabrera, creo que el 30 de mayo del año 2002, día de elecciones presidenciales, Colombia despertó. Hubo una masiva votación por un candidato con un programa de Gobierno claro y conciso, adecuado para la realidad de nuestro país (que en nada se compara con la de Bolivia ni con la de alguno de nuestros vecinos). Hubo cerca de diez millones de votantes, y casi seis millones de ellos (la votación más grande por cualquier presidente de la historia colombiana) dijimos 'no más', no más pañitos de agua tibia, no más caguanes, no más narcoguerrilla estereotipada como salvadora, no más consultores privados destilando pesimismo. Aunque el columnista no quiera ver la realidad de ese día de mayo, Colombia despertó, y de qué forma! Y podemos ver cómo el cambio ya se está dando en todos los frentes del país. Lo que debemos darle es continuidad. Jorge Abril* EQUIVOCADOS Su editorial “Empleo para los desmovilizados” me ha hecho razonar en que los hacedores de políticas públicas, y los formadores de opinión están enviando señales equivocadas a la sociedad colombiana. Veamos: 1) Se promueve, entre otras, empleo para los desmovilizados, ¿y los desempleados que han respetado el Estado de derecho y la dignidad humana?, ¿y los profesionales? 2) Amnistía para los deudores morosos del sistema financiero, ¿y los que pagamos a tiempo? 3) Amnistía para los deudores de impuestos a la Dian, ¿y los que somos cumplidos? 4) Legalización de fortunas mal habidas, retén social en el sector público, y reformas tributarias que en últimas terminan esquilmando a los mismos de la base de datos de la Dian, no porque ello esté mal, sino porque se está premiando el mal comportamiento y la precariedad, en lugar de premiar a los ciudadanos honestos y respetuosos de la ley. William Yoniz Miranda* PRODUCTIVIDAD Quiero complementar el didáctico editorial sobre “el poder de la comunicación eficaz”, recordando que en las organizaciones de vanguardia es clave fomentar e incentivar la buena comunicación, que en cada empresa debe tener el sello de la membresía. Es claro que las transparentes relaciones interpersonales sensibilizan el alma de todos, respirándose una atmósfera gratificante, lo cual eleva la productividad y la alegría de todos. Rogelio Vallejo

Siga bajando para encontrar más contenido