Expertos analizan la tasa de desempleo de Colombia

Preocupa el lento rebote del empleo femenino. Dicen que la cifra se acerca a niveles previos de la pandemia, pero queda mucho por recorrer. 

Desempleo

Archivo Portafolio.co

POR:
Portafolio
diciembre 30 de 2020 - 04:09 p. m.
2020-12-30

El Dane dio a conocer este miércoles el más reciente informe del mercado laboral en Colombia, en el que se evidencia una caída del desempleo en el mes de noviembre al ubicarse en 13,3%. Aunque se trata de la tasa más baja desde que inició la pandemia y está cerca a los niveles previos a las cuarentenas, aún se mantiene por debajo de las cifras del año pasado. Expertos analizan el dato.

(Desempleo en Colombia sigue cayendo: en noviembre se ubicó en 13,3%). 

‘RECUPERACIÓN DEL EMPLEO HA VENIDO ACOMPAÑADA DE UN AUMENTO DE LA INFORMALIDAD’

Sergio Olarte, economista principal de Scotiabank Colpatria


“Las cifras siguen mostrando una normalización y una disminución gradual hacia niveles prepandemia, sin embargo, aún queda mucho camino por recorrer. Lo que se está evidenciando es que la pandemia ha generado efectos relativamente permanentes al mercado laboral. Es así como la pérdida de empleo, que si bien estaba muy alta en abril de este año (alrededor de 5.4 millones de personas), se ha estabilizado en 1.5 millones de personas.

En esta cifra estamos ya durante dos meses (octubre y noviembre). Adicionalmente ya se está mostrando que los sectores más afectados han sido los de alojamiento y servicios de comida que han mostrado un decaimiento en puestos de trabajo de 413 mil personas, de comercio y reparación de vehículos que han mostrado un descenso de 270 mil personas y las industrias manufactureras que han mostrado un decaimiento de 242 mil personas. Estos sectores representan la mayoría de las pérdidas de empleo de pandemia y están mostrando que los efectos permanentes en estos sectores han sido bastante fuertes.

Adicionalmente, la recuperación del empleo también ha venido acompañada de un aumento importante de la informalidad. Es así como los empleos formales cumplen casi con la totalidad de la caída de empleo en Colombia, de esta manera lo que se muestra es que si bien el mercado informal es mucho más flexible y ha sido capaz de adaptarse mucho mejor a estas nuevas circunstancias, es un reto bien importante para las autoridades y para los empresarios disminuir esta informalidad porque esta condición es menos productiva y adicionalmente no permite a los agentes de la economía, pensar en el largo plazo haciendo que la recuperación de la economía sea mucho más gradual.

(Reactivación económica jalonó el empleo al cierre del año). 


Por otra parte, también lo que hemos visto es que la mayor pérdida de empleos se está dando en las pequeñas empresas que tienen menos de diez empleados, esto también es otro de los grandes retos de las autoridades económicas para lograr satisfacer las necesidades de estos pequeños empleadores que la han pasado bastante mal durante esta pandemia.

En conclusión, si bien el mercado de empleo está ratificando que la recuperación de la economía gradual se está consolidando y podemos ser constructivos hacia un mejor crecimiento el próximo año, si deja algunas preguntas bien importantes acerca de la informalidad y adicionalmente el crecimiento tan importante del cerramientos de pequeñas y medianas empresas en Colombia.

‘LAS MUJERES SIGUEN SIENDO LAS MÁS AFECTADAS’

Paulo Sánchez, economista senior de BBVA Research

El Dane publicó los datos de mercado laboral correspondientes a noviembre, detallando que la tasa de desempleo nacional con datos desestacionalizados se ubicó en 14,9% reduciéndose frente a octubre cuando registró 15,6%.

La tasa de desempleo en las 13 principales ciudades se ubicó en 15,4%, superior al 10,4% observado en igual mes del año previo.

En noviembre los ocupados a nivel nacional aumentaron en 160 mil personas (0,78% M/M) con respecto a octubre, siendo el menor crecimiento desde julio, ralentizando la creación de empleo frente a los registros de los meses previos.

A nivel de inactivos nacionales se observó un quiebre de la tendencia de reducción observada desde mayo con un ligero incremento de 49 mil personas (de este total 45 mil se registraron en las 13 principales ciudades).

Entre mayo y noviembre ya se recuperaron 4,4 millones de empleos, de los 6,0 millones que se perdieron entre febrero y abril. Aún son 0,9 millones de personas más desempleadas que en febrero.

El número de desocupados a nivel nacional se redujo en 165 mil personas, de las cuales 137 mil se ubican en las 13 principales ciudades. Esto fue posible, en parte, gracias a que, por primera vez desde el punto más álgido de la pandemia, se redujo la fuerza laboral a nivel nacional.

Las mujeres siguen siendo las más afectadas: por cada hombre que perdió el empleo, son 1,7 mujeres las que lo perdieron; por cada hombre que entró al desempleo, 1,5 mujeres lo hicieron; y las mujeres aumentaron más su inactividad que los hombres con una relación de 2 a 1.

Empresas pequeñas (menos de 10 trabajadores) tienen un balance negativo: por cada empleo que se perdió en las empresas grandes, se perdieron 3,4 empleos en las empresas pequeñas.

Los empleados particulares (proxy de formalidad del sector privado): por cada empleado de cuenta propia que perdió el trabajo, 11,3 empleados particulares lo perdieron.

La tasa de desempleo en jóvenes se deterioró en 5,7pp, de 16,7% a 22,4%, más que en el promedio nacional (+4,8pp de 9,8% a 14,6%).

Hacia delante, el empleo se seguirá recuperando de forma gradual aunque a un ritmo cada vez menor. La ocupación no alcanzará el nivel que tenía antes de la pandemia antes de 2022.

Recomendados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido