Economía

Floricultores alistan primer San Valentín en pandemia

Asocolflores estima la exportación de 700 millones de tallos para la festividad. Nuevas restricciones en los países y transporte, las preocupaciones.

Augusto Solano

Augusto Solano, presidente de Asocolflores, destacó las acciones de promoción en los mercados de Asia.

Cortesía

POR:
Laura Lucía Becerra Elejalde
enero 21 de 2021 - 09:00 p. m.
2021-01-21

San Valentín representa para Colombia 15% de las exportaciones anuales de flores. El sector, del cual dependen 140.000 empleos, se prepara para la fecha al igual que todos los años, y aunque este 2021 será el primer San Valentín en pandemia - pues en 2020 el virus de covid-19 no estaba en el país por esta época - los floricultores se alistan para despachar 700 millones de tallos.

(Lea: El trabajo en casa mitigó el golpe al mercado de las flores)

“El año pasado tuvimos un buen San Valentín, y a febrero la floricultura venía creciendo a un 7%. Esta es una fiesta que depende fundamentalmente de EE.UU., por eso no se afectó, pero la floricultura sí empezó a sentir la pandemia desde antes de que llegara acá, porque se empezaron a recibir cancelaciones del oriente, de China, de Japón, y después de Europa”, explicó a este medio Augusto Solano, presidente de Asocolflores.

De acuerdo con el líder gremial, en marzo y abril de 2020 el sector sí se contagió, como muchos otros, del efecto de la pandemia. Por ello empezaron a implementar cambios, que a la fecha, siguen siendo parte de la dinámica floricultora.

Para poder operar, se establecieron protocolos, adecuaciones e inversiones en las instalaciones, las áreas de postcosecha, divisiones, y elementos de higiene y protección para los floricultores. A estos costos adicionales, se sumó además los del transporte, que se incrementaron por las restricciones en el tráfico aéreo.

Este factor, junto a la incertidumbre por el segundo pico de pandemia, es una de las mayores preocupaciones que enfrentan para este 2021 los productores de flores. “Dependemos de la disponibilidad y oportunidad de los vuelos internacionales, las condiciones del transporte marítimo y las nuevas restricciones que puedan adoptar los países”, expresó también Solano.

EE.UU. representa entre 75% y 80% de los tallos que despacha Colombia al año, y dada la relevancia de este mercado, los cultivadores comenzaron a prepararse para San Valentín desde hace aproximadamente seis meses.

Aunque en el sector cada empresa es responsable de sus contratos, según el presidente de Asocolflores, desde agosto y septiembre empezaron las conversaciones con los clientes y supermercados en ese país.

Las rosas son los tallos preferidos para la festividad, y para tenerlas listas en San Valentín se hace una poda aproximadamente 90 días antes de que empiece la cosecha.
Así mismo, si las flores se van a ir por barco, es necesaria tenerlas con antelación, o también si su destino es Asía. “Ya estamos en un momento de despachos, los últimos que se van son para los que salen para sitios más cercanos”, explicó el líder gremial.

ESTRATEGIA DE PROMOCIÓN

El mercado nacional de flores registró una caída de 5% en sus ventas, entre enero y noviembre del 2020, según cifras del gremio. Esto, se tradujo en US$1.306 millones representados en 228.326 toneladas de producto.

A pesar del impacto de las restricciones, el sector continuó con sus campañas de promoción en diferentes mercados.

En noviembre, en Japón, se realizaron dos exposiciones florales en el metro de Tokio y el mercado de Ota, una municipalidad de la capital nipona. En diciembre se hizo el montaje de dos árboles de Navidad con flores colombianas, uno en China, en el East Hotel de Beijing, y otro en Corea, en el Coex Mall, un centro de convenciones de Seúl.

Además de estas acciones, otro elemento que está ganando protagonismo es el comercio electrónico. “Sabemos que es un canal que cada día toma más fuerza y hemos trabajado de la mano de nuestros aliados internacionales para impulsarlo”, dijo Solano.
Plan Pétalo

Además de la logística propia de la actividad floricultora y la preparación para los envíos, desde 2006 el gremio lidera un plan sistematizado que facilita el control de los despachos, y se ejecuta en conjunto con autoridades como el ICA, la Policía Nacional, la Dian y la Supertransporte.

El plan funciona como un dispositivo de seguridad y de coordinación, en el que se busca no solo asegurar la movilidad y el flujo de la carga, sino también prevenir ilícitos en los cargamentos.

“Como el volumen se triplica, es necesario estar preparados, todos los años hacemos el Plan Pétalo. En los despachos mantener la cadena de frío es lo principal, pero lo otro muy importante es el control antinarcóticos”, mencionó Solano.

Para este 2021, el operativo servirá, además, para evitar el contacto físico en el proceso y reducir los riesgos de contagio por covid-19.

Laura Lucía Becerra Elejalde

Destacados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido