Los 400 km faltantes hacia Buenaventura y Atlántico valen $8 billones

Así lo indican datos de la CCI. No avanzar en la puesta en marcha de los corredores de comercio exterior impactan la competitividad.

Vía Buga - Buenaventura

Así se ve uno de los tramos del corredor Buga - Buenaventura, en el que hay vía de una sola calzada.

Agencia Nacional de Infraestructura

POR:
Portafolio
noviembre 21 de 2019 - 11:20 p.m.
2019-11-21

Si bien el avance en la infraestructura terrestre del país ha presentado avances en el último año, aún hacen falta tramos importantes por contratar. Entre estos están involucrados, por ejemplo, dos importantes corredores de comercio exterior.

(Lea: Proyecto 4G en la región Caribe logra cierre financiero)

De la totalidad de 533 kilómetros que tiene la vía Bogotá- Buenaventura, que busca conectar al interior del país con el puerto, hacen falta realizar 107 kilómetros. De estos, se deben construir 62,8 km en la vía Calarcá (Quindío) y La Paila (Valle del Cauca), y los otros 44 km corresponden a la doble calzada entre Buga y Buenaventura, que en total tiene 118 km.

(Lea: Unos 16 proyectos de APP hacen fila para su aprobación)

Hacer estas obras costarían $2,2 billones, sin tener en cuenta el costo del tramo Calarcá - La Paila que aún no se conoce, según datos de la Cámara Colombiana de la Infraestructura (CCI), gremio que adelanta su congreso en Cartagena.

(Lea: Vías concesionadas esperan millonarias movidas)

Respecto al corredor que conecta a Bogotá con la costa Atlántica, donde están los puertos de Barranquilla y Cartagena, hacen falta construir 18 kilómetros de segunda calzada entre Villeta y Guaduas (Cundinamarca), los cuales requerirían una inversión de $1,59 billones. En este también hay que realizar 273,8 kilómetros de la doble calzada desde Puerto Salgar a San Roque (Troncal del Magdalena/Ruta del Sol II) que costaría $3,57 billones.

En total, los cerca de 400 kilómetros que harían falta en estos dos importantes corredores, requieren de una inversión de $8 billones, de acuerdo con los datos de la CCI. El gremio ha dicho en varias ocasiones que se deben realizar los esfuerzos pertinentes para obtener los recursos de la nación que garanticen su puesta en marcha en el corto plazo.

Hacer que estas vías entren en operación son de gran impacto para la competitividad del país, dado que permite que los costos logísticos de las empresas se reduzcan y así, estas podrían ofrecer productos y servicios a precios competitivos.

COSTOS LOGÍSTICOS

El costo logístico representa el 13,5% de las ventas en el país, según datos de la Encuesta Nacional de Logística del Departamento Nacional de Planeación (DNP) en 2018. Esto quiere decir que de cada $100 vendidos, $13,5 se gastan en rubros como almacenamiento, transporte y otros.

Al desglosar ese 13,5%, el mayor componente de este tiene que ver con el almacenamiento que corresponde al 46,5%, seguido por 35,2% de transporte, 11,1% de servicio al cliente y 7,2% de otros.

Para entender si esto es alto o no, cabe mencionar que en países desarrollados el costo logístico está entre 6% y 9% de las ventas. “Otras naciones latinoamericanas tienen costos que se mueven entre el 8% y 10%. Cuando uno pierde el 3,5% o 5,5% versus los otros países está hablando de cosas muy serias, de un diferencial gigantesco en términos de lo que el país es capaz de hacer y venderle al mundo”, comentó Bruce Mac Master, durante su intervención en el Congreso de la CCI.

En línea con lo que ya se había comentado, el líder gremial aseguró que la logística, junto a los impuestos, es el factor externo que más afecta la competitividad en un país.
Asimismo, explicó que desde el punto de vista del tamaño de empresas, para las grandes el costo logístico pesa 10,8%, para las medianas significa 12,2%, para las pequeñas 17,6% y para las micro 24,1%.

Para expertos de la CCI, la calidad de la infraestructura es uno de los determinantes del costo logístico. El avance en esta materia le permite al país reducir los tiempos de tránsito, aumentar la rotación de los vehículos de carga y disminuir la necesidad de mantener inventarios.

Para Colfecar, el gremio de los transportadores de carga y su logística, “si bien la conexión regional ha mejorado y la inversión en la red de integración de infraestructura ha venido creciendo sustancialmente en los últimos años, se vuelve necesario invertir en la red básica, que permite conectar a los diferentes municipios del país con la red vial 4G”.

Este gremio además indica que las vías terciarias adecuadas le permiten al sector una mejor eficiencia al momento de transportar carga hacia lugares como los puertos, reduciendo los tiempos de movilización y de este modo los costos.

Sobre este tema, Juan Esteban Gil, director del Instituto Nacional de Vías (Invías), aseguró durante su intervención en el Congreso de la CCI que de los 142.000 kilómetros de vías terciarias que hay en el país, solo 5.000 kilómetros tienen pavimento y de los 44.000 kilómetros de secundarias, 18.000 no están pavimentadas. “No hay que hablar solo de mejoramiento de vías, tenemos que pensar en que los corredores tienen que ser transitables y durables”, destacó.

COMPARACIÓN CON OTROS PAÍSES

En un documento de la CCI, se comenta que en la medición del Índice Global de Competitividad 2018 del Foro Económico Mundial, Colombia ocupa la posición 82 entre 140 países en el pilar de infraestructura y que, tras una estimación del potencial de progreso en este índice, si Colombia igualara a Chile en la percepción de la calidad de las carreteras, esta ascendería a la posición 37 entre 140 en dicho pilar.

De otro lado, Bruce Mac Master hizo una comparación, con base en un indicador al que ellos denominan distancia económica, de cuánto vale moverse en modo carretera de Ciudad de México a Veracruz (397 km), hay un costo por kilómetro de US$0,6, mientras que de Bogotá a Buenaventura (510 km), el promedio por km es de US$2,2.

En otro ejemplo, el líder gremial indicó que en el caso del trayecto terrestre de Lázaro Cárdenas - Monterrey (1.136 km) y Bogotá - Cartagena (1.014 km), el costo promedio es de US$0,55 y US$1,5 por kilómetro, respectivamente.

Ante esto dijo que “estas son las cifras que demuestran por qué se justifica que un país haga inversiones y eventualmente, incluso, tenga la oportunidad de cambiar unos activos por otros para lograr que su infraestructura sea mejor”.

OTROS DATOS DEL SECTOR

De acuerdo con un estudio de ProColombia, el desarrollo del programa de vías 4G ha permitido reducir los tiempos de tránsito en un máximo de seis horas entre los nodos logísticos principales, como Medellín y Buenaventura.

En tanto que el objetivo principal de la estrategia es reducir el costo logístico promedio como porcentaje de ventas del 13.5% en 2018 al 12% para 2030, el transporte intermodal es una prioridad en Colombia. Para 2030, se espera tener el 29% de los flujos a través del ferrocarril y el 5% a través de los ríos (hoy es 26% y 1% respectivamente).

De otro lado, según datos del Dane, con corte a septiembre de 2019, las exportaciones totales son US$29.902 millones, de estos, US$25.426 millones se hacen por vía marítima.

Siga bajando para encontrar más contenido