Menos periodistas murieron en el 2008, según Reporteros Sin Fronteras (RSF)

60 reporteros y un colaborador de la prensa perdieron la vida este año, según la organización con sede en París.

POR:
diciembre 30 de 2008 - 05:00 a.m.
2009-12-30

RSF contabilizó los casos en los que el vínculo entre la profesión de la víctima y su muerte estaba probado, o al menos era "altamente probable". 

Aunque las cifras "no son tan alarmantes como en años anteriores",  la organización defensora de la libertad de expresión asegura que el descenso "oculta muy mal" un endurecimiento de los gobiernos más autoritarios, así como "una generalización de la intimidación y la censura" en todo el mundo.

Según el documento, la situación es "globalmente mala (...), el triste espectáculo del periodista esposado es cotidiano, o casi, en todos los continentes. La prisión es la respuesta más frecuente de los gobiernos a los críticas. Y los asesinatos (...) casi nunca desembocan en un proceso".

La cifra supone un retroceso respecto al 2007, cuando 86 periodistas y 20 colaboradores murieron en el ejercicio de su profesión. Las regiones de Asía-Pacífico, el Magreb y Oriente Próximo fueron de nuevo las más letales para la prensa. Sin embargo, según el informe, "la hecatombe continúa en México".

Irak, con 15 reporteros muertos; Pakistán, con siete; Filipinas, con seis, y México con cuatro reporteros asesinados y cinco secuestrados fueron los países más peligrosos para los periodistas en el 2008.

En África, tres periodistas murieron este año que termina, frente a los 12 del 2007. Pero esta disminución se explica, según el informe, "por la renuncia de numerosos profesionales a ejercer su profesión", así como por "la desaparición progresiva de la prensa de las zonas de conflicto", como en Somalia.

Censura, detenciones e Internet

La organización también contabilizó 673 periodistas detenidos en el mundo, 929 agredidos o amenazados, 353 medios de comunicación censurados y 29 reporteros secuestrados, además de un colaborador de los medios asesinado.

Destaca que los arrestos fueron particularmente numerosos en el continente africano, al igual que en China, donde RSF contó 38 detenciones de periodistas, gracias en parte a un año olímpico que sirvió de "excusa" para muchos encarcelamientos.

De Irak, donde fueron arrestados 31 profesionales, la organización resalta que el Ejército estadounidense "sigue gestionando la seguridad" y encarcela en ocasiones a colaboradores de medios extranjeros y a periodistas locales.

China, con 131 medios censurados; Birmania, con 85; e Irán con 27, encabezan la lista de países donde la censura fue especialmente activa en el 2008.

Pero América Latina no se queda atrás. Bolivia, con 20 medios censurados; Brasil, con 14; México, con 10; y Venezuela, con 7; también forman parte de esta lista.

RSF indica también que a medida que Internet "transforma" la prensa escrita y audiovisual y "la blogósfera adquiere una envergadura mundial", la represión comienza a desplazarse hacia la red. En el 2008 un blogger fue asesinado, 59 colegas suyos detenidos, 45 agredidos y 1.740 páginas cerradas o suspendidas. 

Sólo en China se censuraron 93 sitios, en Siria 162 y en Irán 38, precisa el informe.

RSF subraya que "el aumento de la influencia y el potencial de Internet" se acompañó este año de una mayor vigilancia por parte de algunos gobiernos, que ya tenían "fuertes tendencias en materia de seguridad" y que desarrollaron nuevas herramientas de control de la Web.

Al mismo tiempo, se afirma en el informe, la red se está convirtiendo "poco a poco" en el campo de batalla de ciudadanos con espíritu crítico y periodistas censurados, lo que supone una considerable "amenaza" para ciertos "poderosos".

RSF concluye recordando que sus cifras, al igual que en informes anteriores, no incluyen los casos que las propias víctimas prefirieron mantener en secreto, "con frecuencia para proteger su seguridad".

PARÍS
(AFP-Efe) 

Siga bajando para encontrar más contenido