Finanzas

'Mi pasión, los microorganismos', declara investigadora colombiana, Ph.D. Alba Marina Cotes

Desde el Centro de Biotecnología y Bioindustria de la entidad, está dedicada a buscar las soluciones para erradicar las diferentes plagas que atacan los cultivos.

POR:
octubre 30 de 2009 - 05:00 a. m.
2009-10-30

Cotes fue la primera latinoamericana en recibir el título de doctora Honoris Causa otorgada por la Universidad Sueca de Ciencias Agrícolas.

Hacía 10 años que la facultad de agricultura y planeación del medio ambiente de ese centro académico no hacía postulaciones para tal título.

Desde hace ocho años, la investigadora ha promovido trabajos con esa universidad, de los cuales se han generado productos relacionados con ecología química para el control biológico de insectos en diversos cultivos.

El título le fue otorgado por su experiencia y por la estrategia desarrollada en el uso de microorganismos para el control de patógenos e insectos y la consolidación de una planta de bioproductos en la Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria (Corpoíca).

"En mi carta de presentación, además de haber generado una estrategia de trabajo en equipo, ha involucrado la formación de nuevos investigadores que trabajan conmigo", dijo la investigadora, en su laboratorio de biotecnología de Corpoíca, en el centro de investigación Tibaitatá.

Así las cosas, luego de ocho años de investigaciones en microorganismos -su pasión, como ella misma lo reconoce-, está el desarrrollo de productos como bioplaguicidas de alta calidad y eficacia en campo.

Entre estos productos se tienen el llamado Baculovirus, utilizado como bioplaguicida para el control de la polilla guatemalteca, una de las plagas más importantes en el cultivo de la papa.

Un segundo producto se conoce como Trichoderma, utilizado para el control de patógenos (hongos, bacterias y virus)en varios cultivos de papa, hortalizas y fríjol, estos, ocasionan pudriciones en las raíces y en las hojas, lo que termina por mermar la producción y la productividad de las áreas sembradas.

Además de su uso en Colombia, esta tecnología desarrollada por Cotes y su grupo de investigadores, fue vendida a dos empresas de Brasil y de Alemania, para usarla en los cultivos de esos países.

Un tercer producto es Lecanillium lecani, formulado para el control de la mosca blanca, una plaga dispersa en todo el mundo, que afecta los cultivos de fríjol, tomate, algodón y berenjena, entre otros.

Otros seis productos

El trabajo de esta investigadora laureada en Suecia no termina aquí, pues como 'ases bajo la manga', tiene no menos de seis nuevos productos.

Estos están formulados a partir del Baculovirus, para el control biológico de plagas del cultivo del maíz y de patógenos en las etapas de poscosecha, lo mismo que para prevenir la aparición de un hongo en los cultivos del fique y del hongo Fusarium oxysporum.

"A partir del 2010 comenzará a salir la 'cosecha' de estos nuevos productos, un proceso demorado (como lo es la investigación agrícola) además de la inversión que demanda cada uno de estos, estimada en tres millones de dólares y unos cinco años de investigaciones", concluyó.

http://www.corpoica.org

Destacados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido