Rusia: mercado por explorar para la industria nacional

A la hora de exportar, Rusia suena lejano por la distancia que separa a los dos países. Y aunque no es fácil, tampoco es imposible, pues se trata de un mercado con 142 millones de habitantes que, en los últimos años, ha cambiado sus patrones de consumo, abriendo las puertas a productos extranjeros y dando cabida a los empresarios colombianos.

POR:
noviembre 30 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-11-30

Así mismo Rusia, junto con Brasil, India y China, hace parte de los denominados países Bric (por sus iniciales); luego que Goldman Sachs, uno de los grupos de inversión más grandes del mundo los llamara de esa manera. Una clasificación que incluyó a cuatro países emergentes con fuerte incidencia sobre la economía mundial, por su importante comercio con naciones desarrolladas. Un trabajo de investigación de mercados realizado por Proexport (que tiene una oficina en Moscú) muestra que son diversas las oportunidades para la incursión de los productos colombianos en Rusia, la gran mayoría en el sector de agroindustria. Rusia es uno de los países más grandes del mundo, con más de 17 millones de kilómetros cuadrados de área, casi el doble de Estados Unidos. Es la novena población mundial y cuenta con grandes reservas de petróleo, gas natural, carbón, minerales y madera. Sin embargo, los impedimentos naturales, el terreno y las grandes distancias, obstaculizan la explotación de estos recursos. La mayoría del territorio ruso no tiene buenas tierras para la agricultura y tampoco los climas adecuados, pues la principal característica del clima es ser muy frío y seco, lo que hace que se convierta en una de las más grandes oportunidades económicas para las exportaciones colombianas. Nuestras oportunidades Las opciones de negocio para los empresarios colombianos se centran en el sector de la agroindustria. El estudio de Proexport muestra cómo la recuperación económica rusa ha hecho que sus habitantes, por ejemplo, cambien y reemplacen las conservas artesanales por productos ofrecidos en almacenes, mercados e hipermercados, abriendo espacio para la comercialización de frutas y verduras preparadas, que tengan las certificaciones de calidad expedidas por sus autoridades para diferenciarse de importaciones de dudosa reputación. Los productos preferidos son los tomates, cebollas, pepinos, zanahorias, ajos y coles. En invierno aumenta el consumo de pasta de tomate, hortalizas en conserva, pepinillos, guisantes, maíz, fríjol y champiñones. Frutas como la piña y el durazno en conserva son apetecidas y la manzana es consumida en jugos, concentrados, purés y mermeladas. Otro sector con oportunidades para la oferta colombiana es el acuícola. Aunque tradicionalmente los rusos han consumido pescado y otros frutos de mar, se ha visto recientemente, un incremento en el número de restaurantes de comida japonesa y menús asiáticos que ofrecen platos basados en dichos productos, incluyendo calamares, camarones o pulpos, al igual que una variedad de alimentos preparados y semipreparados. Rusia es el principal importador de truchas a nivel mundial. En las grandes ciudades, el camarón forma parte de la canasta familiar básica. Los anillos de calamar, camarones, variedades de pescado seco y salado, en presentaciones desde 25 hasta 100 gramos (tipo chips), son cada vez más populares para acompañar las bebidas alcohólicas a manera de la tradicional ‘Zakuska’ rusa. Lácteos se abren camino De otro lado, el mercado ruso ha registrado recientemente la necesidad de importar productos lácteos, pues en los últimos meses la difícil condición climática afectó el trabajo de las principales granjas y, según los indicadores, las consecuencias de esta crisis ambiental no podrán ser superadas totalmente en un largo periodo de tiempo. Así las cosas, la leche en polvo tiene gran demanda. Actualmente, la Embajada de Colombia en Rusia y la Oficina de Proexport realizan negociaciones con las autoridades veterinarias y sanitarias de ambos países, para los certificados fitosanitarios que permitan la entrada de este tipo de productos nacionales a ese mercado. Se espera que en el primer trimestre del 2011, las autoridades rusas del sector visiten a Colombia para avanzar en el tema. Otros sectores a la expectativa En cuanto al sector de manufacturas, se registran oportunidades para los cosméticos a base de esencias, extractos e insumos naturales, para el mercado de ingresos medios y se explora el potencial de productos preparados a partir de insumos innovadores de la región amazónica. Es de destacar que entre la colonia de nacionales presente en Rusia, hay quienes ya han explorado el mercado y consolidado importantes negocios, en su mayoría relacionados con importación y distribución de flores y frutas. Son empresarios con contactos comerciales tanto en Moscú y San Petersburgo, así como en regiones donde no hay presencia de productos colombianos. En el sector de confecciones, los diseñadores colombianos se han presentado en las ferias Collection Premier Moscow de febrero y septiembre de este año, con una muy buena acogida. Se destaca por parte de los empresarios rusos, la calidad de las prendas nacionales, superior a las chinas o las turcas.Ejemplo de éxito En el proceso de penetración al mercado ruso, ya hay algunos casos de éxito que están ganando cada vez mayor presencia en ese país. Uno de ellos es el caso de Agua Bendita, una compañía de vestidos de baño con sede en Medellín. Catalina Álvarez, una de las propietarias, señaló que para llegar a Rusia, el elemento determinante es acercarse al comprador, “hablando su mismo idioma”, estudiar y analizar de manera juiciosa sus costumbres como consumidores.Como exportadora recomienda al empresario contar con un aliado que esté cerca al mercado y que pueda tener un contacto directo con el cliente. “Todos los mercados son diferentes y uno necesita a alguien que establezca la relación”, dijo Álvarez.Agua Bendita fue fundada en el año 2003 por Catalina Álvarez y Mariana Hinestroza, propietarias y diseñadoras de la marca, que busca satisfacer las necesidades de hombres y mujeres modernos y sofisticados, y que este año ganó el Premio Nacional de Exportadores, Analdex, en la categoría Pyme.ADRVEG

Siga bajando para encontrar más contenido