Economía

‘TransMilenio aún no llega a la mitad de la demanda que tenía’

Distrito tuvo que aportar $1 billón adicional en 2020 para que el sistema siguiera funcionando. Este año terminaría el desmonte del Sitp provisional.

Felipe Andrés Ramírez

Felipe Andrés Ramírez, gerente general de TransMilenio destaca el avance hacia buses con tecnologías limpias.

TransMilenio

POR:
Laura Lucía Becerra Elejalde
febrero 14 de 2021 - 07:00 p. m.
2021-02-14

Los sistemas de transporte masivo se vieron altamente afectados por la pandemia de covid-19, pues a pesar de los menores ingresos por cuenta de los pasajes, las empresas tuvieron que seguir operando para garantizar el servicio. Felipe Andrés Ramírez, gerente de TransMilenio, explicó cómo la empresa se adaptó a las nuevas condiciones de operación, y en qué otros proyectos avanzan para este 2021.

(Lea: En 2021 esperan desmontar 3.700 buses de Sitp Provisional)

¿Cómo han manejado el impacto de la pandemia?

Existen dos líneas para hablar del 2020. Si miramos lo positivo, logramos que ingresaran 1.300 vehículos al sistema que ayudarán a mejorar la operación. Hoy ya tenemos 259 buses eléctricos en la ciudad, y el año pasado se adjudicaron 1105 buses adicionales.

El otro componente es la pandemia en sí misma. En el momento en que menos movilizamos personas transportamos 700.000 al día, y logramos que ingresaran de forma ordenada al sistema en el punto más crítico de la pandemia.

Con la reactivación volvió más gente al sistema, pero distintos estudios han encontrado que los sistemas de transporte no son el punto de mayor contagio, con el uso correcto del tapabocas, y ventilando los buses, podemos movernos de forma segura.

¿Cuál fue el impacto en las finanzas?

El año pasado nos llevó a una situación crítica, porque de todas formas tenemos que asegurar que haya transporte público. Los ingresos de TransMilenio vienen de dos fuentes, las tarifas de los usuarios, y de lo que paga el Distrito para subsidiar todo lo que cuesta el sistema. El año pasado el subsidio del Distrito fue de cerca de $1 billón adicional. Bogotá subsidia normalmente el 30%, pero la pandemia generó un gasto adicional en el sistema.

¿Qué tanto cayeron los pasajeros frente a un año normal?

Para hacernos a una idea, en un día promedio de 2020 se movilizaron 2 millones de personas; este año, si miramos un día de la última semana, se están movilizando unos 1,7 millones de pasajeros, pero en condiciones normales moveríamos cerca de 4 millones, eso quiere decir que todavía no hemos llegado ni siquiera a la mitad de la demanda. Eso tiene consecuencias, seguiremos con costos altos hasta que se recupere la demanda en el sistema.

¿Cuánto le cuestan los colados al sistema?

Es un cálculo difícil, son mediciones que se hacen en momentos muy específicos, tenemos una de antes de la pandemia, y estimábamos que los colados podían estar costando cerca de $200.000 millones al año al sistema, pero puede que hoy haya cambiado la cifra.

¿Con qué porcentaje de la flota están operando?

Con el 100%. La demanda no se comporta uniforme todo el día, ubicamos la flota dependiendo del lugar y los horarios. Esto ayuda a optimizar los recursos, porque tenemos que cuidarnos de la pandemia, pero también cuidar las finanzas de la ciudad.
En el componente troncal la flota es de 2.236 buses y 787 alimentadores, y en el zonal hay aproximadamente 6.186 vehículos.

¿Cómo va la integración de los vehículos con tecnologías limpias?

Ese motivo de orgullo, tenemos en este momento la flota más grande adjudicada del mundo en buses eléctricos, fuera de China. Estamos en la vanguardia. Por supuesto, aún tenemos buses a gas, y diesel, pero también son tecnologías que han avanzado, y están generando menos emisiones en vehículos nuevos.

¿Y el desmonte del Sitp Provisional?

Esto va atado a los buses eléctricos que están llegando, hay un momento de transición. La idea es que al final de este año salga el total del provisional, o por lo menos la mayoría, y por tarde en 2022 el sistema esté totalmente integrado.

¿Cuántos vehículos se espera salgan este año?

Hay un componente que corresponde al Distrito, con los buses de las empresas que no están ya en el sistema Egobus, Coobus y Tranzit, y hay otro componente que corresponde a los operadores. En total hay 3.700 vehículos que están por salir de circulación.

¿Qué viene para las nuevas troncales?

En este momento la Av. 68 ya fue adjudicada, al igual que la Av. Cali en su parte sur, y la extensión de la Caracas desde Molinos hasta el Portal Usme ya fue adjudicada también. Quien ejecuta las obras es el Instituto de Desarrollo Urbano (IDU), la Caracas ya inició obras y la Av. 68 y la Cali están ad portas de iniciar. La fase 2 y 3 de Soacha también fueron adjudicadas, esa obra está a cargo de la Gobernación y el municipio, pero participamos en la estructuración técnica.

¿Cuánto iniciarán la 68 y la Cali?

La Av 68. a finales de febrero o inicios de marzo inicia un cambio de etapa, el IDU ha dicho que se pasa de preconstrucción, a un inicio gradual por tramos de una etapa de construcción. La Av. Cali, según el IDU tiene 6 meses de etapa preconstrucción.

¿Cuántas obras adelantan en las estaciones?

En este momento se están interviniendo 43 estaciones, estas obras están a cargo del IDU. Vamos a tener más espacio para los usuarios en las estaciones.

¿Qué otros planes hay para 2021?

Vienen proyectos muy importantes, seguir con el desmonte del provisional y la implementación de los buses que hacen falta, y otro gran proyecto que tenemos es la creación del operador público de transporte, que esperamos inicie el otro año.

Laura Lucía Becerra Elejalde
En Twitter: @LauraB_Elejalde

Destacados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido