Economía

Le nace otra arandela a la consulta previa

La comunidades étnicas son quienes deciden si el mecanismo de participación se hace virtual. 

Consultas previas

Ahora las comunidades, antes de su desarrollo, deben primero avalar si este mecanismo de participación se realiza o no de manera virtual.

Archivo particular

POR:
Portafolio
julio 22 de 2020 - 08:17 p. m.
2020-07-22

La pandemia terminó por meterle otra arandela más al proceso de la consulta previa. Ahora las comunidades, antes de su desarrollo, deben primero avalar si este mecanismo de participación se realiza o no de manera virtual.

(Así sería la nueva cara de la Consulta Previa en el país). 

Así lo señaló el Ministerio del Interior, entidad que en una carta y a la cual tuvo acceso Portafolio, le dejó en claro a cuatro gremios del sector de energía (Andesco, Acolgen, Andi y SER Colombia) que, si bien el Gobierno impulsa su realización a través de canales digitales, estos deben sortear una aprobación previa por parte de la misma comunidad.

(Consulta previa, un derecho que requiere orden). 


“En atención a la cosmovisión y a la autonomía propia de las comunidades, el uso de medios tecnológicos para la realización de reuniones por medios no presenciales, únicamente puede darse como una alternativa si la comunidad lo acepta de manera libre e informada”,
indica la misiva del Ministerio del Interior.

En la carta, la entidad además enlista cada uno de los requisitos que deben cumplirse en caso que se vaya a desarrollar una consulta previa no presencial, y en la que se destaca, con previa autorización de la comunidad, cómo será la conectividad digital, así como la metodología de participación.

Una vez recibida la solicitud, la Dirección de la Autoridad Nacional de Consulta Previa convocará a una reunión informativa no presencial, donde deberá participar el ejecutor y, si es posible, la comunidad o comunidades, para poder revisar la documentación y proceder a evaluar la autorización de la reunión.

El hecho de que sean las comunidades las que decidan si una consulta se realiza de forma virtual, para los gremios del sector energético, este aval se convertiría sin duda en otra traba que las misma comunidad le pondrían al mecanismo de participación, con lo que se abriría el camino para dilatar este proceso, el cual es clave para el desarrollo de proyectos minero energéticos y de infraestructura.

Destacados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido