Los seguros que más se venden no son los que más se necesitan

Las eventualidades que significan mayores costos para los hogares son la pérdida de empleo y la muerte.

Se reacomoda el mercado de los seguros en Colombia
POR:
Portafolio
mayo 09 de 2019 - 09:48 a.m.
2019-05-09

En Colombia nueve de cada diez hogares cuentan con algún tipo de cobertura frente a riesgos y solo tres adquiere este tipo de protección de manera voluntaria, esas son algunas de las conclusiones del primer ‘estudio de demanda de seguros 2018’ elaborado por el programa Banca de las Oportunidades, Fasecolda y la Superintendencia Financiera de Colombia.

(Lea: Los colombianos aseguran más sus bienes que su salud)

El informe muestra que siete de cada diez hogares considera que tener un seguro los hace sentir tranquilos frente a cualquier eventualidad, mientras que la mitad considera que es una manera de sentirse responsables y organizados.


(Lea: Los cinco seguros que debería tener un colombiano para su protección)

No obstante, el estudio revela que, aunque estos porcentajes de bienestar a causa de los seguros son importantes, son muchas las familias las que aún no ven efectos positivos en estas pólizas. Según el documento, esto se debe, en parte, a la frecuencia con la que ocurren los siniestros que más desestabilizan la economía de los hogares.

María Gimena Rodríguez, vicepresidente comercial de HDI Seguros, señala al respecto que el desconocimiento de los colombianos hacia la industria es latente. “Los colombianos no vemos los seguros como una necesidad, nosotros demandamos, especialmente, los obligatorios como ARL, SOAT y los de vida cuando se adquiere una deuda con un banco”, explica.

Por ejemplo, las eventualidades que significaron mayores costos para los hogares fueron la pérdida de empleo (29,2%), la muerte (24%), enfermedad o accidente de algún miembro del hogar o familiar cercano (12,4%) y el robo en la calle o vivienda (5,5%), pero los seguros nos son el mecanismo más popular para cubrir estos imprevistos.

“No existe una clara correlación entre los siniestros que más afectan económicamente a la gente y los seguros que más se venden, excepto quizás en el caso del seguro de vida”, resalta el análisis y agrega que del total de hogares que sufrieron choques, “seis de cada diez no contaba ni con ahorros o créditos en entidades financieras (inclusión financiera bancaria) ni con seguros”.

Al respecto, Rodríguez anotó que sobre la cultura de prevención, los colombianos somos reactivos. “Buscamos las necesidades de protección solo cuando vemos el riesgo latente, cuando sucede algún evento en el país es cuando los colombianos salen a buscar la protección”, anota.

Frente a los seguros de vida, el informe indica que el 19,2% de los hogares en el país adquiere uno, una proporción que baja a más de la mitad con el seguro de automóvil (8,4) y el de accidentes personales (4,4%). Para el caso de incendios y terremoto que cubra el hogar, solo el 3,3% de los hogares posee una póliza para esa eventualidad; mientras que solo el 2,8% está asegurado en caso de desempleo.

En ese orden de ideas, la mayor concentración de pólizas se concentra en estratos altos del país y en las grandes urbes. Por regiones y departamentos, Antioquia, la costa atlántica, Bogotá y la región central es donde más se adquieren seguros. En todos estos casos, la póliza predilecta es la de vida.

Respecto a esta póliza, el estudio indica que es la más conocida entre los colombianos, aunque principalmente en las zonas rurales del país. Con base en lo anterior, la principal razón para adquirir el seguro se sustenta en que quienes lo obtienen buscan proteger a los miembros del hogar, estar tranquilos ante las incertidumbres del futuro, actuar de manera responsable y estar financieramente preparados ante eventos inesperados.

“Proteger a los miembros del hogar es mucho más importante en el seguro de vida (41,5%) que en el seguro de automóviles (20,7%). Por el contrario, estar tranquilos frente a las incertidumbres del futuro es más importante en el seguro de automóviles (43,9%) que en el seguro de vida (30,5%”), precisa el análisis.

Sobre este último tema, Rodríguez precisó que el asunto tiene que pasar por un tema de cultura financiera, con el objetivo de profundizar penetración de este mercado. “Eso hace que colombianos seamos capaces de reconocer los posibles impactos de no contar con las medidas para afrontar una crisis, que nos permitan salvaguardar nuestro patrimonio”, puntualizó.

Siga bajando para encontrar más contenido