‘Las familias han vuelto al centro comercial’

Iván Taboada, gerente de mercadeo y comercial de El Edén, es optimista sobre la reactivación. El complejo recibió un reconocimiento ambiental.

Iván Taboada

Iván Taboada, gerente de Mercadeo y Comercial de El Edén Centro Comercial. Cortesía

Cortesía

POR:
Portafolio
septiembre 08 de 2020 - 10:00 p. m.
2020-09-08

El Edén Centro Comercial está próximo a cumplir su primer año y ha tenido que enfrentar los meses complejos de la pandemia. Las estrategias comerciales han sido claves para mantenerse.

(Lea:Clientes pueden crear avatar en centro comercial virtual)

Ahora toma un nuevo aire con la reactivación de la economía que vive el país. Iván Taboada, gerente de Mercadeo y Comercial habla sobre la recuperación y destaca el aporte a ese objetivo que tiene un reconocimiento que obtuvo el complejo por su compromiso ambiental.

(Lea: Así recibe la economía la nueva ‘normalidad’)

¿En qué consiste la certificación?

Desde su construcción, El Edén fue pensado para que lo relacionado con agua, luz, aire y residuos puedan ser aprovechados de la mejor forma. En su primer año de operación recibe la a certificación LEED Platino, que otorga la U.S. Green Building Council. Alcanzamos una puntuación de 82 puntos de un mínimo de 79 necesarios.

La sostenibilidad es un pilar para el centro comercial. Con innovación se generó un equilibrio entre lo ambiental, lo social y lo económico. En sus casi 162.000 metros cuadrados de construcción, El Edén logra ahorros importantes en consumo de agua de 51% y en electricidad de 32%. En manejo de residuos también se han dado pasos importantes. Así mismo, ha sido clave la recuperación paisajística de la zona verde de la ronda del canal del río Fucha, donde se plantaron más de 127 árboles de especies nativas.

¿Cómo están frente a las nuevas circunstancias?

Necesitamos, sí o sí, reactivar la economía que se ha visto tan golpeada y hay diferentes maneras de hacerlo. Queremos decirle a la gente que somos un destino ecológico y que respetamos el medio ambiente. Este ánimo de recuperación tenemos que abordarlo comercialmente, pero también recuperando la confianza de los visitantes.

Para cuidar la salud de las personas, el centro comercial tiene un sistema de ventilación que incluye una tecnología que limpia el aire de partículas contaminantes, bacterias y virus, lo que asegura la calidad del aire interior. Controlamos el aforo, nuestra plazoleta de comidas pasó de 1.183 espacios de capacidad a 421. Seguimos con la bioseguridad en todos los accesos, midiendo la temperatura y con estaciones que ofrecen gel y opción de lavado de manos.

¿Y en el plano comercial?

Ahora, de las 132 marcas que estaban antes de la pandemia estamos con 87 activas. Las que no están abiertas todavía, como el cine, el parque, el casino, el gimnasio y algunos restaurantes y marcas están en proceso de autorización. Esperamos que retomen con el paso de los días. Además, vamos a tener próximamente aperturas. Por ejemplo está el nuevo formato de oficina del Banco de Bogotá, una droguería Colsubsidio y un Pepe Ganga. Se generaron alivios para los comerciantes porque las cuarentenas nos afectaron.

¿Hubo cierres definitivos?

Lamentablemente, algunas marcas -que nosotros hemos llamado semiprofesionales que no son las mismas regionales- tuvieron que cerrar. En su momento, surgieron como emprendimientos pero por las circunstancias impensables de la pandemia no pudieron seguir. Nuestras comunicaciones han estado enfocadas a comprar colombiano, aunque tenemos marcas internacionales comprometidas con el país.

Cabe destacar que nuestra junta directiva tomó el caso de cada una de los comercios y generó unos alivios para que pudieran sostenerse. Algunas pudieron hacerlo y otras, aunque se les otorgaran todos los beneficios no podrían. De todas las marcas, nueve tuvieron que cerrar sus puertas. El indicador ha sido bajo en comparación de toda la industria.

¿Los comerciantes necesitarán más alivios, y con un aforo de 30% cómo recuperarse?

Los centros comerciales ya tienen proyectados alivios hasta diciembre, de forma escalonada. En nuestro caso, este tema de la pandemia está llevando, a que el negocio con las marcas evolucione y ya no sea necesaria una cuota de sostenimiento sino una cuota variable por porcentaje de ventas. Eso va a ser mucho más atractivo. Más adelante vamos a dar detalles. Hoy es diferente un alivio para un supermercado que para un cine que no ha abierto.

¿Y cómo van las tiendas de calzado y vestuario, sectores golpeados?

Aunque se ha visto la industria golpeada, la dinámica nos ha permitido desarrollar canales de ventas como ‘pide y recoge’ y domicilios. Montamos una plataforma de comercialización en nuestra página Web para apoyar nuestras marcas.

El cliente puede tener un personal shopper y por WhatsApp se genera una videollamada para asesorar la compra. También tenemos catálogos digitales. Este es un tiempo para hacer uso de la creatividad y apoyar el comercio.

¿Es optimista?

Esta semana fue muy positiva con la reactivación. Tenemos un aforo permitido de 4.033 personas y en este momento estamos un poco por debajo, pero ya vemos personas que vienen a comer helado a tomar café. Volvimos a ver familias y adultos mayores, con los protocolos, porque nuestro equipo está pendiente de que se cumplan.

Esperamos con todo el trabajo reactivar el tráfico para apoyar a las marcas. Los comercios tienen grandes inventarios pero este mes, con las promociones y los contactos virtuales, han mejorado. Trabajan en descuentos y en servicio diferencial. Creemos en los esfuerzos de cada marca más los esfuerzos del centro comercial para fortalecernos.

Si no aparecen las restricciones creo que va a haber un repunte, pero desde el 2 de septiembre el comercio ha tenido una mejora. Ya hay confianza para ir a los centros comerciales y creemos que esto va a ser un tema ascendente.

Recomendados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido