Refrescante aporte a la reinserción en Colombia

La compañía mexicana Coca-Cola Femsa considera que uno de sus mejores negocios es su Banco de Tiempo, que hace parte de los programas de responsabilidas social. Y no por los réditos que le pueda dejar en lo económico sino que por este medio este medio puede instruir a ex guerrilleros y ex paramilitares para reintegrarse a la vida civil, a través de cursos de capacitación, que inclusive desencadenan en acuerdos de negocios.

POR:
junio 30 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-06-30

El sistema les brinda las herramientas necesarias para llevar a cabo las actividades productivas y crear valor económico y social en las comunidades. Como todo proyecto tiene su historia detrás, éste nació en el 2007 luego de una visita a Colombia del director de Femsa, José Antonio Fernández Carbajal, y otros directivos con motivo de la celebración de 80 años de presencia de la marca Coca-Cola en el país. En medio de un coctel que se celebraba en el Club El Nogal, en Bogotá, el ejecutivo mexicano le preguntó al presidente Álvaro Uribe cómo podría ayudar a Colombia su organización. “Con los desmovilizados”, respondió rápidamente el Mandatario. Aunque el directivo se sorprendió gratamente de la respuesta, el plan ya estaba incluido en los cuatro lineamientos de Responsabilidad Social Empresarial que tiene la organización en el país. La compañía, una de cuyas empresas líderes en el país es Industria Nacional de Gaseosas (Indega) algo sabía del conflicto en Colombia, pero la orden del jefe y un enamoramiento de éste por el país manifestado públicamente, agilizaron el programa. A través del plan, cerca de 50 profesionales de la compañía en el país donan sus conocimientos en negocios a los proyectos que desarrollan los participantes del proceso de reintegración. En la primera fase se capacitaron 30 personas en Bogotá y el próximo mes iniciará actividades en Medellín y Valledupar. El programa del Banco de Tiempo además cuenta con el apoyo del Tecnológico de Monterrey, uno de los centros universitarios más reconocidos de América Latina. A través de los Centros Comunitarios de Aprendizaje a Distancia (CCA), el Tecnológico de Monterrey permite el acceso de los participantes a programas educativos de calidad e interacción con tutores que los asesoran de manera permanente. Durante este año esperan inaugurar 12 centros en diferentes lugares con población vulnerable, facilitando bases de datos especializadas que permitan aun rápida integración a la sociedad del conocimiento y la información. Otro esfuerzo de esta empresa para facilitar la reincorporación de desmovilizados a la vida civil son las oportunidades laborales directas o indirectas en la compañía, a través del programa Femsa Jobs. La empresa ha logrado involucrar a cuatro de los reintegrados en diferentes procesos. Representantes de Coca-Cola Femsa delinearon el proyecto, con la Alta Consejería para la Reintegración de la Presidencia”. Dos casos para mostrar Modesto Pacaya ingresó al Banco de Tiempo, luego montó su propio minimercado y ahora distribuye, entre otros productos, bebidas no alcohólicas que produce Indega en Colombia. Él y otros ex combatientes recibieron instrucción de la propia embotelladora en temas como producción, mercadeo y contabilidad. Por su parte, Álvaro Pérez, con la empresa de confecciones Colfepaz, es un proveedor en el diseño y elaboración de uniformes y dotación para la compañía.WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido