close
close

Infraestructura

Fuentes de energía renovables del Compromiso por Colombia, con atrasos

Paquete de energías limpias incluido por el Gobierno en plan de reactivación tiene demoras y/o problemas de conexión. Entrarían en operación en 2023.

Coyuntura/La energía renovable también trae consecuencias

Efe

POR:
Portafolio
junio 21 de 2021 - 02:44 a. m.
2021-06-21

La apuesta que el Gobierno Nacional hizo hace un año por sacar adelante los proyectos que hacen parte de la política en materia de energías limpias la tiene prácticamente perdida.

El compromiso de acelerar el desarrollo de 27 iniciativas estratégicas de fuentes renovables y de transmisión de energía, las cuales se engloban dentro del plan de reactivación económica, y que fue hecho por el presidente Iván Duque en la instalación del Congreso el 20 de julio del 2020, está con atrasos en el avance de obra, o las que no lo están, tendrían problemas de conexión.

Así, los proyectos: nueve eólicos, cinco solares, tres geotérmicos, uno de hidrogeneración y nueve líneas de transmisión (entre ellas Colectora), cuyas obras representan más de $16 billones de inversión, entrarían en operación hasta finales del 2023 o inicios del 2024.

Causas como los inconvenientes para el desarrollo de las consultas previas, que se acentuó con la pandemia de la covid-19, trabas de grupos indígenas para la ejecución de estas consultas, y las deficiencias de infraestructura en vías y puertos en el departamento de La Guajira que permitan el transporte de carga sobredimensionada y extrapesada, desde los puertos hasta los puntos de construcción, tienen en jaque las iniciativas.

“Actualmente existe solo un puerto marítimo público (Puerto Brisa) con capacidad para recibir carga sobredimensionada y extrapesada correspondiente a los aerogeneradores, el cual está ubicado a gran distancia de los clústers de proyectos eólicos en la media y alta Guajira”, explicó el viceministro de Energía, Miguel Lotero.

Y agregó que existe otro puerto en concesión al complejo del Cerrejón (Puerto Bolívar), el cual está ubicado en la alta Guajira, “sin embargo, la regulación portuaria vigente impide que por los puertos privados transite carga de terceros”.

A lo anterior, el funcionario aclaró que en marzo pasado el Ministerio de Transporte expidió la resolución que habilita jurídicamente a puertos privados para la importación de los equipos que se requieren en la construcción de estos proyectos.

Así mismo, señaló que la administración del Cerrejón terminó dos estudios: uno para el análisis de riesgos socioambientales y otro para evaluar la logística de operación que implica la entrada de los equipos de los proyectos eólicos por Puerto Bolívar.

Se coordinó entre la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI), Invías, MinTransporte y los agentes privados interesados en el transporte de estas cargas, un plan de acción que permita el desarrollo de las intervenciones en las vías, pavimentos, puentes y otras obras requeridas para la ruta común para todos los proyectos de generación de la media y la alta Guajira”, recalcó Lotero.

Además se suma la llamada Línea Negra, cuya nueva delimitación está en manos del Instituto Geográfico Agustín Codazzi, entidad que ya dejó en claro que solo podrá trazarla hasta que el Ministerio del Interior establezca el polígono de las fronteras ancestrales de dos comunidades Kogui, proceso se podría tardar dos años.

Energía solar

Las obras de 27 iniciativas estratégicas de fuentes renovables y de transmisión de energía representan más de $16 billones de inversión.

Archivo particular

Llama la atención que los proyectos renovables programados por el Ejecutivo para garantizar la energía en firme a partir del 2022 son producto de las subastas de Cargo por Confiabilidad y Contratos de Largo Plazo del 2019.

Y la no entrada a tiempo de las plantas solares de San Felipe, Cartago, Latam Solar, El Campano y La Loma; y los parques eólicos de Windpeshi, Alpha, Beta, Apotalorru, Casa Eléctrica, Chemesky, TumaWind, Camelia y Acacias 2, que hacen parte de la agenda de renovables del Gobierno, dejarían de aportar 1.577 megavatios (MW) de capacidad instalada a la matriz de generación.

Para Alejandro Castañeda, presidente de la Asociación Nacional de Empresas Generadoras (Andeg), “se debe continuar con la construcción de los proyectos que fueron asignados en las subastas del Cargo por Confiabilidad y Contratos de Largo Plazo, ya que son pieza clave de la reactivación económica del país”.

Un concepto de cuatro páginas sobre los proyectos de energía asignados en la subasta de Cargo por Confiabilidad del 2019, según “las auditorías de construcción”, remitido a finales de febrero pasados por la Creg a la Andi, y al cual tuvo acceso Portafolio, señala que los proyectos TumaWind, Casa Eléctrica, Windpeshi, Chemesky, La Loma, Alpha y Beta presentaban un ligero atraso, pero además tienen evidentes demoras en conexión, ya sea con la Línea Colectora o con líneas propias de interconexión.

En el caso de la línea de transmisión de Colectora se han presentado dificultades para la concertación de acuerdos por parte de la compañía a cargo del proyecto afectando la ejecución de las consultas previas que se deben adelantar con más de 220 comunidades”, señaló el viceministro Lotero.

Para Natalia Gutiérrez, presidenta de la Asociación Colombiana de Generadores de Energía Eléctrica (Acolgen), “hay que continuar con el apoyo para lograr la puesta en operación de los proyectos de energías renovables”.

PORTAFOLIO

Destacados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido