close
close

Infraestructura

Luis Carlos Sarmiento Angulo propone plan de vías para los Llanos

El directivo recibió el Premio Nacional a la Excelencia en Infraestructura, en la categoría empresario distinguido.

Luis Carlos Sarmiento Angulo

CONGRESO NACIONAL DE LA INFRAESTRUCTURA

Cortesía

POR:
Portafolio
noviembre 25 de 2022 - 04:34 p. m.
2022-11-25

En el marco del congreso anual de la Cámara Colombiana de Infraestructura (CCI), el empresario Luis Carlos Sarmiento Angulo recibió un reconocimiento a su vida y obra por su gestión de grandes obras que contribuyen al desarrollo del país.

Al recibir el galardón, el presidente de la junta directiva del Grupo Aval reconoció no solo la buena labor del sector, sino que en línea con su trabajo propuso un plan de vías para potencializar los Llanos y las zonas ‘olvidadas’ del país.

(Sector de infraestructura reconoce al empresario Luis Carlos Sarmiento). 

“A Colombia la podemos dividir en una línea diagonal en la sección occidente-norte versus la sección oriente-sur. Esa zona, si la miramos occidente–norte (…) donde tenemos todas las codilleras, representa el 44% de área total del país, lo que sería la zona desarrollada. Al lado derecho, si vemos en un mapa, tenemos los Llanos orientales, la zona no desarrollada. Ese es el 56% del país. ¿Cómo puede un país que se olvida del 56% de su tierra ser exitoso para producir bienestar para su gente?”, aseguró.

Por esto, el empresario, aunque si bien considera que la parte más ‘desarrollada’ tiene mayor densidad habitacional (95 habitantes por kilómetro cuadrado frente a 6 habitantes por kilómetro cuadrado en los Llanos), existe una oportunidad en Colombia para avanzar y generar mayor riqueza.

“Esa región es el octavo lugar geográfico de mayor cantidad de agua, tiene un potencial hídrico entre los mejores del mundo, tiene extensiones de tierra increíbles, tiene una topografía suave, ondulada, muy manejable, pero nosotros vivimos en la parte montañosa donde nos hemos desarrollado (…). Nosotros deberíamos desarrollarlo, llenar los llanos orientales de un plan de vías de vías elementales, no vamos a hacer grandes autopistas porque no hay población, pero vías elementales, ¿cuánto puede valer?” -entre cinco y diez veces menos que en el otro lado-, remarcó.

Y consideró esta idea una prioridad, pues el campesinado es el más afectado con los cierres viales, lo cual no solo perjudica al pequeño agricultor, sino el desarrollo de toda una región.

‘Los peajes se necesitan’

De otra parte, durante su intervención, Sarmiento Angulo se manifestó sobre la polémica de los cobros de peajes en las vías, y pese a que reconoció su alto valor, asegura que son necesarios para su mantenimiento.

“La gente se queja mucho de que los peajes son muy caros, sí son muy caros, tienen razón (…) Una carretera de esas especificaciones (la vía Bogotá-Villavicencio) requiere dinero para poderla construir, no hay otra forma de hacerlo honradamente. Hay que poner el dinero, hay que conseguirlo hay que trabajarlo y mostrar resultados. Con el tiempo ha venido a descansar todo ese peso financiero en los peajes”, explicó.

Y agregó: “Yo quiero dejar esta inquietud y los peajes, para efectos que los usuarios de la vía contribuyan al costo de mantenimiento, es un principio indiscutible. Lo que pasa es que, con la escasez de nuestros recursos y nuestras instituciones, hemos llegado a un capítulo siguiente que es, que dentro de esos peajes se también es necesario que se pueda recuperar los recursos de inversión”.

(Para la banca, la confianza es el eje que garantiza la financiación). 

Por ello, ante un nutrido auditorio de representes y directivos del renglón de la infraestructura y la ingeniería civil, el empresario señaló la conveniencia de avanzar en revisar, de la mano con el Gobierno, opciones para encontrar soluciones que permitan otras formas de recaudos de capital que apalanquen el desarrollo vial.

“Tenemos que estudiarlo, con certeza encontraremos soluciones adecuadas, otras formas de financiamiento. Se ha hablado de valorización, es un impuesto muy justo. Aquí ha habido dificultad de imponerlo, ha tenido mucho rechazo, pero es muy justo. No hay dudas de que los vecinos se benefician con eso, beneficios económicos, es justo que contribuyan porque, solo con el peaje, los que crean que solo con pasar en 20 años se pueda recuperar una inversión de semejante magnitud, perdónenme eso es una utopía”, concluyó.

La sociedad Grupo Aval hace parte del grupo empresarial que controla a la sociedad Casa Editorial EL TIEMPO, de la cual hace parte Portafolio. 

Destacados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido