PIB mejoró en tercer trimestre, pero la recuperación va lenta

Según el Dane, la economía cayó 9% en ese periodo, jalonado por resultados del comercio, la construcción, y minas y energía.

En Colombia, solo Policarpa Salavarrieta ha sido impresa en nuestros billetes ($10.000).
POR:
maría camila gonzález olarte
noviembre 17 de 2020 - 10:00 p. m.
2020-11-17

Como habían alertado varios analistas, la economía del tercer trimestre mejoró frente a la caída histórica entre abril y junio, pues pasó de -16% a -9% en ese último periodo. Sin embargo, el sector privado y expertos señalan que la reactivación sigue siendo lenta y que reformas estructurales serán cruciales para volver a niveles previos a la pandemia.

(Lea: Desempleo, deuda y menor PIB, así será la economía del país al 2025)

Según reportó ayer el Dane, la caída de 9% del producto interno bruto de julio, agosto y septiembre estuvo jalonada, principalmente, por los malos resultados de las actividades de comercio, construcción, la explotación de minas y canteras, y las manufacturas.

(Lea: ‘Hasta 2022 el PIB estará al mismo nivel que en 2019’)

De acuerdo con Juan Daniel Oviedo, director del Dane, esas actividades aportaron 6,4 puntos porcentuales.

(Lea: Pandemia contagió a la deuda externa, que ya llega al 53,6 % del PIB)

“Tenemos que, para el caso de la explotación de minas y canteras, la caída tiene que ver con las actividades de petróleo, así como un -44,1% en la extracción de carbón”,detalló.

Y si se mira el año corrido, las actividades artísticas (-23,4%), la construcción (-23,4%), las industrias manufactureras (-11,1%) y la explotación de minas y canteras (-14,5) son las que más se han visto golpeadas por la pandemia. Por otro lado, las únicas tres actividades que vieron unos resultados en verde fueron la agricultura (2,8%), las financieras y de seguros (1,6%) y las inmobiliarias (2,1%).

Los resultados, que estaban dentro del rango de proyecciones que hicieron los analistas, siguen siendo una señal de que la recuperación es más lenta de lo calculado previamente.

De acuerdo con Martha Elena Delgado, directora de análisis macro y sectorial de Fedesarrollo, “es una recuperación que está en línea con lo que dice el mercado. La verdad es que nosotros teníamos un rango entre 8,7% y 9%. Es una caída acorde a lo que habíamos presupuestado. Ahora, era deseable que tuviéramos una cifra mejor. Lastimosamente no fue así”.

En ese sentido, Mauricio Santamaría, presidente de Anif, cree que aunque se vio una recuperación con respecto al segundo trimestre, “sí fue más lento de lo que pudo ser, porque podría haber llegado a un -7%”, le dijo a este diario.

Y aunque la reapertura de la economía se dio por completo en septiembre, en el último mes del periodo analizado se vieron algunas señales de recuperación de la demanda.

Para Mauricio Hernández, economista de BBVA Research, “el consumo privado mostró un buen dinamismo, no solo por el final del aislamiento restrictivo, sino también por las mejoras del mercado laboral que se dieron durante el trimestre. No obstante, el consumo aún se mantiene por debajo de sus niveles registrados en el mismo momento del año pasado”, explicó.

LO QUE SE VIENE

Con los resultados que se dieron a conocer ayer, varios analistas han puesto sobre la mesa la posibilidad de que el país haya entrado en una recesión técnica.

Luis Fernando Mejía, director de Fedesarrollo, precisamente manifestó en su cuenta de Twitter que “la economía colombiana no entró en recesión por tener dos trimestres consecutivos con crecimiento negativo. Ya había entrado en recesión desde el segundo trimestre, cuando se contrajo un 15,8%, algo que es inédito en nuestra historia moderna”.

Por su parte, Hernández también coincidió con Mejía y consideró que “la definición de la recesión es algo técnico y depende de la metodología que se adapte para determinarlas. Sin embargo, en general, el momento de mayor contracción fue en el segundo trimestre, porque en ese momento se completaron dos periodos consecutivos con variaciones intertrimestrales negativas”.

Ante ese panorama, los expertos coinciden en que será crucial pensar en reformas estructurales que aceleren la recuperación del país, teniendo en cuenta que la contracción acumulada al año va en 8,1%, mucho más profunda que la que prevé el Gobierno, de 6,8%.

Para Bruce Mac Master, presidente de la Andi, los resultados “indican que efectivamente se está viendo un proceso de reactivación, pero que vamos a la mitad del camino para recuperar los niveles que traíamos. (...) Vamos a tener un reto inmenso que requiere políticas económicas públicas para los próximos tres años.

El sector privado debe poner de lo suyo y el Gobierno generar las condiciones para hacer un esfuerzo adicional”.

Precisamente, la semana pasada el Comité de Regla Fiscal aseguró en un comunicado que, debido a una recuperación más lenta de lo esperado de la economía nacional, se volvieron a calcular las proyecciones de déficit fiscal y de PIB para el cierre de este año, un documento en el que aseguraron que serán necesarias reformas estructurales para que el país logre recuperar sus niveles previos a la pandemia.

ÍNDICE DE SEGUIMIENTO 

Además de los resultados que se dieron a conocer ayer del PIB del tercer trimestre, el Dane reveló el Índice de Seguimiento a la Economía (ISE) de septiembre, en el que se vio una recuperación frente a agosto, cuando el país todavía estaba en confinamiento estricto.

De acuerdo con Oviedo, las actividades que tuvieron resultados positivos fueron la agricultura y ganadería, seguido de las actividades inmobiliarias y las de financieras y de seguros.

En contraste, los sectores como comercio, manufacturas, actividades artísticas, e información y comunicaciones, entre otras, siguieron mostrando resultados en rojo.​

María Camila González Olarte
@CamilaGolarte
marola@eltiempo.com

Recomendados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido