Obras para evitar un 'trancón' de crudo

Tras experimentar algunas dificultades a comienzo del año, que llevaron a que en algún momento se quedaran quietos volúmenes de hasta 67.000 barriles por día de petróleo, la infraestructura de transporte y el embarque de crudos avanza en el desarrollo de alternativas que permitan atender el incremento en la producción y en las exportaciones previsto para los próximos años.

POR:
octubre 31 de 2011 - 05:00 a.m.
2011-10-31

Según Ecopetrol, en el primer semestre se transportó por la red de oleoductos y poliductos un promedio de 1,18 millones de barriles por día, de los cuales 902.400 barriles correspondieron a crudo, mientras que 278.500 barriles fueron de productos refinados. Entre enero y junio del 2011, el volumen transportado creció un 16 por ciento con respecto al mismo periodo del 2010, a lo que contribuyeron factores como el aumento en la capacidad de transporte de los oleoductos Apiay-Porvenir y Rubiales-Monterrey, en los que se instalaron tres unidades de bombeo, una mayor capacidad de evacuación aguas abajo y la continuidad en la inyección de reductores de fricción. Particularmente, los riesgos de un 'trancón' petrolero se controlaron con la entrada de proyectos específicos a partir de marzo. En efecto, en el segundo trimestre se movilizaron en promedio 1,22 millones de barriles por día (278.600 de productos refinados y 943.200 de petróleo), para un aumento del 17 por ciento frente al volumen promedio día transportado en mismo lapso del 2010, cuando se movieron 780.400 barriles por día de crudo. El incremento en las cantidades de crudo transportado le representó a Ecopetrol una utilidad de 153.000 millones de pesos en el segundo trimestre, resultado inferior en 13 por ciento anual, debido al aumento en los gastos para el mantenimiento de dos monoboyas que están en concesión en el puerto de Coveñas (26.000 millones de pesos), y a los mayores mantenimientos y reparaciones de los ductos por cuenta del invierno. Avanzan proyectos El sector petrolero, que es dueño de su infraestructura, es consciente de que debe modernizarla para atender la mayor producción y los pedidos futuros que se avecinan. Con algunos meses de atraso por la tardanza en la aprobación de la licencia ambiental, comenzó en agosto la primera fase del Oleoducto Bicentenario, una de las principales obras para la evacuación de crudos, cuya entrada en operación se proyecta para el primer trimestre del 2012. Esta etapa, que contempla la instalación de un ducto entre Araguaney (Casanare) y Banadía (Arauca), ofrecerá una capacidad de 120.000 barriles por día, que en principio se conectan al oleoducto Caño Limón-Coveñas. Posteriormente, las siguientes fases irán entrando en operación y permitirán subir la capacidad a 240.000 barriles y luego a 450.000 barriles por día. Además, Ecopetrol espera que en el segundo semestre se estructure un nuevo esquema de negocio para el aumento de capacidad del Oleoducto Central (Ocensa) a 660.000 barriles por día. El proyecto tuvo un traspié en junio, pues de 22 compañías que se interesaron en la convocatoria, bajo la modalidad transporte o pague (ship or pay), sólo presentaron ofertas Pacific Rubiales y New Granada, por 32.880 barriles diarios, nivel que no alcanzó el mínimo de 80.000 barriles establecido en las condiciones. Ese mismo día Petrominerales anunció que compraría el 5 por ciento de participación en el Ocensa.- Oleoducto y puerto, un proyecto por comenzar Otra iniciativa de gran envergadura es el proyecto de Puerto Bahía, que desarrolla Pacific Infraestructura en Cartagena. La primera fase contempla la construcción de un oleoducto entre Coveñas y Puerto Bahía, con una distancia de 135 kilómetros y una capacidad inicial de 300.000 barriles por día para crudos. El tubo llegará al nuevo puerto, cuya primera etapa contempla una capacidad de almacenamiento de 3 millones de barriles, que servirán para la exportación a través de dos posiciones de atraque: una para embarcaciones de hasta 80.000 toneladas y otra para barcos de hasta 150.000 toneladas. Las obras ya comenzaron con las adecuaciones del terreno, que tienen un avance del 95 por ciento en el relleno, para lo cual ya se han movilizado más de 1,5 millones de metros cúbicos de material.La terminal iniciaría operaciones a mediados del 2013. El director ejecutivo de Pacific Infraestructure, Juan Ricardo Noero, explicó que la licitación de obras ya comenzó y que se estima adjudicar el contrato para la construcción de los tanques y del primer muelle a comienzos de diciembre, con el fin de que las obras inicien en firme hacia finales de enero del 2012. Esta primera etapa contempla una inversión de 480 millones de dólares.HELGON

Siga bajando para encontrar más contenido