close
close

Gobierno

Presidente Petro anuncia que precios de la gasolina subirán en el país

El mandatario atribuye el déficit del presupuesto nacional al subsidio a la gasolina.

Presidente Gustavo Petro

Presidente Gustavo Petro

EFE

POR:
Portafolio
septiembre 11 de 2022 - 10:05 a. m.
2022-09-11

Este domingo 11 de septiembre el presidente Gustavo Petro anunció, a través de su cuenta de Twitter, que los precios de la gasolina en Colombia subirán. El mandatario justificó la decisión por un enorme déficit en el presupuesto debido a un ""un subsidio creciente a los consumidores de gasolina".

(Lea: Transportadores le pedirán a Petro rebaja en gasolina y peajes). 

"El déficit de estabilización de precios de los combustibles por falta de pago del gobierno anterior es de 10 billones por trimestre. Es decir casi 40 billones anuales. Casi la mitad del déficit del presupuesto nacional. Se produce al no subir el precio de la gasolina", escribió el líder de izquierda. 

Asimismo, el mandatario señaló que la mitad del déficit del presupuesto nacional se debe a un subsidio creciente a los consumidores de la gasolina. "Es la hora de un debate nacional al respecto ¿Vale la pena subsidiar la gasolina por 40 billones cuando la tasa de mortalidad infantil por desnutrición se duplica?", escribió el mandatario. 

Petro, actualmente se encuentra en varias jornadas de trabajo junto a sus ministros en La Guajira. Desde allí propuso desligar el cobro de impuestos a la gasolina "de la indexación del precio de la gasolina para mitigar el impacto sobre el consumidor". Y, además, anunció a quienes compran gasolina que se retomará "la senda de crecimiento de precios". No se tocará productos derivados. 

(Vea: Los países con el precio de la gasolina más bajo y más alto del mundo). 

Para ello, dijo el mandatario, el Congreso podría adelantar el debate sobre la estructura de precios de los combustibles en el país y su indexación con los precios internacionales del petróleo.  

"El ministerio de minas y la DIAN deben establecer controles efectivos para que la tributación y el pago de regalías que hacen las empresas de extracción de combustibles fósiles se haga sobre las cantidades reales de extracción y exportación a los precios internacionales", concluyó. 

Ministro de Hacienda ya había hecho el aviso 
José Antonio Ocampo

José Antonio Ocampo

EFE

Colombia necesita disminuir cuidadosamente los subsidios a los combustibles para reducir el déficit fiscal sin exacerbar su problema de inflación, según el ministro de Hacienda del país.

José Antonio Ocampo estima que los subsidios a la gasolina y el diésel otorgados a través de la petrolera estatal Ecopetrol costarán a las arcas públicas alrededor del 2,5% del producto interno bruto este año y el 2,1% en 2023.

"Hay que hacer lo que no hizo el Gobierno pasado, o sea, hay que ir ajustando los precios de gasolina y ACPM", dijo durante una entrevista el jueves. "Una preocupación importante es cuál es el efecto sobre la inflación en las circunstancias actuales".

(Lea: Cómo sería el cambio que Petro haría a cálculo de tarifa de energía). 

El país andino tiene uno los costos de combustibles más baratos de la región, solo detrás de Venezuela y Bolivia, ya que el Gobierno ha acudido a subsidios para evitar que los precios internos aumenten a la par de los costos internacionales del crudo.

Ocampo tomó las riendas de la economía colombiana el mes pasado, cuando Gustavo Petro asumió la presidencia. Todavía no hay una decisión sobre cuándo comenzarán a aumentar el precio del combustible, dijo el ministro, y agregó que se manejará de manera diferente el ACPM y la gasolina, ya que el primero tiene un impacto más amplio en los costos de producción.

El aumento de los precios del combustible se ha convertido en un tema extremadamente delicado para los Gobiernos de todo el mundo tras la pandemia de covid-19 y la invasión rusa a Ucrania. En América Latina, ha causado malestar social e inestabilidad política en países como Ecuador, Panamá y Perú.

Inflación de oferta
Gasolina

Ecopetrol presenta una situación financiera positiva. En el primer trimestre registró utilidades por $6,6 billones.

Archivo

La inflación anual de Colombia se sitúa en el 10,84%, un máximo de 23 años, ya que los precios de los alimentos aumentaron casi un 26% en agosto respecto al año anterior y la demanda se ha recuperado de la pandemia.

Ocampo dijo que los costos de los alimentos representan una gran parte de la inflación actual, que posiblemente ya haya tocado techo. "Aunque puede decirse que hay un poco de exceso de demanda en Colombia, realmente el tema de fondo es de oferta", dijo.

El Gobierno implementará un plan para mitigar el impacto de la inflación en la población pobre, dijo Ocampo, y agregó que los precios de la electricidad podrían incluso bajar. Anteriormente esta semana, Petro instó a las autoridades del sector energético a explicar por qué los costos de la electricidad habían aumentado más del doble de la tasa de inflación.

El ministro dijo que las autoridades de política monetaria deberían considerar los riesgos de las salidas de capital y no pueden ignorar como otros bancos centrales, incluida la Reserva Federal de Estados Unidos y el Banco Central Europeo, aumentan los costos de endeudamiento.

(Lea: Gas natural es clave para una mejor calidad del aire). 

Reforma tributaria La Administración del presidente Petro busca aumentar los ingresos del Gobierno en 25 billones de pesos (US$5.700 millones) en 2023, o el 1,7% del PIB, a través de impuestos más altos para los ricos y mayores gravámenes sobre los dividendos, el gas y las compañías petroleras.

Legisladores han presionado al Gobierno para que cambie sus propuestas de impuestos sobre dividendos y ganancias de capital, lo que afectaría significativamente los ingresos fiscales propuestos, dijo Ocampo, y agrego que la próxima semana presentará cambios a su plan inicial.

Colombia registró uno de los ingresos fiscales más bajos entre los miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, con alrededor del 19% del PIB en 2020 en comparación con un promedio de alrededor del 34% para sus pares. Es posible que las comisiones económicas del Congreso realicen la votación sobre la reforma tributaria durante la última semana de septiembre.

El Gobierno propuso un aumento de alrededor de US$2.500 millones a su propuesta de presupuesto para 2023, y se necesita recaudar más si aumenta el gasto social.

Mayor déficit

Ocampo dijo que el déficit presupuestario de Colombia para 2023 ahora se pronostica en el 4% del PIB desde una estimación anterior del 3,6%, sin incluir los subsidios a los combustibles, y en comparación con el 5,6% este año, ya que la economía crecerá por debajo de su tendencia a largo plazo.

El Gobierno estima que la economía crecerá un 7,7% este año y un 1,8% en 2023. Es poco probable que el país registre un superávit fiscal primario el próximo año, como se lo proponía el Gobierno anterior, dijo Ocampo, y agregó que el ajuste fiscal podría ser más gradual en los próximos años.

"Vamos a ver si hay que cambiar ligeramente la velocidad de qué tan rápido vamos a hacer" el ajuste, dijo Ocampo, quien calificó la regla fiscal actual como muy estricta. "Pero vamos a cumplir la regla fiscal". El Gobierno puede completar su plan de financiamiento externo para 2022 exclusivamente con créditos multilaterales y financiamiento de agencias de naciones desarrolladas, incluida China. "Este año no ha habido venta de bonos, y con las condiciones actuales no la habrá", dijo.

PORTAFOLIO
Con información de Bloomberg*

Destacados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido