Invías busca recursos por más de $10 billones para proyectos

Juan Esteban Gil, director de la entidad, explicó que ese es el presupuesto necesario para ejecutar las iniciativas planeadas por Iván Duque.

Juan Esteban Gil, director del Instituto Nacional de Vías (Invías).

Juan Esteban Gil, director del Instituto Nacional de Vías (Invías).

POR:
Portafolio
febrero 19 de 2019 - 09:19 p.m.
2019-02-19

El Instituto Nacional de Vías (Invías) tiene pendientes más de $10 billones para poder ejecutar los proyectos que tiene planeados para la administración del presidente Iván Duque.

Eso le reveló a este diario Juan Esteban Gil, director del Invías, quien manifestó su preocupación por la falta de recursos para obras claves para el país.

(Invías buscará $2 billones para terminar 26 obras inconclusas). 

“El Invías tiene casi $4 billones en presupuesto para este año y para los años siguientes tiene del orden de $300.000 millones en gastos. Teniendo en cuenta eso, estamos hablando de que nos faltan alrededor de $10 billones. Por eso es que va a haber algunos programas que se van a ver sacrificados; eso todavía no se sabe con claridad”, explicó el directivo.

Aunque iniciativas estratégicas para el país, como el puente Pumarejo, el Cruce de la Cordillera Central –conocido como el túnel de La Línea–, o la continuación de las obras de la Ruta del Sol II, ya tienen los recursos asegurados, el director del Invías manifestó que la entidad, junto con el Ministerio de Transporte, están buscando nuevas formas de financiación para el resto de proyectos que están desfinanciados.

“Ese es un programa estratégico que estamos montando, haciendo convenios con entidades territoriales y organizaciones financieras territoriales. Estamos buscando fuentes de financiación a través de publicidad en la infraestructura, también en los usos del suelo en las vías, en valorización e, incluso, en las regalías que están generando las regiones”, agregó Gil.

El caso del cobro por valorización, por ejemplo, es uno de los puntos que están incluidos en el Plan Nacional de Desarrollo (PND), que hoy continúa su debate en el Congreso de la República.

(Invías se la juega con la tecnología para sus procesos). 


“Por cuenta de la construcción de varias carreteras, muchos predios se están valorizando y es justo que los propietarios retribuyan al Estado con esos pagos”, aseveró Gil.

Otro de los puntos que están estudiando es la instalación de nuevos peajes en los corredores viales manejados por el Invías. “Tenemos vías en las que hace 10 años la gente se demoraba más de 10 horas en transitarlas y hoy se tardan tres horas. Eso tiene ahorros en combustible e, incluso, en accidentalidad”, destacó.

Precisamente, para el caso de los peajes, el director del Invías también reveló que con las nuevas concesiones para manejarlos, el país se estaría ahorrando al menos $30.000 millones, lo que también podría ser un alivio para las finanzas de la entidad.

Por otro lado, aunque se estén buscando nuevas fuentes de financiación, la falta de recursos y presupuesto puede amenazar la supervivencia del Invías.

En una conversación con Portafolio en días pasados, la ministra de Transporte, Ángela María Orozco, resaltó que esa es precisamente una de las discusiones que tendrá la cartera ministerial este año, si se tiene en cuenta que la entidad no tiene asegurado, hasta el momento, recursos para funcionar después del 2020.

“Según el Marco Fiscal de Mediano Plazo, el Invías desaparece a partir del 2020, porque aunque el presupuesto histórico de la entidad está entre $3 y $4 billones, lo dejaron de $300.000 millones a partir del próximo año. Es por eso que la discusión de este año es cómo levantarle el techo fiscal a la entidad”, manifestó Orozco.

Ante la posibilidad de que la entidad no tenga recursos para los próximos años, Gil destacó que la organización es clave para la infraestructura nacional. “Hay otras entidades que buscan la rentabilidad financiera de los proyectos. Sin embargo, el Invías busca la rentabilidad social de las iniciativas. Más de la mitad de las vías nacionales no son concesionables, porque tienen bajo volumen de tráfico, pero las necesitamos para integrar al país. En otras palabras, el Invías no puede desaparecer”.

LOS OTROS PROYECTOS AVANZAN A BUEN RITMO

Pese a que hay limitaciones presupuestales, el director del Instituto explicó que iniciativas como el puente Pumarejo y el Cruce de la Cordillera Central avanzan a buen ritmo.

Sobre este último, Gil dijo: “La semana pasada cerramos el proceso de recepción de ofertas para las obras de terminación del proyecto y fue la primera vez que no se declaró desierto. De hecho, más de 20 empresas mostraron interés y 12 empresas en seis consorcios finalmente presentaron sus propuestas. Esto es positivo para el país”.

Por otro lado, también destacó los avances de obra del puente Pumarejo, que atraviesa el río Magdalena a la altura de Barranquilla y el municipio de Sitionuevo, en el departamento del Magdalena. “Ese proyecto se espera que esté listo para finales de este año, luego de que se le dieran unos plazos en diciembre del año pasado”, dijo.

Finalmente, destacó que la entidad también trabajará este año en 22 corredores viales por todo el país.

EL PUENTE HISGAURA

Frente a la preocupación que ha manifestado la ciudadanía por cuenta del estado del puente Hisgaura, ubicado en Santander, que mostró algunas ondulaciones en su estructura, el director del Invías manifestó que dichas obras son responsabilidad del Fondo Adaptación, pese a que el Instituto presentó algunas preocupaciones con respecto al proyecto.

Nosotros les presentamos al Fondo un informe en el que indicábamos nuestras dudas con respecto al mantenimiento del puente y su vida útil. Ya es responsabilidad de ellos hacerle seguimiento al contrato. Lo que sí pudimos determinar es que, desde el punto de vista técnico, la estructura está en condiciones de soportar el paso de vehículos”, aseveró.

marola@eltiempo.com

Siga bajando para encontrar más contenido