LUNES, 26 DE FEBRERO DE 2024

Noticias económicas de Colombia y el mundo

Carlos

Nuestra Política de Tratamiento de Datos Personales ha cambiado. Conócela haciendo clic aquí.

close

Infraestructura

17 abr 2023 - 7:33 p. m.

Solo una de cada tres obras de energías renovables avanza sin demoras

Un estudio de SER Colombia muestra que 89% de los 3.300 megavatios que entrarían entre 2023 y 2024 han tenido retrasos. 

Energías renovables

Energías renovables

iStock

POR:
Daniela Morales Soler

Colombia ha venido avanzando en la construcción y conexión de nuevas tecnologías de generación eléctrica. Esto ha llevado a un cambio en la conformación de la matriz, que se proyecta cada vez más intensiva en fuentes como la solar y la eólica.

En este marco, SER Colombia, gremio de las generadoras de estas tecnologías, espera que entre 2023 y 2024 ingresen 3.330 megavatios a la red.

(Lea: En marzo, la energía alcanzó el mayor precio en un año). 

A pesar de que esto significa cerca de 17,5% de la capacidad instalada neta actual del sistema (18.700 megavatios), lo cierto es que los proyectos se están enfrentando a retos y dificultades para su desarrollo.

Esta energía entrará en 80 proyectos, sin embargo, de estos solo 28 avanzan sin problema. Es decir, 35% de las obras cuya capacidad es de 365 megavatios. De estos, la mayor parte de la capacidad que entrará sin mayor dificultad al Sistema Interconectado Nacional (SIN) lo hará en 2023, según los datos recolectados por SER Colombia. Para este año se espera que 14 de estos lo hagan, con una capacidad de 189 megavatios, mientras que en 2024 serán otros 14 con 176 megavatios.

Sin embargo, hay otros 52 proyectos, con 2.965 megavatios de capacidad que están afectados; es decir, 89% de la capacidad programada.

Alexandra Hernández, directora del gremio, explicó que la principal dificultad que han tenido los proyectos está relacionada con trámites y licencias ambientales y sociales.

El análisis muestra que la mayor cantidad represada por entidad que adelanta alguno de estos trámites está en la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (Anla), con cerca de 1.200 megavatios. Después de esto se encuentran los megavatios que están en trámites con la Unidad de Planeación Minero Energética (Upme), con las corporaciones autónomas regionales y con operadores de red.

(Además: 'El fin de una era': Alemania abandona la energía nuclear tras 60 años). 

Hernández explicó que si bien se espera que todos los parques empiecen a entregar energía en estos dos años, es posible que estas demoras afecten su entrada.
De hecho, el retraso de uno de los proyectos eléctricos más importantes está afectando la entrada de varios cientos de megavatios. El estudio de la asociación solo muestra que tres proyectos ubicados en La Guajira entrarán estos dos años, dado que los demás que están en proceso no podrán ingresar por el retraso en la línea Colectora.

Esto, de acuerdo con Hernández, hará que una capacidad importante se mueva hacia 2025.

No obstante, el plan de las 24 empresas que tienen las 80 obras en proceso es que 1.280 megavatios (MW) ingresen este año, es decir, 38,8% de lo planeado. Los restantes 2.050 megavatios están programados para que entren en 2024, es decir 62,1% de los 3.300 que se estiman.

Con respecto a las regiones con mayor cantidad de capacidad, la información de los agremiados de SER Colombia muestra que Atlántico (718,9 megavatios), La Guajira (568 MW) y Córdoba (369 MW) son los departamentos que tienen mayor capacidad que ingresará en estos dos años. Por el contrario, otros como Arauca, Boyacá y Caldas son los que menos capacidad ingresarán en este lapso.

(Siga leyendo: Diseñar un futuro sostenible, objetivo de las compañías responsables). 

Las soluciones

El gremio propone que se generen algunas soluciones para afrontar los retos que hay en el avance de estas obras, fundamentales para la transición energética.

De acuerdo con Hernández, un primer punto muy relevante es la articulación de las autoridades de orden regional como las corporaciones autónomas, alcaldías y demás con las entidades de orden nacional. Explicó que en algunos casos se requiere de apoyo para mejorar y fortalecer las capacidades técnicas de estos.

Un segundo punto que destaca es de tipo regulatorio, para solucionar los cuellos de botella. Por ejemplo, que se definan tiempos claros para los permisos y licencias, que se avance en información catastral para facilitar decisiones en materia de uso del suelo y se haga pedagogía sobre las tecnologías.

La asociación también pide que haya una estabilidad en las reglas, sin señales que puedan afectar la inversión para el desarrollo de los parques.

Otra de las recomendaciones está encaminada al impulso de mecanismos de contratación de largo plazo, que les permita a las compañías hacer el cierre financiero.
La información de SER Colombia señala que hay 47 proyectos por 1.210 megavatios que aún no tienen cierre financiero claro, lo cual puede ser riesgoso.

(Vea: Transición verde, eje para el desarrollo de América Latina). 

La situación en la guajira

De los 80 proyectos que se esperan para estos dos años, tres están ubicados en La Guajira. Esto, según SER Colombia, se explica por el retraso en la línea Colectora, que moverá una parte importante de la generación. Aquellos proyectos que no se conectan a esta línea, y a pesar de ello tienen problemas, se explican por las dificultades para lograr las acuerdos con las comunidades.

El gremio señala que hay siete parques solares y eólicos que tienen compromisos de la subasta de cargo por confiabilidad licitada en 2019 ubicados en esta región. La situación por retrasos y dificultades ha llevado a que ya dos de estos perdieran las asignaciones de energía en firme y los restantes dependan de la construcción de la línea de transmisión. 

DANIELA MORALES SOLER
Periodista de Portafolio

Destacados

Más Portales

cerrar pauta