En firme la norma que impone tope a tarifas de llamadas de fijo a móvil

La Comisión de Regulación de Telecomunicaciones (CRT) ha ganado el ‘tire y afloje’ que le habían planteado -desde finales del año pasado- los operadores celulares por cuenta de una resolución que establece el precio máximo de las llamadas de un teléfono fijo a un móvil.

POR:
enero 31 de 2006 - 05:00 a.m.
2006-01-31

Luego de analizar las posiciones presentadas hace una semana por las partes involucradas, la CRT decidió ayer mantener esta norma que se empezará a aplicar desde mañana. La Resolución 1296 de septiembre del 2005 establece que las llamadas de un teléfono fijo a un móvil tendrán un valor máximo de 464 pesos más IVA por minuto, lo que representa un descenso del 50 por ciento frente a los más de 900 pesos que en promedio venían cobrando las empresas celulares. En un principio, la CRT estableció que esta tarifa de 464 pesos se debía cobrar desde el pasado primero de noviembre, sin embargo, por petición de las empresas celulares se postergó su aplicación hasta el primero de febrero, fecha en la que quedará en firme. Precisamente, la resolución establece una segunda fase, desde el primero de noviembre del 2006, en la que esta tarifa se reducirá a 392 pesos más IVA por minuto. Cifras de la CRT indican que cada mes son cursados unos 50 millones de minutos desde teléfonos fijos hacia móviles, de los cuales el 44 por ciento se originan en líneas de los estratos 1, 2 y 3. A propósito, un estudio desarrollado por la CRT el año pasado determinó que el precio cobrado por este tipo de llamadas en Colombia era el segundo más alto en América Latina, una situación que contrasta con el valor de una llamada de móvil a móvil que hoy es una de las más bajas de la región. En su momento, la CRT concluyó que la tarifa fijo-móvil se había convertido en un “dispositivo poderoso para desincentivar el uso del teléfono fijo y desviar la clientela”. Contrario a lo que muchos usuarios piensan (según una encuesta de Andesco), el valor de estas llamadas era potestad de las empresas de telefonía celular y de ahí que durante los últimos diez años su precio se haya mantenido sobre los 1.000 pesos. -Ahorros millonarios Cálculos de la CRT señalan que la aplicación de la norma le permitirá a 1,8 millones de hogares colombianos ahorrar entre 20.000 y 25.000 millones de pesos mensuales por el menor cobro de estas llamadas. Para establecer los topes tarifarios, el organismo regulador tuvo en cuenta dos aspectos: el costo de las llamadas para los operadores móviles y una utilidad razonable Sobre la continuidad de la norma, Asocel, el gremio de las empresas celulares, no quiso hacer ningún pronunciamiento ayer.

Siga bajando para encontrar más contenido