Colombia, con espacio para construir centros comerciales

Felipe Bernal, gerente de Pedro Gómez y Cía., dice que cada ciudad de Colombia es particular a la hora de construir.

Felipe Bernal / Gerente de la empresa constructora Pedro Gómez y Cía.

Archivo Portafolio.co

Felipe Bernal / Gerente de la empresa constructora Pedro Gómez y Cía.

POR:
marzo 29 de 2012 - 11:56 p.m.
2012-03-29

Felipe Bernal, gerente de la empresa Pedro Gómez y Cía., no está de acuerdo con las voces que advierten una amenaza de sobreoferta en el segmento de centros comerciales en Colombia.

“Hemos realizado muchos análisis que nos han llevado a concluir que el indicador de metros cuadrados en estos espacios es muy bajo con relación al número de habitantes. Es decir, hay mucho para desarrollar y nosotros le estamos apostando a ello”.

Bernal habló de este mercado, de vivienda y del potencial constructor del país.

¿La sobreoferta está del lado de los centros comerciales de grandes formatos?

En Bogotá y Medellín han disminuido, aunque aún vemos algunos en construcción. Sin embargo, existen más de 20 ciudades con más de 300 mil habitantes, que son potenciales para llegarles con buen comercio.

Actualmente, hay muchas alianzas. ¿Pedro Gómez y Cía. se suma a la tendencia?

Cada proyecto tiene sus características. De hecho, en Unicentro Yopal trabajamos con Avenida Capital, un fondo de inversión extranjero que adquirió los terrenos, mientras que en Multicentro Palmira nos asociamos con Italcol, una firma de concentrados que tiene una constructora llamada Inacar.

¿La falta de suelo sigue siendo el cuello de botella?

No deja de ser un tema complejo: primero, porque hay normas para cada ciudad y segundo, porque la llegada de proyectos de las características de Unicentro genera especulación con la tierra.

El negocio ha cambiado. Unos optan por construir para arrendar y hay pocas ventas individuales de locales ¿Cómo trabajan ustedes?

Nosotros permitimos que nuestros comerciantes escojan la fórmula que más les convenga. Es decir, no deben venderse ni arrendarse en su totalidad. Las dos opciones son válidas.

Hay casos en los que los centros comerciales no van solos, sino que forman parte de la integración de usos (vivienda, hotelería...) ¿Cómo ve esta tendencia?

Nosotros tenemos varias marcas. Unicentro, por ejemplo, la aplicamos cuando solo es comercial (como en Yopal, que acabamos de lanzar a ventas) y Multicentro, cuando le agregamos vivienda y hotelería, entre otros.

El caso de Multicentro Palmira es ejemplo de ello.

Allí habrá 900 apartamentos, de los cuales se vendieron 60 en un fin de semana; esta oferta residencia se complementarán con un centro comercial Unicentro.

Por su parte, en Unicentro Yopal ya tenemos más de 65 por ciento en negocios cerrados y el 35 por ciento restante, reservado.

A propósito de marcas, ¿cómo va Mi Centro?

Ya tenemos totalmente vendido Mi Centro Bosa en El Porvenir, al sur de Bogotá; en abril iniciamos obra y estará listo en un año.

Además, tramitamos licencia en Funza y buscamos oportunidades en otras ciudades.

¿Actualmente, qué tienen en vivienda?

Estamos muy concentrados con el proyecto La Felicidad, en el occidente de Bogotá, que ha tenido una respuesta importante de los compradores. Se han generado 5.000 empleos y cumple con el concepto de construir una ciudad integral.

Por su magnitud, cerca de 17 mil viviendas, ¿han pensado en hacer un centro comercial en La Felicidad?

Sí, ya estamos en contacto con comerciantes.

Los datos de licencias de corto plazo, no del acumulado del 2011, reportaron cifras a la baja, ¿le preocupa?

Las ventas tienen un buen ritmo y la dinámica aún es interesante, por lo que no veo problemas en ese indicador.

Tampoco creo que haya una eventual burbuja, es algo que debemos descartar porque quienes compran son los usuarios finales, no especuladores.

Por otra parte, la cartera hipotecaria es sana y los márgenes a los cuales vendemos son controlados y no hay forma de que caigan. Es decir, considero que en términos generales el sector está muy bien.

‘SUBSIDIO A LA TASA PARA VIVIENDA DEBE MANTENERSE’

Algunos analistas y representantes del sector han expresado su preocupación porque no hay noticias de nuevos recursos para respaldar el subsidio a la tasa de interés hipotecario.

Al respecto, Felipe Bernal considera que el Ministerio de Hacienda tiene una decisión compleja con la destinación de recursos.

“El único mensaje que comparto es que nuestra industria es generadora de empleo y riqueza, y que este auxilio dinamizó el mercado de la vivienda; es decir, soy partidario de que siga”, concluye el empresario.

Gabriel E. Flórez G.

Economía y Negocios

Siga bajando para encontrar más contenido