La covid-19 frenó toda la producción de esmeraldas

Por la crisis sanitaria, este sector registra pérdidas entre los US$26 y US$30 millones.

Esmeraldas

Las empresas esmeraldíferas redujeron la operación y realizaron tareas de mantenimiento.

Archivo particular

POR:
Portafolio
mayo 26 de 2020 - 11:09 p.m.
2020-05-26

La producción de esmeraldas es el sector extractivo del país que esta llevando la peor parte en la actual emergencia sanitaria por la pandemia de la covid-19.

(Fuerte aumento de la inversión extranjera no minero energética). 

En poco más de dos meses que lleva el aislamiento preventivo obligatorio en el territorio, el volumen en la extracción de gemas ha caído en más de un 95% (prácticamente a ceros), lo que ha llevado a este frente de minería a estar en cuidados intensivos.

Y para completar el ajuar, a la baja de la extracción de gemas se suma que estas piedras preciosas tampoco pudieron ser exportadas, paradógicamente en un mercado mundial que aumentó a pesar de la pandemia.

“El Gobierno Nacional, al cerrar el espacio aéreo del país a los vuelos comerciales internacionales, clausuró el único canal de distribución de las gemas colombianas para sus ventas en el exterior, ya que esta es la única manera legal de exportar (en la mano) las esmeraldas”, señaló Óscar Baquero, presidente de la Federación Nacional de Esmeraldas (Fedesmeraldas).

(Buriticá aplaza el inicio de la producción comercial de oro). 


El líder gremial precisó que las empresas mineras que se dedican a la producción de esmeraldas como Santa Rosa, MTC y Cosquez, al principio de la pandemia no solo redujeron la operación, sino que ademas entraron a hacer tareas de mantenimiento e implementaron los protocolos de seguridad, pero a pesar de estar la actividad minera entre la lista de excepciones del Ejecutivo, la operación paró en su totalidad.

Por su parte, Carolina Rojas, viceministra de Minas agregó que la demanda de los bienes de lujo ha disminuido en el mundo dada la coyuntura de la covid-19 y eso incluye las esmeraldas colombianas.

“Consecuentemente, los productores han reducido su producción porque, aunque la minería es un sector priorizado por el Gobierno Nacional, ha sido necesaria una adaptación de sus operaciones al cumplimiento de los protocolos de bioseguridad reglamentados por el Ministerio de Salud”, señaló la funcionaria.

El negocio de las esmeraldas colombianas aún está en crecimiento ya que representa más de US$150 millones al año, comparado con otras industrias extractivas que mueven cerca de US$2.000 millones anuales. Sin embargo, esa cantidad es muy representativa en el mercado internacional porque la gema nacional es la de mayor valor y la más apetecida en todo el mundo.

Pero no solo el comercio en el escenario internacional para las gemas colombianas quedó clausurado de forma temporal, también ocurrió algo similar a nivel local.

“El distanciamiento social también fue otras de las causas que en últimas sumó para que la operación esmeraldífera se frenara, ya que las casas autorizadas de compra y venta como las del centro de Bogotá, cerraron sus puertas por el tema de la cuarentena”, subrayó Baquero.

Y agregó que “en los meses de abril y mayo” además de llegar a ceros la extracción, las gemas que con anteriorirdad se extranjeron tampoco se pudieron comercializar.

De acuerdo a cálculos de Fedesmeraldas, antes de la pandemia se vendían en los mercados internacionales entre US$12 y US$13 millones al mes de gemas colombianas. Pero desde la entrada del aislamiento el pasado 20 de marzo, y hasta la fecha, el sector registra pérdidas acumuladas entre los US$26 y US$30 millones.

Así mismo, el presidente de Fedesmeraldas explicó que el país exporta alrededor de dos millones de quilates anuales (es decir más de 166.000 quilates al mes), pero que en los meses de febrero, marzo y abril Colombia dejó de producir y a la vez comercializar a nivel internacional 500.000 quilates, esto sin contar el mes de mayo, lo que llevaría a casi 700.000 quilates sin extraer y vender.

“Este déficit de producción afecta la caja de las empresas mineras que se dedican a la extracción de esmeraldas y por ende a la misma operación, y el panorama de la reactivación en el sector es muy compleja y sin un panorama claro”, subrayó Baquero.

Los principales mercados de las esmeraldas colombianas son China, India y los EE. UU., países que aún mantienes las cuarentenas parciales o totales, como la ciudad de Nueva York, cuyo aislamiento va hasta el 7 de junio, y el cual es el principal destino de estas piedras precisas.

Cómo fórmula de reactivación para el sector, la Agencia Nacional de Minería (ANM) acordaron propuestas de contrato de concesión a través del nuevo sistema de gestión minera, AnnA Minería.

“Desde la Agencia, pensando en la reactivación económica, pondremos en marcha un ambicioso, estratégico e innovador Plan nacional de Promoción Minera, en el cual, sin duda, contaremos con las esmeraldas como protagonistas”, indicó Silvana Habib, presidenta de la ANM.

​Alfonso López Suárez

Recomendados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido