Economía

Mientras mayor nivel educativo, aumenta el interés en vacunarse

Según el Dane, la intención de hacerlo subió 4,1 pps en diciembre. Quibdó, Pasto y Riohacha, con más disposición.

Vacuna

En diciembre, el 59,9% de los colombianos dijo que sí se pondría la vacuna y el 40,1% respondió que no lo haría.

EFE

POR:
Portafolio
enero 25 de 2021 - 09:00 p. m.
2021-01-25

A dos meses de empezar el plan de vacunación, en diciembre, el 40,1% de los colombianos dijo que no se pondría el biológico. Y si se miran en detalle la cifras, se puede observar que entre más alto es el nivel educativo, hay más interés de  inmunizarse.

(Lea: Así será la ruta y proceso de vacunación contra el covid en Colombia)

Eso reportó ayer el Dane a través del Pulso Social, en el que también reveló que la disposición de los colombianos a vacunarse aumentó 4,1 puntos porcentuales (pps) en diciembre. Ese resultado se conoce después de que se evidenciara una tendencia a la baja de ese interés entre julio y noviembre, cuando hubo una caída de 16,9 pps durante esos dos meses.

(Lea: Vigilancia privada pide ser prioritaria en la vacunación)

En diciembre, el 59,9% de los colombianos dijo que sí se pondría la vacuna y el 40,1% respondió que no lo haría. Y si se mira por sexo, el 64,1% de los hombres dijo estar dispuesto y el 57,3% de las mujeres contestó afirmativo.

(Lea: Vacunas del fondo Covax llegarían al país en febrero)

Uno de los motivos que pueden explicar la mayor disposición tiene que ver con que a principios de diciembre se supo que Reino Unido aprobó la vacuna de Pfizer y empezaría su distribución, y la encuesta del Dane se hizo entre noviembre y diciembre.

Llama la atención, igualmente, que en el trimestre móvil entre octubre y diciembre de 2020, el porcentaje de personas que sí se pondría la vacuna va aumentando a medida que el nivel educativo es mayor.

Según el Dane, el 49,9% de las personas con ningún nivel educativo, el 53,8% con primaria y secundaria; el 58,4% con educación media, el 63,5% con estudios técnicos y el 64,9% de colombianos profesionales y con posgrado sí se pondrían el biológico.

Si se mira por ciudades, también cabe resaltar que Cali (54,2%), Bucaramanga (44,5%), e Ibagué (42,5%) son las tres urbes con menor intención de ponerse la vacuna, pues están por encima del promedio nacional.

En contraste se ve que Quibdó (75,3%), Riohacha (74,1%) y Pasto (72,2%) fueron las ciudades que respondieron, muy por encima del promedio nacional, que sí están dispuestos a ponerse la vacuna contra el coronavirus.

Ante los motivos que explican por qué casi la mitad de los colombianos no se pondría la vacuna, el 56,2% cree que es insegura debido a potenciales efectos adversos; el 19,9% respondió que no cree que pueda ser lo suficientemente efectiva; y el 9,7% dice que ésta puede ser utilizada para manipularlo.

El resto se reparte en quienes creen que el coronavirus no sea peligroso para su salud, está en contra de las vacunas en general y otro porcentaje dijo que ya se contagió del virus.

Estos resultados se conocen a una semana de que empiece el mes en el que el Gobierno  empezará con su plan de vacunación, que iniciará vacunando a los mayores de 80 años y a las personas que trabajan en el sector salud y que están más expuestas a contagiarse.

Aún así, el Gobierno no ha dado las fechas exactas en las que comenzará ese proceso en el país.

EL ÁNIMO Y LAS EXPECTATIVAS

En la sexta entrega del Pulso Social, que también busca hacer una radiografía de las expectativas de los hogares sobre sus ingresos, la economía del país, y el bienestar subjetivo, reveló que la confianza de las familias cerró el 2020 con más pesimismo.

Precisamente, el departamento estadístico muestra que el índice de confianza del consumidor tuvo un leve retroceso en diciembre, cuando el indicador fue de 33,7, frente al 34,4 de noviembre.

Como lo señaló Juan Daniel Oviedo, director del Dane, eso se explica porque hay menores expectativas de la situación económica de los hogares y del país, pues ante la pregunta de lo que esperan que pase en el próximo año, hubo una caída de -1,49 pps y 1,37 pps, respectivamente.

Eso se traduce en que en diciembre el 26,9% de los hogares dijo que la situación económica del país estaría peor, el 6,5% dijo que mucho peor y el 32,2% dijo que estaría mejor. En cuanto a las expectativas del panorama para las familias, el 14,5% dijo que estaría peor; el 42,5% cree que estará igual.

Si se mira por ciudades, las más pesimistas sobre el futuro de la situación económica del país en un año son Manizales, Ibagué, y Sincelejo, que respondieron que estaría peor o mucho peor con 59%, 54,1% y 52,7%, respectivamente.

Asimismo, en cuanto al estado de ánimo de los colombianos este también empeoró en diciembre. Según la encuesta que hizo el Dane, el 40,9% de los consultados en las 23 ciudades dijo estar muy preocupado por contagiarse de coronavirus, mientras que un 34% respondió lo mismo en noviembre de 2020, es decir, un aumento de 6,9 puntos porcentuales en ese indicador.

Esa preocupación es más alta en Riohacha (58,4%), Neiva (54,2%) y Popayán (53,6%) y es más baja en Tunja (13,6%), Cartagena (19,3%) y Florencia (24,3%).

MAYORES CARGAS DE CUIDADO

Otro de los puntos que mide el Pulso social del Dane es la carga de cuidado que pueden tener las personas por cuenta de la pandemia.

De acuerdo con el departamento estadístico, el 23,5% de las personas siente que ha tenido mayores cargas domésticas, situación que es peor para las mujeres, pues el 29,6% dijo que sentía esa sobrecarga, mientras que el 13,8% de los hombres contestó afirmativamente.

Por ciudades, las mayores cargas para las mujeres están concentradas en Sincelejo (62,7%), Popayán (56,4%), Villavicencio (46,6%), Bogotá (42,7%), Pereira (40,2%), Santa Marta (40,1%), Valledupar (39,3%) y Pasto (39%).

Destacados

  • ECONOMIA
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido