Teletrabajo, una herramienta para la productividad

Empresas y colaboradores han reinventado sus rutinas con los elementos tecnológicos disponibles.

Teletrabajo

Confiar en los equipos de trabajo, elemento fundamental para el teletrabajo.

iStock

POR:
Portafolio
marzo 30 de 2020 - 09:18 p.m.
2020-03-30

Aunque hasta hace poco en Colombia y en el mundo el teletrabajo no era la constante del mercado laboral, la reciente expansión del coronavirus obligó a los empleadores –y por supuesto a los colaboradores de las compañías– a reinventar sus rutinas de trabajo de la mano de la tecnología. Sin duda, este es un asunto que para muchos es nuevo y que promete aportar –en el mediano plazo– al aumento de la productividad.

(Especial: #SíSePuede). 

Y al igual que lo han hecho las grandes empresas del país en esta época, las pequeñas y medianas compañías también han asumido el reto del teletrabajo por medio del aprovechamiento de los recursos tecnológicos que tienen disponibles.

Por ejemplo, la Cámara de Comercio de Bogotá, una de las organizaciones empresariales más importantes del país, asumió con anticipación el reto del teletrabajo como una forma de cuidar no solo la salud de sus trabajadores, sino de los empresarios, ciudadanos y otros actores.

Hasta ahora, lo que muestran las cifras de la Cámara, es que su productividad ha sido del 92%. Lo anterior pasa por la puesta en marcha de servicios virtuales como la renovación de la matrícula mercantil y, también, la realización de cursos de capacitación en línea de carácter gratuito.

(En la cuarentena, los bancos fortalecen canales digitales). 


A su vez, la Fundación Universitaria Konrad Lorenz señala que el teletrabajo ha sido planteado como una alternativa eficiente para afrontar la propagación del virus. La recomendación principal consiste en “enfocarse en ser productivo, identificar cuáles son los productos estrellas y dedicarle por lo menos el 20% del día para que sus resultados produzcan el 80% del objetivo esperado”.

Luz Marina Ramírez, docente investigadora de la Escuela de Negocios de la Fundación Universitaria Konrad Lorenz, afirma que “el teletrabajo es la mejor forma de contribuir a la productividad”. Incluso, señala, esta forma de trabajo no solo permite aumentar la productividad durante una jornada, sino generar ahorros importantes en rubros como alimentación, transporte público, gasolina, entre otros.

Entretanto, Gloria Gómez García, vicepresidente de Riesgos del Trabajo de la firma Aon Colombia, afirma que “la medida que se está adoptando en el país de trabajo remoto para acatar la medida de aislamiento obligatorio, además de evitar el aumento de contagios, permite que los trabajadores continúen con la relación laboral, sigan desarrollando actividades productivas, y permite además a las empresas ahorrar costos en gastos oficinas, tiempos de desplazamientos y optimizar la concentración de los colaboradores”.

A su vez, Tatiana González, directora de Recursos Humanos de la firma Zemoga (la cual desde hace 18 años trabaja en implementar modelos de trabajo remotos), señala que para un óptimo trabajo desde la casa deben tenerse en cuenta aspectos como confianza en los equipos de trabajo, contacto eficiente, disciplina y flexibilidad.

A su turno, Luis Carlos Guerrero, presidente para Colombia de la firma tecnológica CenturyLink, señala que uno de los retos que impone el teletrabajo es el tema de la supervisión, pues “estamos acostumbrados a la de la oficina y esta no existe en la casa. Los trabajos que ya son virtuales hoy por excelencia, muestran que las personas incluso son más eficaces y eficientes en un ambiente de teletrabajo”.

TELETRABAJO PARA LA COMPETIVIDAD 

Un informe de la firma Accenture, que tiene en cuenta los efectos de la actual pandemia, indica que esta coyuntura será fundamental para que las organizaciones y, por supuesto los líderes, tomen medidas no solo para proteger a las personas, sino para implementar la planificación para impulsar el teletrabajo a escala.

Además, este documento deja claro que las empresas deben ajustar sus lugares de trabajo para permitir que las personas trabajen remotamente a través de herramientas de colaboración digitales.

“Se debe comenzar a cultivar una cultura digital. Construir un lugar de trabajo basado en la confianza”, indica.

En segundo lugar, Accenture resalta que las organizaciones deben tener presente cómo responder a las necesidades de sus consumidores. Tercero, apunta este informe, las empresas tendrán el reto –en medio de estos tiempos de coronavirus– de garantizar la continuidad del negocio.

“Hay que asegurarse de que las relaciones con proveedores y entre empresas se desarrollan de manera efectiva. También, deben impulsarse nuevos procesos de negocio para crear nuevas formas de colaboración y de toma de decisiones. Se trata de impulsar un entorno de trabajo digital flexible. Si bien muchas organizaciones tienen alguna forma de entorno de trabajo remoto, la mayoría nunca ha realizado una prueba de continuidad de negocio de un trabajador a distancia”, resalta Accenture.

HERRAMIENTAS PARA LA PRODUCTIVIDAD 

El Gobierno Nacional, a través del Ministerio de las TIC, formuló una serie de herramientas –algunas desarrolladas por emprendedores apoyados por APPS.CO– para que las micro, pequeñas y medianas empresas puedan implementar para facilitar su operación durante la cuarentena.

Por ejemplo, estas recomendaciones indican que las redes sociales (y WhatsApp) son “excelentes canales para promocionar y vender productos de manera fácil y rápida, sin necesidad de tener abierto su negocio”.

Finalmente, el MinTIC recomienda a los empresarios –en tiempos de teletrabajo– adelantar procesos en la nube para “gestionar y compartir de forma segura la información de los procesos como la contabilidad, contactos de clientes, logística, inventarios y nómina” y realizar pagos y gestionar la cartera. 

DECÁLOGOS PARA TELETRABAJAR 

Según la Cámara de Comercio de Bogotá, muchas de las actividades que pueden hacerse desde la casa son: formular políticas y proyectos, hacer investigaciones, hacer seguimiento a iniciativas y dar asesorías.

Por otra parte, cada trabajador debe definir el espacio para hacer las actividades, definir un esquema de seguimiento a las tareas del día a día, establecer metas y horarios concretos con el equipo de trabajo, realizar pausas activas, respetar las horas de comidas y de descanso. Además, se recomienda usar plataformas para videoconferencias. 

Redacción de Economía y Negocios

Recomendados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido