Volvió a subir la tasa de usura y en febrero será de 29,55%

Mayor demanda de crédito de clientes más riesgosos y el fin de campañas para incentivar el consumo, algunas de las causas.

Tasa de usura para crédito de consumo bajó levemente

33,99% fue el máximo alcanzado por la tasa de usura antes de este ciclo de disminuciones.

Archivo portafolio.co

POR:
Portafolio
enero 31 de 2019 - 09:44 p.m.
2019-01-31

Después de 11 meses consecutivos a la baja, el interés máximo que se puede cobrar por préstamos de consumo y ordinarios volvió a subir, y en una magnitud importante. La Superintendencia Financiera certificó que el interés bancario corriente que estará vigente en febrero será de 19,7 por ciento, 54 puntos básicos más que la de enero.

En ese sentido, la tasa de usura (que corresponde a 1,5 veces el interés bancario corriente) trepó a 29,55 por ciento, lo que representa un aumento de 81 puntos básicos comparada con la que rigió hasta ayer, que era de 28,74 por ciento.

Cabe recordar que en febrero del 2018 sucedió lo mismo, pues luego de varios meses consecutivos de descensos, el interés máximo tuvo un salto de 48 puntos básicos, proporción menor a la de esta vez.

(Lea: En enero baja el interés bancario para crédito de consumo

Todo apunta a que en la temporada de fin de año y comienzos de 2019 hubo un incremento importante en la demanda de crédito.

Aunque esto es propio de esta época, pues aumentan las necesidades de consumo entre diciembre y enero (por las compras navideñas y luego los gastos educativos), la diferencia es que entre quienes pidieron prestado, esta vez hubo más personas que, a juicio de las entidades, son más ‘riesgosas’ y por eso se les hacen desembolsos pero con tasas más altas para compensar.

Justamente, “algunas entidades están entrando en segmentos de clientes que tienen un mayor perfil de riesgo, lo cual implica mayores costos”, explicó el superintendente Financiero, Jorge Castaño Gutiérrez.

(Lea: La tasa de usura para julio será de 30,05 %

Añade que los incrementos obedecen a que entre octubre y noviembre varias entidades financieras realizaron campañas para incentivar el consumo, ofreciendo tasas más bajas. “Pero entre diciembre y enero, cuando mejoró el consumo y la dinámica de la cartera, las estrategias se desmontaron y las tasas volvieron a los niveles previos”, dijo el Superintendente.

De hecho, el nivel actual de la tasa de usura está muy cerca del que tenía entre septiembre y octubre del 2018 (29,72 por ciento y 29,45 por ciento, respectivamente).
Pero además, hubo otros casos en los que el plan de las entidades fue otorgar menores montos con plazos más amplios, que implican también mayores tasas de interés.

Sin embargo, expertos consultados señalan que todavía no hay elementos suficientes para poder determinar que no se trata simplemente de un tema estacional (como pasó hace un año), o si es una tendencia que viene para los próximos meses.

Si se repite la situación del 2018, podría esperarse que la disminución en la tasa de usura volverá a verse a partir de marzo.

Por lo pronto, habrá que esperar a que se decante cuál va a ser el efecto de la ley de financiamiento, qué rumbo va a tomar la confianza del consumidor, entre otros factores, para poder saber cuál será el comportamiento de este interés.


De cualquier manera, la tasa de usura que estará vigente durante febrero está 3,44 puntos porcentuales por debajo del máximo alcanzado antes de este ciclo de descensos (33,99 por ciento entre octubre y diciembre del 2016).

Vale señalar además que las tasas para otras modalidades de crédito (microcrédito y consumo de bajo monto) no han cambiado, pues su certificación tiene vigencia trimestral o anual, según sea el caso.

En ese sentido, el interés bancario corriente para el microcrédito, que rige entre el 1 de enero y el 31 de marzo,
es de 36,65 por ciento, con lo cual la tasa de usura está en 54,98 por ciento.

En cuanto a los créditos de consumo de bajo monto, cuya vigencia es del 1 de octubre del 2018 al 30 de septiembre del 2019, el interés bancario corriente certificado es de 34,25 por ciento, y la usura es de 51,38 por ciento.

luicon@eltiempo.com

Siga bajando para encontrar más contenido