Control a precios de transferencia

La actividad fiscalizadora de la Dian se ha vuelto a desplegar para tocar a aquellos contribuyentes del impuesto sobre la renta, que incumplieron sus obligaciones en materia del Régimen de Precios de Transferencia por el año gravable 2006 (Presentar Declaración Informativa y Preparar Documentación Comprobatoria).

POR:
junio 30 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-06-30

Para esta época, en que se deben estar presentando las declaraciones informativas de precios de transferencia por el ejercicio gravable 2007, por parte de las empresas que realizaron operaciones con sus vinculados económicos ubicados en el exterior durante dicho ejercicio fiscal, resulta oportuna la actividad de control del ente rector de los tributos nacionales. El no presentar las declaraciones informativas conlleva sanciones pecuniarias equivalentes al 1 por ciento del valor de las operaciones sometidas al régimen, por cada mes o fracción de mes de extemporaneidad. Los vencimientos de los plazos para presentar las declaraciones informativas por el 2006, se dieron en el mes de junio del 2007. Si se fueran a presentar dichas declaraciones omitidas, en el mes de julio de 2008, el contribuyente debería liquidar una sanción de extemporaneidad equivalente al 13 por ciento del valor de las operaciones que se declaren. En todo caso, dicha sanción no puede exceder de $860.106.000. No obstante lo anterior, se observa que la acción de la Dian en este momento, si bien puede incidir en mejorar el cumplimiento de las obligaciones por el año 2007, puede resultar inocua frente a algunos casos del 2006, pues existen ciertas circunstancias dentro del marco de la ley vigente, que implicarían para algunos contribuyentes, que los procesos iniciados con los requerimientos ordinarios enviados por la Dian no puedan pasar de esta etapa, pues sus condiciones particulares no permitirían aplicar válidamente sanción alguna. Los contribuyentes que puedan resultar ubicados en el universo de los que no pueden ser objeto de sanción por el 2006, deben sopesar muy bien, si continúan comportándose como omisos por el 2007, o por el contrario, si empiezan a cumplir por esta última vigencia. Lo recomendable sería lo segundo, pues con seguridad, la administración tributaria no dejará de desarrollar el control sobre ellos. En la misma línea de sugerencia, es conveniente recordar que todas las operaciones realizadas con los vinculados del exterior deben incluirse en la declaración informativa y aquellas que superan el valor de $209’740.000 (Valor de 10.000 UVT’s para el 2007), deben ser objeto de documentación comprobatoria. Este último valor debe entenderse independientemente que corresponda a una o varias transacciones de inferior cuantía realizadas con varios vinculados, pues las normas las agrupan bajo el calificativo de ‘tipo de operación’ sin indicar o no que se trate de operaciones realizadas con uno o varios vinculados económicos. Los empresarios no pueden seguir subestimando la acción del Estado. Ya es hora que entiendan que las obligaciones fiscales en esta materia existen en la ley desde hace cuatro años, y que ya ha pasado tiempo suficiente para asimilar el complejo manejo de este tema. El persistir en sus incumplimientos, les generará sanciones gravosas que bien pueden llegar a comprometer el patrimonio de sus negocios. '' Los empresarios no pueden seguir subestimando la acción del Estado.WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido